Inicio > Actualidad, Ciencias Sociales, Crítica literaria > La enseñanza de valores democráticos

La enseñanza de valores democráticos

8 marzo, 2013

España es una democracia joven, y nuestra cultura democrática es bastante baja. Pese a que la crisis ha arrastrado a muchos ciudadanos a protestar a las calles, todavía se echa de menos un movimiento cívico global en el que se manifieste una repulsa hacia la corrupción y una petición firme de transparencia de labor de nuestros gobernantes. El que corruptos y ladrones no sean apartados de la escena pública, sino que vuelvan a contar con la mayoría de las urnas, significa que nuestra democracia no está madura, que nuestro sistema democrático es inmaduro. Y es que la democracia también se enseña. Ningún país ha nacido demócrata y lleno de libertades de la noche a la mañana, todos lo han alcanzado con mucho sudor, y en ocasiones tras fuertes convulsiones sociales. Necesitamos transparencia, y no ese oscurantismo que nos acerca a la rancia y pasada dictadura fascisto-católica. Necesitamos que caiga sobre los corruptos todo el peso de la ley, y que no se vean amparados por una judicatura que almuerza a diario con el poder. Necesitamos verdadera democracia.

Y la verdadera democracia se enseña, y quizás por ello se torpedea la educación desde el poder, sea del signo político que sea. Todos los intentos de conseguir asignaturas que enseñaran conciencia civil y valores democráticos han quedado postergados, en unos casos, o travestidos por imposiciones ideológicas y/o religiosas, en otros. Si queremos que la sociedad del mañana no caiga en el populismo y afronte los retos como una verdadera democracia, debemos empezar hoy esa labor. Podría comenzar a explicar aquí por qué pienso que es importante este tipo de docencia, pero no lo haría tan bien como lo hace Antonio Muñoz Molina en su última obra, “Todo lo que era sólido” (Ed. Seix Barral). Os dejo con sus palabras que son “food for thought”, que en castizo sería algo así como “comida para pensar”.

En treinta y tantos años de democracia y después de casi cuarenta de dictadura no se ha hecho ninguna pedagogía democrática. La democracia tiene que ser enseñada, porque no es natural, porque va en contra de inclinaciones muy arraigadas en los seres humanos. Lo natural no es la igualdad sino el dominio de los fuertes sobre los débiles. Lo natural es el clan familiar y la tribu, los lazos de sangre, el recelo hacia los forasteros, el apego a lo conocido, el rechazo de quien habla otra lengua o tiene otro color de pelo o de piel. Y la tendencia infantil y adolescente a poner las propias apetencias por encima de todo, sin reparar en las consecuencias que pueden traer para los otros, es tan poderosa que hacen falta muchos años de constante educación para corregirla. Creerse uno el centro del mundo es tan natural como creer que la Tierra ocupa el centro del universo y que el Sol gira alrededor de ella. El prejuicio es mucho más natural que la vocación sincera de saber. Lo natural es la barbarie, no la civilización, el grito o el puñetazo y no el argumento persuasivo, la fruición inmediata y no el empeño a largo plazo. Lo natural es que haya señores y súbditos, no ciudadanos que delegan en otros, temporalmente y bajo estrictas condiciones, el ejercicio de la soberanía y la administración del bien común. Lo natural es la ignorancia: no hay aprendizaje que no requiera un esfuerzo y que no tarde en dar fruto. Y si la democracia no se enseña con paciencia y dedicación y no se aprende en la práctica cotidiana, sus grandes principios quedan en el vacío o sirven como pantalla a la corrupción y a la demagogia.


  1. Masklin
    8 marzo, 2013 en 10:28

    Complejo artículo de conceptos… Aunque concuerdo con el fondo del artículo, no estoy muy de acuerdo con algunos detalles de la cita de Antonio Muñoz Molina. Primeramente con que la democracia no es “natural”. Que palabra más peligrosa… Entiendo que las conductas básicas de los seres humanos no son inmutables y evolucionan. Las conductas tambien se “seleccionan”. Me parece muy atrevido decidir qué es natural y qué no.

    Al igual que cuando comenta el dominio de los fuertes sobre los debiles, me parecen conceptos muy abstractos. El concepto “fuerte” varia según las circunstancias. Se podría decir que antes prevalecia el más fuerte físicamente, posteriormente el más fuerte intelectualmente y actualmente el más fuerte… ¿Económicamente? ¿Socialmente? Una cosa tengo clara, hoy en dia la falta de ética y principios es una clara ventaja. En nuestra mano está que la selección sea otra.

    Por último poner un matiz a la palabra “demagogia”. La demagogia define la intencionalidad del comunicante, pero en ningún caso la verdad o falsedad de los argumentos. Cuando oigo esta palabra en un debate lo primero que pienso es “falacia”.

  2. 8 marzo, 2013 en 10:57

    Por eso mismo todos los poderes fácticos intentan siempre destruir la enseñanza pública para privilegiar a la enseñanza religiosa concertada tutelada por la iglesia católica. Para impedir la foramción de ciudadanos y así perpetuar la mentalidad de súbditos sumisos ante el poder y la superstición. http://diario-de-un-ateo.blogspot.com.es/2011/11/el-escandaloso-apoyo-de-esperanza.html

  3. Rawandi
    8 marzo, 2013 en 17:00

    Para “cultura democrática baja”, la de quienes ni siquiera se molestan en votar. Si a uno no le convencen ni el PP ni el PSOE, lo que debe hacer es buscar alguna otra opción. En mi caso, he elegido votar a UPyD (a IU la descarto porque el comunismo ha demostrado históricamente ser una receta segura para el desastre). Y si el día de mañana UPyD me defrauda, votaré a otros.

  4. 1vin
    8 marzo, 2013 en 17:30

    Si a una persona de a pie, un reportero le preguntara: “Caballero, ¿podría decirme si vivimos en una democracia?” Probablemente cualquier persona de la calle respondería que si. Sin embargo ante la pregunta; “¿Realmente cree usted que vivimos en democracia, con lo que el término implica?” Estoy casi convencido de que la misma persona, respondería que NO. Estoy de acuerdo con la base del artículo, nos queda mucho que aprender y tenemos muchos ejemplos de los que aprender (si quieren).

    “Lo natural es la ignorancia: no hay aprendizaje que no requiera un esfuerzo y que no tarde en dar fruto” Quiero pensar que lo natural no es la ignorancia; desde que nacemos actuamos por imitación, es nuestro método de aprendizaje por excelencia. Es un método que prácticamente no requiere esfuerzo (se hace incluso de manera semi-pasiva…), ni tiempo en comparación con el que disponemos para utilizar lo aprendido y suele dar muy buenos resultados (ojo, si la base es buena…). No se trata de hacer lo que hacen otros; sino de aprender de sus errores y de los propios… y en este país capacidad de autocrítica… (el día que se haga un referéndum para ver cuanto se bajan los sueldos los banqueros como en otros países…) y no tropezar una y otra vez.

    Es una lástima que este país sea CLARAMENTE bipartidista ( y esa es mi opinión) Unos votan al PP, otros al PSOE ( que se van alternando las legislaturas ) y los de en medio se van turnando votando a uno o a otro en función de su última decepción… Y es difícil salir de ello si a un partido que intenta tener voz… se la quitas (por ejemplo y sin entrar en polémicas). Mucho por recorrer y mucho que aprender.

  5. Kiroen
    8 marzo, 2013 en 23:38

    Masklin :
    Complejo artículo de conceptos… Aunque concuerdo con el fondo del artículo, no estoy muy de acuerdo con algunos detalles de la cita de Antonio Muñoz Molina. Primeramente con que la democracia no es “natural”. Que palabra más peligrosa… Entiendo que las conductas básicas de los seres humanos no son inmutables y evolucionan. Las conductas tambien se “seleccionan”. Me parece muy atrevido decidir qué es natural y qué no.
    Al igual que cuando comenta el dominio de los fuertes sobre los debiles, me parecen conceptos muy abstractos. El concepto “fuerte” varia según las circunstancias. Se podría decir que antes prevalecia el más fuerte físicamente, posteriormente el más fuerte intelectualmente y actualmente el más fuerte… ¿Económicamente? ¿Socialmente? Una cosa tengo clara, hoy en dia la falta de ética y principios es una clara ventaja. En nuestra mano está que la selección sea otra.

    Con “natural” solo se refiere a que el comportamiento que se espera de los ciudadanos en una democracia para que ésta funcione no es algo que la evolución haya favorecido; no nacemos “programados” para ser buenos ciudadanos. A no ser que desmuestres que las tribus de humanos del Paleolítico tuvieron que organizarse en grupos de cientos de miles de personas y votar civilizadamente para garantizar su independencia, no creo que puedas refutar esto. Espero que entiendas lo importante que es éste plantemiento: sin él, no habría razones para crear conciencia ciudadana sobre los deberes de un ciudadano en una democracia.

  6. J.M.
    9 marzo, 2013 en 0:13

    Masklin :

    Complejo artículo de conceptos… Aunque concuerdo con el fondo del artículo, no estoy muy de acuerdo con algunos detalles de la cita de Antonio Muñoz Molina. Primeramente con que la democracia no es “natural”. Que palabra más peligrosa…

    Sí, es peligrosa, y con ella se ha quemado a homosexuales y a albinos, se ha justificado el machismo y la xenofobia y se ha intentado, cuando así ha convenido, establecer unas férreas sociedades religioso-patriarcales de lo más espeluznante.

    Sin embargo, la frase es igual de cierta que de peligrosa. La naturaleza no es democrática. Las redes tróficas no son democráticas y, por mucho que les pese a mucho new age, ninguna comunidad animal (estrictamente, ni siquiera la humana) es democrática.

    Podemos pensar, como dices, que sea una conducta seleccionada positivamente y así apegarnos a un concepto natural que, particularmente, no llego a entender porqué es tan importante. Sin embargo, no existen datos fiables que corroboren tal selección, por lo que no deja de ser una simple elucubración.

    Pero es que no se porqué hay que ser natural. Una cosa es que los chimpancés coman hormigas y otra que nos veamos obligados a hacerlo nosotros porque es lo “natural”.

    Por eso digo que no llego a entender el porqué se pretende siempre buscar la “naturalidad”, sí ésta suele ser bastante jodida. Estar todo el día con hambre cazando lo que se pueda o comiendo tubérculos y bayas como alternativa; empezar a parir a los 14 años y perder a tres cuartas partes de tu prole (y como te descuides a ti misma en el empeño); pasar frío, mojarte cuando no quieres, morir por caries… que quieres que te diga, prefiero un poco de desnaturalización.

    Comulgo más con la frase de Dawkins: somos la primera especie que puede rebelarse a la tiranía de sus genes, aprovechémoslo.

    Saludos.

  7. Kiroen
    9 marzo, 2013 en 0:23

    Rawandi :
    Para “cultura democrática baja”, la de quienes ni siquiera se molestan en votar. Si a uno no le convencen ni el PP ni el PSOE, lo que debe hacer es buscar alguna otra opción. En mi caso, he elegido votar a UPyD (a IU la descarto porque el comunismo ha demostrado históricamente ser una receta segura para el desastre). Y si el día de mañana UPyD me defrauda, votaré a otros.

    Los llamados “principios” de UPyD quedan muy bien en el papel, pero en el día a día se quedan en papel mojado. Tienes dos años y medio antes de las próximas generales para darte cuenta por ti solo. Solo recuerda no fijarte tanto en su discurso como en cómo utilizan su poder real, es decir, qué uso le dan a su poder en las instituciones.

    También me resulta curioso que afirmes de forma tan categórica que “el comunismo ha demostrado históricamente ser una receta segura para el desastre”, cuando las dos únicas grandes potencias que se declaraban comunistas fracasaron en el final de sus etapas socialistas por su sistema político (incapaz de admitir errores ni de adaptarse a un paradigma distinto; al final de la URSS no había nadie en el núcleo del partido con menos de 50 años, por poner un ejemplo). Sin ir más lejos, en el período en el que el socialismo funcionó en Rusia, no tardaron ni medio siglo en convertir un país de siervos analfabetos en una potencia mundial con un buen sistema sanitario que mandaba hombres al espacio, habiendo sufrido una invasión de por medio y en el contexto de la guerra fría más tarde.

    Y aún encima utilizas ese argumento (tan discutible, como ya te comento) ¡para no considerar a Izquierda Unida, cuando su programa electoral es de todo menos revolucionario! Evidentemente hay comunistas en Izquierda Unida, pero jamás han planteado convertir España en un estado socialista en un futuro inmediato. Entre otras cosas, porque es imposible en una sola legislatura, en cuanto perdieran unas elecciones se desharían todos sus progresos y porque la mayoría del electorado no quiere eso. Por esta postura, precisamente, pierden votantes de extrema izquierda.

  8. Manueldáctilo
    9 marzo, 2013 en 11:05

    Rawandi :
    Para “cultura democrática baja”, la de quienes ni siquiera se molestan en votar. Si a uno no le convencen ni el PP ni el PSOE, lo que debe hacer es buscar alguna otra opción. En mi caso, he elegido votar a UPyD (a IU la descarto porque el comunismo ha demostrado históricamente ser una receta segura para el desastre). Y si el día de mañana UPyD me defrauda, votaré a otros.

    UPyD es de derechas por lo que han ido soltando últimamente, y lo que pretende es restar votos PP que lógicamente se desgastará. Quieren la pasta descaradamente. En todo caso, vota UPyD para dividir el voto facha. Siempre será mejor eso que no votar o votar al PP directamente.

    Manuelodáctilo…graznando libre desde las alturas.

  9. 9 marzo, 2013 en 15:11

    Pues mira, por curiosidad me ha dado por echar un vistazo a la lista de partidos en España y vaya, hay para echarse un rato entrañable. A destacar:

    -ACDC: El partido de Brian Johnson… noooo, Acció Ciutadana De Catalunya
    -APTE: Acción Política Tercera Edad. El partido de Abe Simpson.
    -ALB: Agrupación Libre Barbateña. El partido de Lucas Grijander.
    -AMAGA: Alternativa Maga Nacionalista. Magos y atlantes, sobran más comentarios.
    -PLAS: Partido La Sandia con Tres Avances. La política nunca estuvo más en juego.
    -REN:Reforma del Estado de Nostradamus. Si saben el futuro y se presentan, por algo será.
    -PAU: Partido del Amor Universal. Estos siguen esperando el cambio de consciencia.
    -Partido Existencialista Independiente: El partido de la dicotonomía intrínseca.
    -IMPAR: Partido Imaginario. Como la hija de uno que yo me se.

    Y luego están los clásicos de siempre: el Partido Carlista, varios partidos falangistas y uno de agarrarse los machos que me ha llamado la atención: Nuevo Orden. No digo nada, lo buscais y mirais de que van. Abstenerse el que haya tenido un mal día porque se lo va a poner peor.

    Sun salud☼.

  10. Rawandi
    9 marzo, 2013 en 15:11

    Kiroen, yo creo que la gente de UPyD (por ejemplo, el eurodiputado Sosa Wagner o la diputada Irene Lozano) hace lo que puede con el limitado poder que tiene hoy. Quizá cuando logren más escaños traicionen sus principios progresistas, o quizá no. Pero de momento votar a UPyD permite lanzar un mensaje rotundo de rechazo al “PPSOE” (PP+PSOE). Lo cual para mí ya es mucho.

    La URSS se industrializó a costa de un tremendo sufrimiento impuesto a la población, incluyendo el asesinato de decenas de millones de soviéticos a manos del genocida Stalin. La URSS es un buen ejemplo de las atroces consecuencias que tiene el comunismo para la libertad de las personas.

    En cuanto al papel del comunismo dentro de IU, recordemos que su líder actual, Cayo Lara, es miembro del Partido Comunista de España. Con eso creo que está todo dicho.

  11. Kiroen
    9 marzo, 2013 en 16:02

    Rawandi :
    Kiroen, yo creo que la gente de UPyD (por ejemplo, el eurodiputado Sosa Wagner o la diputada Irene Lozano) hace lo que puede con el limitado poder que tiene hoy. Quizá cuando logren más escaños traicionen sus principios progresistas, o quizá no. Pero de momento votar a UPyD permite lanzar un mensaje rotundo de rechazo al “PPSOE” (PP+PSOE). Lo cual para mí ya es mucho.

    Eso es lo que pensé yo y por eso me puse a seguir noticias del partido. Y por eso estoy tan convencido de que para que cambies tu parecer, basta con que te informes por ti solo durante un tiempo, considerando que tal vez no son quienes dicen ser.

    Rawandi :
    La URSS se industrializó a costa de un tremendo sufrimiento impuesto a la población, incluyendo el asesinato de decenas de millones de soviéticos a manos del genocida Stalin. La URSS es un buen ejemplo de las atroces consecuencias que tiene el comunismo para la libertad de las personas.

    Hay formas y formas de hacer una revolución socialista, y no te voy a negar que la mayoría que ha habido hasta ahora no tenían en cuenta la voluntad de todo el mundo. Lo que sí que te voy a pedir es que, para que afirmes eso, me des fuentes en las que se expliquen de dónde salen todas esas “decenas de millones”, preferiblemente desglosados en condenados a muerte en juicio y en gulags, y cuántos eran prisioneros políticos y cuántos cometieron delitos reconocidos en cualquier país occidental (por ejemplo, asesinatos por razones personales). No pretendo defender las prácticas de la URSS, solo quiero que te des cuenta de que, por la opacidad del asunto, es muy fácil para los detractores de la URSS inflar las cifras e incluso atribuirlas al sistema ecónomico.

    Rawandi :
    En cuanto al papel del comunismo dentro de IU, recordemos que su líder actual, Cayo Lara, es miembro del Partido Comunista de España. Con eso creo que está todo dicho.

    Una cosa es ser comunista y otra muy distinta pretender hacer comunista a un país en medio de la Unión Europea,¡más aún en una sola legislatura!

    http://izquierda-unida.es/sites/default/files/doc/Programa_Electoral_IU_2011_0.pdf

    Lee el apartado 8 del eje 1. Lo más socialista que hay ahí es la nacionalización de algunas empresas, muchas de las cuales han sido públicas, y muchas de las cuales las vendió a Aznar a precio de risa (y que ahora mismo, con los problemas fiscales que tienen las arcas públicas -en gran parte por salvar negocios privados-, nos vendría bastante bien que fueran del Estado). Si te lees todo el apartado puedes ver que no se salen nunca de un contexto de capitalismo, si bien dándole al Estado más funciones en lo económico.

  12. 10 marzo, 2013 en 18:17

    Buen post!
    Pienso que debería ser una prioridad en nuestros países, pero desde ya les advierto que es hasta más difícil o casi igual que promover el pensamiento racional. De hecho algunas ideologías tienen mucho de pensamiento mágico y ni la realidad las golpea.
    Tengo años comiéndome la sesera ante lo que está pasando en mí país (Venezuela) Y desde el martes me siento peor que nunca. Ver como al parecer los malos siempre ganan, los extremos, la aplicación del manual propagandístico del fascismo al pie de la letra.
    El gobierno de Chávez, para el cual trabajé hasta hace seis años, no es otro que el que más devaluó la moneda, el que más endeudó al país no con el FMI pero sí con los chinos y los rusos (que estando todavía caliente el cuerpo del finado ya vinieron a cobrar), de paso entregó casi un tercio de la propiedad de los pozos petroleros. Redujo las empresas privadas a la mitad, promovió la peor fuga de cerebros en años (el campo científico especialmente afectado, con la destrucción del IVIC y el IDEA, y el ahorcamiento del presupuesto en investigación básica), la tasa de criminalidad subió 50% (con una tasa de homicidios de 50 por cada cien mil habitantes) y así un montón de cosas que no cuento para no aburrirlos, todo en medio de la mayor bonanza por la subida de los precios del petróleo.
    Nada de esto importa. Lo único que importa son las colas que se hacen hoy para darle el último adiós a Chávez. Porque la gente se pregunta¿si el gobierno de Chávez fue tan malo porqué tanta gente lo quiere?
    Y eso basta, porque al parecer la propaganda facistoide y el culto a la personalidad lo inventaron ayer.

  13. Phosphoros
    11 marzo, 2013 en 7:49

    Hola Gyubari
    Acá con el Movimiento Nacional Kichnerista vamos corriendo, lamentablemente, la misma “suerte” que Venezuela…El Progrefascismo nos gobierna.
    Saludos.

  14. Masklin
    11 marzo, 2013 en 10:00

    J.M., totalmente de acuerdo contigo, por ahí iba yo con la crítica a la palabra “natural”. Lo has clavado.

  15. Rawandi
    12 marzo, 2013 en 17:39

    Kiroen, para las fuentes puedes empezar por las citadas en el artículo sobre Stalin de la Wikipedia, según el cual “parece que un mínimo de alrededor de 10 millones de muertos —4 millones por la represión y 6 por el hambre— son atribuibles al régimen, con una serie de libros de reciente publicación que sugiere un probable total de alrededor de 20 millones”

    http://es.wikipedia.org/wiki/I%C3%B3sif_Stalin#N.C3.BAmero_de_v.C3.ADctimas

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: