Inicio > Astronomía, Biología evolutiva, Ciencia, Escepticismo > Cuatro formas de entender el Cosmos en una imagen

Cuatro formas de entender el Cosmos en una imagen

17 diciembre, 2012

Durante bastante tiempo he estado dando vueltas a la idea de reflejar en una sola imagen lo que significa una visión naturalista del origen y evolución del cosmos, confrontándolas con otras ideas como el deísmo, el diseño inteligente o el creacionismo de la Tierra vieja. Y mira por donde en una página de filosofía la he encontrado. La comparto, para que ayude a repasar conceptos tantas veces aquí tratados:

Fuente: Internet Encyclopedia of Philosophy

Fuente: Internet Encyclopedia of Philosophy

Creo que es fácil adivinar con cuál me quedo.


  1. Rawandi
    17 diciembre, 2012 en 17:50

    El ‘teísmo’ bíblico implica intervenciones divinas (o sea, milagros) no sólo antes del Big Bang sino también durante al menos los últimos milenios (creación de los primeros humanos, resurrección de Jesús, etc.). Por ejemplo, los católicos están obligados a creer en el dogma de la milagrosa asunción al cielo del cuerpo físico de María en el siglo I.

    Si representamos los milagros con el color verde, la única flecha que permanecería inmaculadamente blanca (es decir, completamente libre de intervenciones sobrenaturales) sería la que representa la cosmovisión naturalista. Las otras tres flechas deberían estar salpicadas de verde, sobre todo en sus respectivos tramos finales.

  2. LuchoGonzales
    17 diciembre, 2012 en 17:51

    Es interesante siempre leer este blog, incluso más cuando se abordan temas tan filosóficos como puede ser el origen del universo que para mi siempre es algo que me cuestiona fuertemente.
    Realmente es triste pensar que pueda haber tanta gente que crea aun en pleno S. XXI en el creacionismo con pruebas tan contundentes en su contra.
    Mi intervención sin embargo es para opinar sobre las primeras 3 opciones y sobre alguna otra que no aparece y que creo también es importante.
    Aunque la hipótesis de diseño inteligente de la ilustración pantea un gran silencio divino de casi 10 millones de años, en mi opinión no tiene por qué ser necesariamente asi.
    Me inclino más por una hipótesis que no figura ahi y que consiste en un acompañamiento continuo, desde el diseño de las leyes y constantes universales, participando en la aparición de la vida y finalmente hasta nuestros días.

  3. LuchoGonzales
    17 diciembre, 2012 en 17:53

    perdón un lapsus quise decir 10,000 millones de años

  4. Francesc
    17 diciembre, 2012 en 18:18

    Rawandi, creo que en la postura de la iglesia católica -más o menos ambigua según subsectas- esas intervenciones “recientes” de dios no cambian, en lo sustancial, la evolución del universo. ¿Cuál es la importancia evolutiva de que una menda del siglo I subiera al cielo?
    Lucho, tu postura preferida no puede ser considerada una hipótesis puesto que no es falsable. La única hipótesis del cuadro es la primera.

  5. LuchoGonzales
    17 diciembre, 2012 en 18:58

    Claro que no es falseable al menos no por el ser humano que conocemos ahora, solo es el modelo por el cual me inclino (y que por cierto no esta en la ilustración).
    Por otro lado, el hecho de hacer que algo sea “falseable” no asegura que puedas “falsearlo” algún día y demostrar su invalidez. Por ejemplo, la teoría de cuerdas o los multiversos. Hay cosas que funcionan bien en el papel de los teoricos pero que nunca podremos demostrar experimentalmente. Personalmente me gusta mucho la teoría de cuerdas y esta a su vez abre alternativas y dimensiones que no percibimos que pueden fácilmente albergar la existencia de un Ser trascendental que no podemos detectar. Lo que me hace pensar que en un futuro una teoría “no falseable” pueda transformarse en una “hipótesis falseable”
    Saludos,

  6. 17 diciembre, 2012 en 19:03

    Lucho, lo que peor llevo de la hipótesis de la existencia de un “Ser superior” es su pretendida capacidad de poder subsanar todas las contigencias, de estar considerado como un ente causi-personal. ¿Sabes la cantidad de paradojas que eso plantea?

  7. LuchoGonzales
    17 diciembre, 2012 en 21:12

    Manuel :
    Lucho, lo que peor llevo de la hipótesis de la existencia de un “Ser superior” es su pretendida capacidad de poder subsanar todas las contigencias, de estar considerado como un ente causi-personal. ¿Sabes la cantidad de paradojas que eso plantea?

    Hola Manuel, me considero una persona bastante crítica por lo que no suelo dejar contingencias en mi línea de pensamiento, por algún motivo necesito responder siempre mis preguntas. Sin embargo, no requiero verdades absolutamente demostradas para admitir algo como cierto, por tal motivo puedo asumir la existencia de algo (creer) que sensiblemente no pueda demostrar mientras no se demuestre su inexistencia o su improbabilidad de existencia.
    Por eso, cuanto más avanza el ser humano en el entendimiento del universo que nos rodea y del que también somos objeto de análisis, más es mi confianza en que mi “hipótesis no falseable” sea acertada. Tal es así que desde mi punto de vista, lo que percibo de mi y de todo el universo, en realidad es solo la sombra o la punta del iceberg de lo que realmente somos.
    En este contexto no sería nada descabellado hablar de alma o vida eterna.
    Y sobre tu pregunta de cantidad de paradojas si Dios existe, creo que en un momento dado, el número de paradojas coexistentes, realmente importantes que existirían, sería igual al numero de personas con capacidad de decidir sobre el sentido de sus vidas.
    Si Dios no existe, entonces no se llamarían paradojas pues nuestros actos serían simples hechos aislados e independientes, simples arboles que caen en el bosque y que nadie escucha; significaría que no somos más que trilobites hiper evolucionados o lo que es peor aun que mi valor en el universo es igual a mi masa por la velocidad de la luz al cuadrado.
    Lamentablemente la realidad será una sola: o existe o no existe y eso afectará al que cree y al que no lo hace.
    Por ahora me funciona mejor la primera alternativa, en la que Dios sí existe y no por egocentrista sino porque de otra forma no sería una paradoja.

  8. 17 diciembre, 2012 en 21:23

    Lucho dices Si Dios no existe, entonces no se llamarían paradojas pues nuestros actos serían simples hechos aislados e independientes…

    No necesariamente. La humanidad ha sabido trazar muchas interconexiones con dioses de caracteristicas distintas (y en muchos casos excluyentes entre sí) y con otras filosofías, como por ejemplo que concepto panteísta (el cual no estima la existencia de dioses personales). La paradoja que planteo es muy simple: si dios es capaz de mover los hilos de cada punto del universo, ¿por qué no es dios directamente el universo?

    ….significaría que no somos más que trilobites hiper evolucionados o lo que es peor aun que mi valor en el universo es igual a mi masa por la velocidad de la luz al cuadrado…

    ¿No encuentras eso fascinante?, ¿no te parece alucinante que haya tenido que morir una estrella (y a saber lo que eso arrastró) para que se formara el carbono que forma tu cuerpo. A mí sí.

  9. Lucien
    17 diciembre, 2012 en 22:21

    Preguntarse si hay vida después de la muerte es como preguntarse a donde va la luz cuando apagas el interruptor.

  10. LuchoGonzales
    17 diciembre, 2012 en 22:35

    Manuel :
    Lucho dices Si Dios no existe, entonces no se llamarían paradojas pues nuestros actos serían simples hechos aislados e independientes…
    No necesariamente. La humanidad ha sabido trazar muchas interconexiones con dioses de caracteristicas distintas (y en muchos casos excluyentes entre sí) y con otras filosofías, como por ejemplo que concepto panteísta (el cual no estima la existencia de dioses personales). La paradoja que planteo es muy simple: si dios es capaz de mover los hilos de cada punto del universo, ¿por qué no es dios directamente el universo?
    ….significaría que no somos más que trilobites hiper evolucionados o lo que es peor aun que mi valor en el universo es igual a mi masa por la velocidad de la luz al cuadrado…
    ¿No encuentras eso fascinante?, ¿no te parece alucinante que haya tenido que morir una estrella (y a saber lo que eso arrastró) para que se formara el carbono que forma tu cuerpo. A mí sí.

    Coincido contigo Manuel, la búsqueda de Dios en la historia de la humanidad ha sido recurrente en el origen de toda civilización y con esto no quiero decir que por esto Dios existe, pero si es más que evidente la necesidad natural de completar ese espacio solo se distingue en el ser humano (aunque la mantis sea religiosa no creo que lo digan por temas de fe).
    Y como tu bien dices de hecho la doctrina de la iglesia católica dice que Dios es omnipresente es decir que está en el cielo en la tierra y en todo lugar, ergo Dios es directamente el Universo y lo que desconocemos de él.
    Sobre lo segundo, sí, me parece alucinante todo el ciclo que ha tenido que darse para poder llegar a lo que somos, me asombro igual que un recien nacido lo hace al descubrir que tiene dedos que puede mover; pero creo que hay hechos más importantes y más dignos de asombro en la historia de ese recién nacido si decide explotar todo su potencial.

  11. Pocosé
    18 diciembre, 2012 en 8:32

    Entiendo que es muy difícil aceptar, aún cuando todas las evidencias apuntan en esta dirección, que solo somos uno mas de los incontables productos del empecinamiento de unas cuantas moléculas en replicarse constantemente, sin poder llegar a hacerlo siempre de manara perfecta, y que el Universo es indiferente a las pretensiones de dichas moléculas.
    Pero esto es como dejar de fumar, lo peor son los primeros momentos.

  12. NELSON
    18 diciembre, 2012 en 16:52

    Yo me siento cómodo con saber que somos simplemente unos primates màs listillos que el resto.

  13. Terribilis
    18 diciembre, 2012 en 18:07

    Manuel:”La paradoja que planteo es muy simple: si dios es capaz de mover los hilos de cada punto del universo, ¿por qué no es dios directamente el universo?”

    Interesante enfoque, pero yo no dotaría al universo con algún tipo de intención o sentido que dé protagonismo a la humanidad en un drama con algún designio y una moral, o que esté ahí para asegurar nuestra existencia como especie.

    No hay que olvidar a las interpretaciones de ese sentido o moral, de parte de las variopintas religiones, que son la fuente de los conflictos que ya conocemos.

    Uff, iba a echar un rollo largo, pero mejor lo hago breve, aunque el tema tiene tela 🙂

    Saludos cósmicos

  14. Juan de terzas
    19 diciembre, 2012 en 1:52

    ¡¡eh, Manuel !! ¿abriendo otra vez la caja de Pandora?….. jajajajaja.

    Un pequeño apunte:
    Dice Lucho: ” Hay cosas que funcionan bien en el papel de los teoricos pero que nunca podremos demostrar experimentalmente “….

    Pues resulta que, por bien que funcionen en el papel, las cosas hay que llegar a demostrarlas para poder afirmarlas. Y, si no, que se lo pregunten a Einstein lo mal que lo pasó hasta que un astrónomo, cuyo nombre imperdonablemente no recuerdo ahora mismo, observó un eclipse y midió la desviación en la posición relativa de ciertas estrellas que demostraban que era cierta la predicción sobre la desviación que debería sufrir la luz de estas estrellas al pasar por el campo gravitacional del sol… O que le pregunten, si no, a los físicos de la teoría de cuerdas lo mucho que están soñando con que el ultimo acelerador de partículas les permita diseñar un experimento que demuestra la validez de la teoría “de todo”….

  15. LuchoGonzales
    19 diciembre, 2012 en 17:29

    Efectivamente es como la caja de Pandora… supongo que tocará abrirla un poco más, sabiendo que mientras más digo soy más susceptible a errores y consecuentes críticas.
    Afortunadamente para la relatividad general esos fenómenos astronómicos (eclipses) se pueden dar en la naturaleza, pero por ejemplo, cuántas teorias para alterar el espacio tiempo hay que implican la manipulación de grandes masas para crear agujeros de gusano y cosas asi….
    Para nosotros los seres humanos, usuarios del planeta tierra, solo nos ha tocado ser simples observadores (y seguro muy hábiles) del universo cercano que nos rodea, podemos aspirar a “tocar” la luna, algun planera de nuestro sistema estelar o incluso mandar una sonda a algún cometa o al mismo sol.
    Pero cuánta cosa habrá más allá, que no podemos imaginar ni en ciencia ficción.
    Creo que podemos llegar a concer los ladrillos que constituyen el universo, eso es lo que se hace en los aceleradores, pero cómo se puede determinar si un edificio tiene una función definida conociendo solo sus ladrillos, metidos en una caja dentro de la habitación más pequeña y con un poder de razonamiento de solo unos cuantos millones de años de evolución?
    Hasta ahi sigo viendo a la especie humana es como el bebé dentro de una cuna en la sala de maternidad en un hospital que se asombra de como puede mover sus dedos.
    El más importante y único reto que distingo es, el cómo hacer para que esos 10000 millones de años de gestación no culminen abruptamente con un suicidio social, contaminando nuestros recursos o haciendo inhabitable el único ambiente que tenemos para desarrollarnos o seguir evolucionando.
    Entonces es un tema estratégico el plantearnos, como comunidad global, lineamientos a corto plazo que permitan nuestra supervivencia a mediano y largo plazo. Las consideraciones religiosas para este caso se reducen a buenas prácticas que nos lleven a este fin. Al menos creo que si hubo un Mahoma o un Buda o en mi caso un Jesús, han buscado influenciar en el pensamiento del hombre la armonía social que nos permita dar nuestros primeros pasos sin morir en el intento. Hay más por decir pero por ahora es suficiente.

  16. Francesc
    19 diciembre, 2012 en 18:13

    Pues en realidad yo dudaría mucho que Jesús, Mahoma o Buda, caso de haber existido, tuvieran un pensamiento tan elevado sobre su influencia en la humanidad. Para empezar ni siquiera tenían una idea de las diferentes poblaciones humanas alrededor del globo, dudo mucho que la ecología fuera un pensamiento que tuvieran en mente – te retaría a encontrar alguna referencia en algún punto de la biblia- y además, no creo ni que pudieran imaginar algo como el calentamiento global. Por cierto, lo que sí hay en la biblia es una extinción masiva a manos de Dios con el diluvio universal, o una falta absoluta de comprensión -esperable para la época- respecto a lo que es un ecosistema.
    No niego que podemos ser el niño en la incubadora que ni siquiera sabe que sus padres existen, pero hasta ahora tenemos las mismas pruebas a favor de eso que de que vivimos en Matrix o de que nos están engordando para comernos en fin de año. Es decir, no tenemos pruebas de que exista una voluntad superior, y aún menos de que esa voluntad superior nos desee nada bueno, ni siquiera de que tenga un equivalente a nuestro sentido “moral”. Pero eso no evita que haya iluminados por ahí que se autoproclamen los intérpretes de su voluntad.

  17. Rawandi
    20 diciembre, 2012 en 17:17

    Francesc :creo que en la postura de la iglesia católica -más o menos ambigua según subsectas- esas intervenciones “recientes” de dios no cambian, en lo sustancial, la evolución del universo.

    En mi comentario ya cité el milagro de la “creación de los primeros humanos”, que sí tiene una clara “importancia evolutiva”.

    Un católico puede llegar a admitir que la vida surgiera de forma natural, pero no puede admitir que los seres humanos surgieran sin que mediara la intervención divina. El papa Juan Pablo II lo dejó muy claro en su discurso del 22 de octubre de 1996: “las teorías de la evolución que (…) consideran que el espíritu surge de las fuerzas de la materia viva o que se trata de un simple epifenómeno de esta materia, son incompatibles con la verdad”.

  18. LuchoGonzales
    20 diciembre, 2012 en 22:00

    Rawandi, para un católico tiene lógica asumir que su espíritu no es producto de la evolución de nada material. Creo que sería algo así como pensar que el movimiento de un cuerpo es producto del movimiento de la sombra de este. Creo que ese mensaje más que todo apunta a responder las dudas de algunos católicos frente a plantemientos que buscan confundirlos, explotando la aceptación de la teoría evolutiva por la iglesia católica.
    Esa aclaración del Papa fue pertinente si se tiene en consideración que no son pocas las veces en que un católico debe defender su fe frente a cristianos de otras iglesias o sectas no partidarias de la evolución, y que como parte de sus argumentos de convencimiento buscan confundir o sorprender al católico que no suele saber nada de darwinismo.
    Por ejemplo: “-…pero la iglesia católica dice que el hombre es producto de la evolución, entonces como hombre su alma inmortal también es producto de la evolución, entonces los monos también tienen alma y por qué no los insectos también; entonces la iglesia catolica está equivocada pues tú y yo sabemos que una cucaracha no tiene alma no?. Por qué no vienes a nuestras reuniones los sabados para…”

  19. Cronopio
    20 diciembre, 2012 en 23:15

    Una cucaracha tiene la misma alma, el mismo espíritu, que yo, que dios. La suerte para la cucaracha y para mi es que existimos, a diferencia de los espíritus, las almas, los dioses, Superman y el ratoncito Pérez.
    Lo que tiene lógica para un creyente, carece de sentido. Porque no se pueden extraer conclusiones lógicas partiendo de la fe, que es la negación de toda lógica.

  20. LuchoGonzales
    21 diciembre, 2012 en 0:00

    Cronopio :
    Una cucaracha tiene la misma alma, el mismo espíritu, que yo, que dios. La suerte para la cucaracha y para mi es que existimos, a diferencia de los espíritus, las almas, los dioses, Superman y el ratoncito Pérez.
    Lo que tiene lógica para un creyente, carece de sentido. Porque no se pueden extraer conclusiones lógicas partiendo de la fe, que es la negación de toda lógica.

    Entiendo tu punto, por eso rescataba el contexto de las palabras de Juan Pablo II en la cita de Rawandi, el cual corresponde a un mensaje de orientación dirigido a católicos. Obviamente a un ateo o no creyente no le ofrece ningún tipo de argumento válido pues como casi todo en la religión, el sustento no racional, es decir como bien dices carece de sentido y lógica.

  21. Rawandi
    21 diciembre, 2012 en 17:36

    LuchoGonzales :para un católico tiene lógica asumir que su espíritu no es producto de la evolución de nada material.

    Claro, porque el catolicismo presupone el dualismo materia-espíritu. Por eso precisamente el Papa insiste en la necesidad de que Dios interviniera milagrosamente en el curso de la evolución para insuflar espíritus en los cuerpos de unos homininos concretos convirtiéndolos así en seres autoconscientes (personas). El Papa acepta que ha habido evolución, pero niega la teoría evolutiva moderna al menos en lo que respecta a la aparición de los seres humanos.

    La cosmovisión naturalista, en cambio, se atiene a lo descubierto por la ‘ciencia’ (= explicación racional basada en la observación): no hay más “espíritu” que la mente y esta consiste meramente en actividad cerebral. Como no hay mente sin un soporte material, no pueden existir ‘agentes incorpóreos’ (dioses, ángeles, demonios, duendes, etc.). En consecuencia, todas las ‘religiones’ (= explicaciones basadas en cuentos sobrenaturales) son falsas.

  22. LuchoGonzales
    21 diciembre, 2012 en 19:18

    Rawandi :

    La cosmovisión naturalista, en cambio, se atiene a lo descubierto por la ‘ciencia’ (= explicación racional basada en la observación): no hay más “espíritu” que la mente y esta consiste meramente en actividad cerebral. Como no hay mente sin un soporte material, no pueden existir ‘agentes incorpóreos’ (dioses, ángeles, demonios, duendes, etc.). En consecuencia, todas las ‘religiones’ (= explicaciones basadas en cuentos sobrenaturales) son falsas.

    De acuerdo, aunque deberías decir: “En consecuencia en la cosmovisión naturalista, todas las ‘religiones’ (= explicaciones basadas en cuentos sobrenaturales) son falsas”.

  1. 18 diciembre, 2012 en 5:54
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: