Inicio > Actualidad, Ciencia > La ciencia en España va mal, ¿culpa exclusiva de los políticos?

La ciencia en España va mal, ¿culpa exclusiva de los políticos?

14 enero, 2012

 

El herrerillo chivato

Tras conocer de primera mano y posteriormente por medio de la prensa que Emilio Lora-Tamayo va a dirigir el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, la mayor  institución pública española de investigación, me decido a enviar la noticia al portal de noticias menéame. Me ha soprendido la poco repercusión obtenida, pero aún me ha resultado más sorprendente que un par de habituales de este portal, Carme y Habladorcito, la califiquen de “Irrelevante”. Quizás el poco desarrollo científico de nuestro país no haya que buscarlo en nuestra clase dirigente, sino dentro de nuestra propia sociedad.

  1. 14 enero, 2012 a las 17:27

    Como yo lo veo, los políticos buscan lo mejor para su imagen ante la mayoria. Al igual que un programa de televisión que va a emitir lo que vende mas, lo que interese a mayor número de personas, el político va a mostrar lo que mas le convenga para agarrar el escaño al que aspire. En ese sentido ellos (los políticos) no tienen la culpa.

    Siempre tenemos de una u otra manera el gobierno que nos merecemos. O el que la mayoria merece

    Me gusta

  2. 14 enero, 2012 a las 18:08

    Espera, no creo que nadie con ojos en la cara pensara que la población española media se preocupa por la ciencia…

    Me gusta

  3. Jose Manuel
    14 enero, 2012 a las 20:47

    Desgraciadamente, como las instituciones oficiales y educativas no cuidan el desarrollo de la Ciencia en España, hacen mucha falta blogs e iniciativas desde dentro del mundo cientifico (como este vuestro) para divulgar el pensamiento y la educación cientificas al margen del Estado, para ir al menos despertando el interes y apoyo en las masas populares hasta que sea un clamor el apoyo institucional decidido al desarrollo de la Ciencia en gran escala.

    Se que es utópico quizas, pero dado el panorama, mucho me temo que es la unica y muy pequeña posibilidad que queda.

    Me gusta

  4. 14 enero, 2012 a las 21:34

    Lo siento no estoy de acuerdo.

    La ciencia en España NO VA MAL. Uso mayúsculas a propósito.

    Estoy cansado de esta visión negativa que nos empeñamos en dar.

    La ciencia en España puede mejorar pero no va mal.

    Podemos mejorar en generación de patentes. Podemos mejorar en gestión de la ciencia. Podemos mejorar en eliminar algunas duplicidades.

    La mayoría de los científicos trabajan a destajo y la prueba está en el crecimiento espectacular, cuasi milagroso, de nuestra producción científica.

    Además algunos divulgamos con lo que ciencia cada vez tiene mas presencia.

    La ciencia va bien e irá mejor.

    Al tiempo, tiempo.

    Salud

    Antonio Figueras

    Me gusta

  5. 14 enero, 2012 a las 21:45

    Hola Antonio, gracias por tu optimista análisis, se agradecen las bocanadas de aire fresco. Yo hay días que lo veo así, esos días coinciden con un gobierno que inicia la legislatura con ganas y enchufa dinero al sistema (esta vez no ha sido el caso), pero luego los ánimos decaen cuando esa financiación no se sostiene, veo que la mayoría de las empresas españolas quieren saber poco de I+D, que muchos jóvenes doctores han de marchar fuera y no pueden volver. La formación es buena, de eso no me quejo, la proporción de publicaciones de primera línea para lo que se invierte es magnífica (que salgan Nature o Science con la financiación que existe es milagroso y da idea de la calidad de los investigadores), pero los indicadores están ahí, estamos lejos de los grandes, y si se abandona la inversión, cada vez más lejos.
    Saludos

    Me gusta

  6. J
    14 enero, 2012 a las 22:10

    Has descubierto la pólvora…

    Me gusta

  7. Jose
    14 enero, 2012 a las 23:07

    En general la ciencia siempre ha sido un tema de elite. Siempre fue un círculo más o menos cerrado, las comunicaciones e investigaciones jamás se pensaba que debía llegar a las masas (el origen de las publicaciones iba por la correspondencia entre los científicos de otra época para comunicarse entre ellos). Incluso alguna vez leí que Newton a propósito había escrito su famoso libro de manera casi ilegible para que no llegara cualquiera a preguntarle cosas.

    Aún hoy en día, los científicos que se dedican a la divulgación son pocos y no siempre bien mirados. Esto genera que diarios, revistas u otros medios tomen la batuta pero muchas veces se les serrucha el piso porque ocn el afán de vender la nota exageran hasta proporciones ridículas.

    En este sentido, internet a través de pags como ésta genera plataformas y espacios que podrían masificarse y son muy útiles. Pero el problema es que internet está lleno de basura y saber discriminar la información para legos puede ser complicado.

    Soy de la idea que mucho de la responsabilidad del por qué no se invierte más en cienica, recae en los propios científicos elitistas que se manejan como un grupo cerrado donde se habla y escribe para ellos. Así es imposible que las masas entiendan la importancia de la ciencia y los políticos por añadidura no lo tendrán en su agenda como prioridad.

    A dedicarse más a la divulgación, a las masas, ciencia para idiotas, presentaciones en colegios y ferias científicas! Así es como se llegará a las masas y será la única forma de conseguir que se de la importancia que merece (es casi ley en todos los países que si hay que recortar, se van por el lado de las ciencias)

    Me gusta

  8. J.M.
    15 enero, 2012 a las 1:52

    Ya me gustaría saber lo que hubiera tardado en subir a portada el “notición” de que Mouriño se ha morreado con Belén Esteban u cualquier otra gilipollez por el estilo…

    Lo siento, Antonio, mi valoración es muy diferente: la ciencia en España va de culo, y si no está hundida en la miseria para siempre y existe esperanza, es gracias a la enorme voluntad (mal pagada y poco agradecida) de la gente como tu, que investiga por una motivación más altruista que la del mito de los Lemmings, y luego encima divulga gratis (la cama ya se da por supuesta).

    Estamos donde estamos gracias a los investigadores y a pesar de los gestores. Así de claro.

    Personalmente, no creo que la culpa sea del público, a pesar de los descerebrados de menéame y de la escasa cultura e interés científico de la población. Echar la culpa de cómo está el panorama científico al hecho de que la gente tiene poco interés por la ciencia es invertir la realidad. La población en general tiene poco interés por la ciencia porque ni se invierte, ni se divulga, ni se sabe mostrar en todos los niveles. Es como la excusa de programar televisión basura “porque es lo que le gusta a la gente”.

    Resulta que ahora están de moda los programas de preguntas -más o menos- culturales, y arrasan en audiencia, copíandose las cadenas. ¿Coño, pero lo que gustaba no era la prensa rosa? Que no me lo creo.

    Me gusta

  9. Uri
    15 enero, 2012 a las 10:38

    En relacion al tema tengo una pregunta:
    La ciencia en España, ¿Ha estado alguna vez mejor que en el momento actual?

    “Estamos donde estamos gracias a los investigadores y a pesar de los gestores. Así de claro.”

    Ciertamente, pero al final, los gestores no provienen del eter. Digo esto porque ultimamente parece que los politicos y los gestores no formen parte de la sociedad. Parece que procedan de un grupo externo, de algun tipo de casta ajena al resto de la sociedad.
    Los gestores proceden de la misma sociedad que el resto de los ciudadanos y tienen los mismos defectos que el comun de los integrantes de la sociedad.
    Los gestores son tan incompetentes y corruptos como el resto de los ciudadanos.

    Encuentro irritante la hipocresia de la mayoria de ciudadanos que exigen un honestidad que ellos no tienen (la corrupcion no esta ni mucho menos limitada a la clase politica) ni tienen intencion de tener.
    Parece obvio que en una sociedad esencialmente honesta, los dirigentes tambien seran esencialmente honestos.
    En una sociedad como la nuestra donde el ciudadano totalmente honesto es considerado un “pringao” y en donde admiramos la picaresca (El Dioni tiene club de fans).

    Habra que empezar a mirarnos a nosotros mismos y a nuestro entorno, porque exigir a los dirigentes que terminen con la corrupcion a la que nosotros como ciudadanos no pensamos renunciar.

    Me gusta

  10. J.M.
    15 enero, 2012 a las 11:08

    El aspecto que mencionas es muy complejo, Uri. ¿Los gestores son como el resto de la población?. No, yo creo que no. Pero no porque sean marcianos o provengan de estratos sociales diferentes, sino porque tienen distintos roles y objetivos.

    Por ejemplo: un gestor o un político está obligado a obtener resultados durante su mandato. Salvo alguna rara avis extremadamente infrecuente, limitan sus planes y sus actuaciones a unos pocos años vista. Esto impide tomar determinado tipo de medidas a largo plazo y obliga a que la sociedad viva bajo la continua improvisación y chapuza que podemos observar.

    Un ciudadano, en cambo, toma otras consideraciones a mucho más largo plazo: realiza un plan de inversión para cuando se jubile treinta años en el futuro, contrata un seguro de hogar por si entran los chorizos, plantea que sus hijos se formen durante décadas para que alcancen un buen estatus cuando ellos posiblemente ni estén ya sobre la Tierra, etc.

    Pero, tanto en este ejemplo como en otros, la responsabilidad de esta falta de planificación no es exclusiva de los gestores, dado que la ciudadanía que va a votarles dentro de cuatro años no va a apreciar medidas que aún no hayan comenzado a dar frutos. ¿De que dependerán las próximas elecciones? de lo que todas: del número de parados y de una serie de indicadores subjetivos que ciertos grupos de poder consiguen que nos preocupen como si fuéramos brokers de Wall Street.

    Es decir, un político es diferente a un ciudadano porque el rol de político es diferente al rol de ciudadano, independientemente de las personas que lo desempeñen. De ahí tanto tópico acerca de que “todos los políticos son iguales”. Y es que, si el sistema no funciona, es absurdo pensar que podemos arreglarlo cambiando los actores. Lo que hay que cambiar el sistema, en su estructura, en sus propias raíces está el problema.

    Y obvio, intencionadamente, los aspectos personales e ideológicos, que sí pueden ser modificados por un cambio de los actores. Un gobierno de chorizos o de neoliberales puede ser cambiado, pero les seguiremos obligando a ser políticos a cuatro años vista.

    Me gusta

  11. 15 enero, 2012 a las 11:12

    Totalmente de acuerdo con lo escrito por Uri.

    Soy científico.

    Me pagan por hacer lo que me gusta.

    Ahora hay que hacer más con menos.

    Mis fondos los consigo donde puedo, en España, en mi CC.AA, en Europa y fuera de Europa.

    La vida es así.

    En 1985 estuve dos años de postdoctoral en USA, poca gente salía entonces.

    Tengo mi blog. No me puedo quejar del numero de visitas. No es tan popular como este pero va bien.

    http://www.madrimasd.org/blogs/ciencia_marina/

    Empeñemonos en no dar esta imagen lastimera de que no hay dinero.

    Hay que seguir trabajando como hasta ahora y más.

    Si es necesario que desaparezca la figura del investigador funcionario y que nos pasen a laborales con evaluaciones periódicas.

    Salud

    Antonio

    Me gusta

  12. Chuso
    15 enero, 2012 a las 11:24

    Aquí va mi opinión:
    1 – La ciencia española va mal y cuando digo mal es en comparación con los países avanzados. (no creo que se pueda decir que va bien/mal si no se compara con otras sociedades. La ciencia siempre avanza).
    2 – En el fondo, la ciencia interesa a la gente. Las encuestas ponen a los científicos como la profesión más valorada/respetada. Sin embargo, como nos ocurre en otras muchas cosas, la ciencia no está presente en su día a día, como sí lo está el fútbol, la política, la economía… que nos meten por los ojos los medios de comunicación. Bajo estas circunstancias, la gente se olvida de la ciencia y por consiguiente, los políticos/gestores también. Me cabe la duda de si los políticos/gestores se olvidan de forma consciente o de forma inconsciente.
    3 – En las sociedades más científicas, los investigadores tienen todo un plan para divulgar y hacerse visibles en los medios de comunicación que aquí no tenemos. Biran Cox, Michiu Kaku… son sólo alguno de los ejemplos de divulgadores más conocidos en UK y EEUU. Tienen grandes asociaciones de ciencia y publicaciones para todos los públicos mucho mejores que las nuestras. El esfuerzo inicial que invirtieron/invierten para llegar al público les está rentando. El público demanda ciencia y sus políticos quieran o no, tienen que escucharlos.

    Concluyendo: no podemos esperar a que los políticos apoyen la ciencia. Tiene que ser una tarea más del investigador, yo diría hasta moral, acercarla a la gente. A currar toca!!

    Me gusta

  13. Uri
    15 enero, 2012 a las 15:13

    Lo que quiero decir es que hay actores que nunca se mentan.
    Evidentemente que no pretendo igualar ciudadanos con politicos en cuanto a responsabilidad se refiere. Es mas bien la frase “todos los politicos son iguales” la que me molesta.
    ¿En que culpabilizo al ciudadano?
    Precisamente en no saber valorar a los politicos honestos y competentes (que los hay) y tallarlos a todos por el mismo rasero. Por valorar la politica con los mismos criterios que el Futbol, es decir, criterios puramente sentimentales. La gente no valora racionalmente porque deciden su vota igual que los hinchas del futbol; “Soy del partido X y le votare pase lo que pase, ya sea corrupcion, malversacion, incompetencia…Porque seguro que, aunque mi partido sea corrupto, el partido rival lo es todavia mas”

    Digamos que la gente se hace seguidora de un partido y le da igual incluso que le mientan con descaro. Quien govierna actualmente aseguró por activa y por pasiva que no subiria los impuestos e incluso lo argumento aduciendo que su ideologia se basa en eso y asegurando que tal cosa seria nociva, no solo en la situacion actual, sino como concepto general.
    Asi que nos han mentido, a todos en la cuestion de los impuestos, pero mucho mas a sus votantes y no solo por el hecho de que les votaran por esa promesa sino porque les han mentido durante todos estos años. Si subir los impuestos es siempre malo para la economia, entonces tambien ha de serlo ahora. Luego, si uno los sube o esta perjudicando a la economia (segun su propia ideologia y programa) y rompiendo una promesa electoral muy importante o bien ha mentido todos estos años en relacion a su ideologia, es decir, puro electoralismo.

    Pues resulta que no he oido quejas por parte de sus votantes. La respuesta estandard es: La situacion es peor de lo que pernsabamos.
    Y cuidado que la justificacion es de los propios votantes.

    Resumiendo, los politicos y gestores pueden ser corruptos, incompetentes, indolentes y mala gente. Pero solo por que los ciudadanos lo permitimos

    Me gusta

  14. Nacho
    15 enero, 2012 a las 19:49

    Me gusta

  15. 19 enero, 2012 a las 9:38
  16. Manu
    19 febrero, 2012 a las 13:38

    Yo no se lo que piensa la gente con formación superior, en mi entorno actual no hay mucha de esta, pero si estoy viendo las actitudes de la gente corriente que aquí, en Andalucía, no tiene formación superior. Ojo, los mayores no la tenemos porque la situación de entonces la hacia de mas difícil acceso pero los jóvenes tampoco porque, teniéndolo muy fácil, han preferido especializarse en fiestas y actividades lúdicas, con el apoyo incondicional de sus familias.
    Lo que piensa la gente corriente es que por el hecho de estar aquí, tenemos derecho a todo lo que podamos desear, ojo, sin la necesidad de conseguirlo, construirlo o trabajarlo, por el solo hecho de estar aquí, en el mundo, y no solo los aquí nacidos, sino todos los ciudadanos del mundo. El problema que tenemos es que para poder disfrutar, repartir, hay que tener, conseguir o construir y nosotros NO HACEMOS NADA QUE LES INTERESE A OTROS y lo que es mas grave NO HACEMOS NADA QUE NOS INTERESE A NOSOTROS MISMOS, esto es un gran problema.
    Como los alemanes han dejado de financiar nuestra fiesta, nos hemos visto obligados (Zapatitos) a pedir prestado para seguir viviendo como los ricos que no éramos, hasta que ya nadie nos quiere prestar mas. Pero nosotros tenemos claros nuestros derechos no como algo a conseguir a conquistar cada día con nuestro esfuerzo, no queremos saber de obligaciones, estamos plenamente convencidos de que NOS TIENEN QUE DAR todo y al final me temo que nos van a dar….
    Estamos viviendo las consecuencias de la cultura del pelotazo que empezó a implementar Solchaga en los ochenta cuando afirmo sin vergüenza que España era el lugar donde uno se podía hacer rico en menos tiempo (Yo no creo en los milagros y deduzco que ese enriquecimiento es ilegitimo).
    Necesitamos un cambio radical de actitud ante la vida, tenemos que abandonar la picaresca y entrar en la civilización occidental moderna.

    Me gusta

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: