Inicio > Ciencia, Escepticismo, Magufadas, Medicina > El peligro de la sanación por la fe

El peligro de la sanación por la fe

3 noviembre, 2011

¿Sanación por la fe? Que se lo digan a esta niña cuyos padres llevaron su fe demasiado lejos. Y ya van….


  1. Martillo
    3 noviembre, 2011 en 9:05

    Al margen de que paguen o no los costes de los servicios médicos, imagino que el nuevo tutor legal de la niña, el estado supongo, reclamará una indemnización por el daño causado a la niña. Digo yo…nuse.

  2. Rhay
    3 noviembre, 2011 en 12:04

    Es como para tirarse de los pelos, os lo juro… ¡Si es que vamos como los cangrejos, coño!

  3. 3 noviembre, 2011 en 12:33

    Más allá de la asistencia médica que la niña recibió a tiempo, afortunadamente, más allá de la pena de cárcel a los padres (60 días me parecen escasos),y más allá de la retirada de la custodia, el juicio se centra en el pago de los servicios médicos.

    – El hospital ha cobrado de la agencia estatal que acogió a la niña, es decir, ha cobrado de fondos públicos del estado.
    – El estado denuncia a los padres para que se hagan cargo de las facturas y recuperar así ese dinero público.
    – Los padres alegan que fue el estado el que decidió tratar médicamente a la niña, que a ellos les bastaba con rezar, por lo que ellos no son responsables de pagar.

    Dos cosas:

    1.- Eso es control de los fondos públicos, si señor. Les envidio.
    2.- Eso pasa por no tener una sanidad pública en condiciones. No les envidio.

  4. Albireo
    3 noviembre, 2011 en 13:13

    Charro :1.- Eso es control de los fondos públicos, si señor. Les envidio

    Y no como aqui, que si a alguien se le ocurre subir a La Pedriza en tacones, luego el helicóptero lo pagamos todos.

  5. Albireo
    3 noviembre, 2011 en 13:15

    Perdón por el off-topic…

  6. Rhay
    3 noviembre, 2011 en 13:21

    En cualquier caso, aunque tengan un control exhaustivo de los fondos públicos, e incluso teniendo en cuenta que en los Estados Unidos no hay una Sanidad Pública al uso de los sistemas europeos, lo que yo creo que hay aquí es un flagrante delito de negación de socorro. Por lo tanto, vale, a mí que les reclamen los dineros empleados en su curación me parece bien, pero lo que no me parece bien es que ante un claro delito sólo se les haya condenado a 60 días de cárcel. Yo creo personalmente que hay casos que deberían ser juzgados como homicidio en grado de tentativa, o al menos, como un delito de lesiones. Está claro que si a esta niña no se la hubiera tratado, probablemente se habría quedado ciega. Para mí, eso es una lesión, y grave, por lo que deberían haber sido condenados a penas más altas.

    No sé cómo es la legislación exactamente en ese Estado de los USA, pero en España, el Código Penal en sus artículos 147.1 y 148.3 explican lo siguiente:

    Art. 147.1 CP: El que, por cualquier medio o procedimiento, causare a otro una lesión que menoscabe su integridad corporal o su salud física o mental, será castigado como reo del delito de lesiones con la pena de prisión de seis meses a tres años, siempre que la lesión requiera objetivamente para su sanidad, además de una primera asistencia facultativa, tratamiento médico o quirúrgico. La simple vigilancia o seguimiento facultativo del curso de la lesión no se considerará tratamiento médico.

    Y sigue el Art. 148.3, que dice: Las lesiones previstas en el apartado 1 del artículo anterior podrán ser castigadas con la pena de prisión de dos a cinco años, atendiendo al resultado causado o riesgo producido: 3. Si la víctima fuere menor de doce años o incapaz. E incluso el punto 5 dice: Si la víctima fuera una persona especialmente vulnerable que conviva con el autor. Creo que un bebé es una persona especialmente vulnerable.

    Es que es el caso. A estos padres los deberían haber condenado, al menos, a cinco años de cárcel, no a 60 días. Es más, además de todo esto, hay un delito de maltrato infantil, ya que uno de los supuestos que define la ley como maltrato infantil es la negación de asistencia médica.

    Por lo tanto, genial que les reclamen los dineros, pero ¿quién vela por los derechos de esa niña?

    Voy a decir una bestialidad que procede de lo más profundo de mis vísceras, y que por tanto no es racional, pero cuando veo casos como este, me pregunto por qué hay padres a los que no se les esteriliza para que no vuelvan a maltratar de esa manera a un hijo.

  7. 3 noviembre, 2011 en 14:00

    Pues sí Rhay, tienes razón, tanto control, tanto test y tanta pregunta cuando quieres adoptar un niño, sabiendo de antemano que ese niño va a tener una vida infinitamente mejor que la que lleva antes de la adopción, y no te digo nada si los solicitantes son una pareja gay o lesbiana, para luego rasgarnos las vestiduras cuando vemos (y todos conocemos a algunos) padres que son un puto desastre a los que muchas veces habría que retirarle la custodia de los hijos.

    Pero a estos no les ha preguntado nadie nada, simplemente porque están “felizmente” casados por la ceremonia de la secta apostólica romana si son católicos, porque han saltado correctamente la escoba si son gitanos, o por la puesta en escena del absurdo rito que corresponda. Luego te enteras de cosas como la de la niña esta de USA, o lo del niño que murió de neumonía en Italia porque sus padres no lo llevaron al médico y decidieron tratarlo con homeopatía.

    Está claro un niño estará mucho mejor con unos padres ateos y con formación científica.

    Hala, ya lo he dicho, ahora que me vengan los católicos absurdos a hablarme de moral cristiana y los pseudohippys a decirme que la homeopatía funciona que aquí los espero.

  8. Rhay
    3 noviembre, 2011 en 14:57

    Te diré, amigo Charro, que a mi marido y a mí nos negaron la adopción de una niña china porque somos homosexuales… Y te estoy hablando de dos personas licenciadas respectivamente en Geografía y Derecho y con, a mi entender, bastante espíritu crítico. Pero como ninguno de los dos teníamos vagina, pues a mamarla a Parla. Ahí queda eso. Luego veo a padres que maltratan a sus hijos, y se me abren las carnes…

  9. 3 noviembre, 2011 en 18:09

    Esas son las cosas a las que me refiero. Seguro que a dos patanes del Opus, que lo único que tiene es dinero, no les ponen ninguna pega, aunque apunten al niño a catequesis causándole maltrato psicológico.

    Seguramente lo habrás leído, pero por si acaso, aquí te lo dejo Rhay. Saludos

    ———————————————————————————————————————————-
    Yo tambien estoy de acuerdo con los matrimonios entre católicos.

    Estoy completamente a favor del permitir el matrimonio entre católicos. Me parece una injusticia y un error tratar de impedirselo. El catolicismo no es una enfermedad. Los católicos, pese a que a muchos no les gusten o les parezcan extraños, son personas normales y deben poseer los mismos derechos que los demás, como si fueran, por ejemplo, informáticos u homosexuales.

    Soy consciente de que muchos comportamientos y rasgos de caracter de las personas católicas, como su actitud casi enfermiza hacia el sexo, pueden parecernos extraños a los demás.

    Sé que incluso, a veces, podrían esgrimirse argumentos de salubridad pública, como su peligroso y deliberado rechazo a los preservativos. Sé también que muchas de sus costumbres, como la exhibición pública de imágenes de torturados, pueden incomodar a algunos.

    Pero esto, además de ser más una imagen mediática que una realidad, no es razón para impedirles el ejercicio del matrimonio.

    Algunos podrían argumentar que un matrimonio entre católicos no es un matrimonio real, porque para ellos es un ritual y un precepto religioso ante su dios, en lugar de una unión entre dos personas. También, dado que los hijos fuera del matrimonio están gravemente condenados por la iglesia, algunos podrían considerar que permitir que los católicos se casen incrementará el número de matrimonios por “el qué dirán” o por la simple búsqueda de sexo (prohibido por su religión fuera del matrimonio), incrementando con ello la violencia en el hogar y las familias desestrucuturadas. Pero hay que recordar que esto no es algo que ocurra sólo en las familias católicas y que, dado que no podemos meternos en la cabeza de los demás, no debemos juzgar sus motivaciones.

    Por otro lado, el decir que eso no es matrimonio y que debería ser llamado de otra forma, no es más que una forma un tanto ruín de desviar el debate a cuestiones semánticas que no vienen al caso: Aunque sea entre católicos, un matrimonio es un matrimonio, y una familia es una familia.

    Y con esta alusión a la familia paso a otro tema candente del que mi opinión, espero, no resulte demasiado radical: También estoy a favor de permitir que los católicos adopten hijos.

    Algunos se escandalizarán ante una afirmación de este tipo. Es probable que alguno responda con exclamaciones del tipo de ” ¿Católicos adoptando hijos? ¡Esos niños podrían hacerse católicos! “.

    Veo ese tipo de críticas y respondo: Si bién es cierto que los hijos de católicos tienen mucha mayor probabilidad de convertirse a su vez en católicos (al contrario que, por ejemplo, ocurre en la informática o la homosexualidad), ya he argumentado antes que los católicos son personas como los demás.
    Pese a las opiniones de algunos y a los indicios, no hay pruebas evidentes de que unos padres católicos estén peor preparados para educar a un hijo, ni de que el ambiente religiosamente sesgado de un hogar católico sea una influencia negativa para el niño. Además, los tribunales de adopción juzgan cada caso individualmente, y es precisamente su labor determinar la idoneidad de los padres.

    En definitiva, y pese a las opiniones de algunos sectores, creo que debería permitirseles también a los católicos tanto el matrimonio como la adopción.

    Exactamente igual que a los informáticos y a los homosexuales.

  10. Martillo
    3 noviembre, 2011 en 18:37

    ¿Cuales eran las circunstancias económicas de esta familia? Ricos no serían. Siempre está detrás la misma perversidad común de las religiones, y especialmente del cristianismo: sufrir es bueno, los pobres sufren, los pobres son buenos. ¡Bendita pobreza! La justicia no es cosa de Dios, es mejor agachar la cabeza, rezar y dejar que la gente se muera sin hacer gasto y sin abrir la boca.

  11. gatameiga
    3 noviembre, 2011 en 19:25

    Charro, me ha encantado el texto que has aportado. Pasándome por tu blog he visto que desconoces la autoría, una lástima, pues a mi también me gustaría saber quien ha escrito semejante genialidad.
    Rhay, no conocía tu caso, lamento mucho la situación (Muy desagradable, por cierto, no quiero ni imaginar la cara que se os quedaría ante semejante excusa barata y homófoba, dime a quién tengo que morder, que voy), y vista la mención a tu marido, espero que no ocurra nada con vuestro matrimonio si ganara las elecciones el partido popular, ahora te has añadido a mi lista de gente por la que sufro xD

    En cuanto a la noticia, ¿Qué decir que no se haya dicho ya, no en este tema, sino en este blog? Lo que más me sorprende es que los padres no parecen tener remordimiento alguno. Quizá he visto poco de ellos en el vídeo y la calma era solo apariencia, pero el simple hecho de recurrir para ahorrarse unas “pelas” cuando ese dinero salvó la vida de su hija me parece de ser, verdaderamente, unos desgraciados insensibles sin ningún amor paternal por la pobre criatura.

  12. Efraín González Cruz
    3 noviembre, 2011 en 20:51

    El texto que hace referencia Charro se lo atribuye un tal Psicobyte con fecha de 18 de octubre de 2004. El link es el siguiente: http://www.psicobyte.com/articulo/matrimonio_y_catolicos/comentarios

    Tampoco puedo afirmar que sí haya sido el primero en escribirlo, pero en los comentarios él dice que gracias pero todo se lo debe al esfuerzo intelectual de la curia y la clase política, y que se alegra que no haya existido gente furibunda, porque al escribir eso pensó que sería flameado. Así que se lo atribuye

    Debo decir que aunque soy creyente es un texto muy humorístico, y muy bien hecho. Tampoco tengo nada en contra de los homosexuales, y me parece muy bien que se casen.

    Lo extraño es que no hayan localizado el texto. No hubo más que copiar y pegar la primer frase en google, y la referencia 1 es el sitio del usuario Psicobyte.

  13. 3 noviembre, 2011 en 22:56

    “Voy a decir una bestialidad que procede de lo más profundo de mis vísceras, y que por tanto no es racional, pero cuando veo casos como este, me pregunto por qué hay padres a los que no se les esteriliza para que no vuelvan a maltratar de esa manera a un hijo.”

    Rhay, sinceramente no me parece que lo que dices sea una bestialidad. Si una persona sostiene una profunda convicción que avala y justifica el maltrato de sus hijos, no habría por qué permitirle que los tenga. Pero yo les daría una opción: Reeducación. Se les educa para que efectivamente dejen de pensar y actuar como lo hacían (y se comprueba que esto sea así), o de lo contrario, se les esteriliza. Así no se pasa a llevar su libertad de culto (?).

    Desde otro punto de vista, me parece inaceptable que se reconozca la existencia de entidades sociales que fomenten el maltrato por omisión (sí, esa secta que “enseña la sanación por fe”) y que se siga permitiendo su existencia. Sé que siguiendo esta línea argumental habría que optar por la desmantelación de las religiones organizadas (todas, en mayor o menor medida, atentan contra los individuos), y que eso no se va a poder (es políticamente incorrecto, lo sé), pero este caso es demasiado claro: sus creencias dicen que nieguen la asistencia médica, un derecho básico.

    Levemente off-topic: Yo apoyo la polémica opinión de que ANTES de permitir que alguien tenga hijos, se debe probar que está psicológicamente apto para criarlos.

  14. azthor
    3 noviembre, 2011 en 23:05

    Rhay, es una lastima que no te hayan aprobado la adopción. Bueno aunque que se puede esperar de un gobierno abiertamente hostil (el de China).

  15. 4 noviembre, 2011 en 0:04

    @Charro: genial.

  16. 4 noviembre, 2011 en 11:30

    Corregida y enlazada la autoría del texto, gracias Efraín.

  17. Uri
    4 noviembre, 2011 en 16:49

    Lo de las adopciones tiene una parte de logica.Ante unos padres corrientes (biologicos) no puedes poner condiciones previas porque el tener o no tener hijos forma parte de la libertad del individuo.
    Ante unos padres adoptivos es obvio que hay que hacer algunas averiguaciones sobre su idoneidad, no daremos a un niño en adopcion si sospechamos que no sera bien atendido.

    Dicho esto, obviamente se da una situacion injusta per se cuando a alguien se le mira con lupa so idoneidad mientras que otros pueden ser tan inutiles como quieran.

    Pero las adopciones ha de gestionarlas alguien y ese alguien debe seguir unos protocolos.

    Otra cosa es que alguien que gestione esto piense que la homosexualidad es un factor negativo para eso.No quiero entrar en los motivos de eso (homofobia) porque mas o menos ya se sabe el origen (que es ir mal follado).
    Este gestor que nego a Rhay y su marido la adopcion, seguramente pensaba que la influencia de dos padres gay haria que el niño tambien fuera gay y eso sucede porque ese gestor cree que la homosexualidad es mala.
    Lo que haria falta en este caso es un senegales de 1,90 que pasase un par de noches con el gestor.Pasado esos dos dias no tendria problema alguna en conceder la adopcion.

    En cuanto a los padres biologicos, si creo que ante ciertas cosas o actitudes debieran perder la custodia.No por una question de maldad o mala fe.Pero si por estupìdez alguien es capaz de dejar a su hijo ciego, esa persona ha demostrado que no es responsable como para tener la custodia de un niño.

  18. borigirl
    1 enero, 2013 en 2:21

    Ayer precisamente estaban hablando en la omilia sibre los derechos de los gays. Fue aberrante. Ese dano psicologico que tendria el nino por tener dos padres o dos madres uff … No que va … Nada que ver con el dano psicologico que sufren los ninos cuando les hablan del infierno, de la existencia del demonio, de la apocalipsis y de que son pecadores que pueden condenarse en las llamas con un monstruo cornudo esperandote.
    Sobre el tema, he venido de una familia muy religiosa y les puedo decir que he sufrido maltrato fisico y psicologico a raiz de la creencia religiosa. No son malos padres, y no todo es negativo, pero hubiese querido que hubiesen abordado las cosas conmigo de otra manera, me hubiesen evitado mucho sufrimiento. Mis mejores deseos para la bebe.

  1. 3 noviembre, 2011 en 10:34
Los comentarios están cerrados.
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.312 seguidores

%d personas les gusta esto: