Inicio > Actualidad, Ciencia > Quieren que parezca que no sabemos hacer otra cosa

Quieren que parezca que no sabemos hacer otra cosa

8 mayo, 2013

1

El otro día escuché en la radio que tras una reunión con el Presidente del Gobierno, los empresarios solicitaban ayuda para continuar con un tercio de los proyectos urbanísticos que la crisis paralizó. Según ellos, esto crearía más de 150.000 empleos, lo que de ser cierto sería una gran noticia. Una gran noticia, si no fuera porque ese tipo de economía ha sido la que nos ha llevado al estado de crisis en el que nos encontramos. Enriqueció a unos pocos empresarios, a directivos y altos cargos de bancos y a muchos corruptos dependientes de la administración general de estado mientras daba una falsa sensación de holgado bienestar económico (construido sobre créditos) a muchos trabajadores, pero como ocurre con las casas construidas sobre terrenos movedizos, todo se vino abajo y empobreció a la mayoría de la población, menos a los que siempre saben caer de pie.

En los últimos meses hemos contemplado varios intentos de poner el motor económico en marcha, el problema ha sido el motor elegido para ello: negocios a corto plazo y con opacos intereses que ahondan en recientes problemas de nuestra economía: casinos, urbanismo o invasión de espacios protegidos, tanto en el monte como en la costa. Eso cuando no se somete a especulación bienes que deberían quedar al margen de ella, como la salud o la educación. Con todo, nos están vendiendo que este país es rentable sólo para el chiringuito de sol y playa, para los pelotazos urbanísticos y para generar atracciones para quienes puedan pagarlo.

Pero eso es falso, España tiene una capacidad de innovar elevada, ha demostrado en repetidas ocasiones que cuando el engranaje funciona podemos generar riqueza industrial, patentes y desarrollo científico y tecnológico puntero. Baste unos ejemplos: (i) la sanidad está entre las mejores del mundo: a nivel de trasplantes, lucha contra graves enfermedades como el SIDA, cáncer o enfermedades coronarias, (ii) los ingenieros participan en proyectos en medio mundo, tanto en tecnologías geológicas, comunicaciones, tratamiento de aguas, aeronáutica o construcción de estructuras, (iii) la producción científica es muy elevada, de hecho España es un país líder si se tiene en cuenta el número de publicaciones respecto al dinero invertido en ciencia. Además los científicos españoles poseen prestigio internacional por su elevado nivel, son bienvenidos a cualquier centro del mundo y bastantes de ellos lideran sus propios grupos de investigación, quedándose su producción en el país de acogida.

Así que decir que nuestro país sólo debe basarse en el sector de servicios (hostelería, ocio) y en inversiones a corto plazo es una falacia interesada e ideológica. Pero la salida de gran parte de nuestra industria (que absorbe el tejido productivo e innovador) por la deslocalización y la falta de apoyo, junto la falta de inversión en Investigación, Desarrollo y en educación pueden abocarnos a terminar siendo un país cosechero y de servicios, dejando toda la innovación y todo el tejido productivo a otros países. Tenemos la capacidad para otro tipo de economía, hace falta que se apueste por ella. Y no hacerlo tiene un trasfondo ideológico claro: una casta que vive de la administración (de los impuestos de los ciudadanos) y de la búsqueda de una rentabilidad rápida, aún a riesgo de vivir en el ciclo de expansión-implosión de las burbujas económicas.


  1. 8 mayo, 2013 en 15:50

    Manuel

    Cuánta razón tienes con tu frase de

    “la producción científica es muy elevada, de hecho España es un país líder si se tiene en cuenta el número de publicaciones respecto al dinero invertido en ciencia”

    porque si en lugar de comparar únicamente la producción científica en bruto (número de publicaciones y calidad de la revista) de los diferentes laboratorios, se tuviera en cuenta el costo de estas publicaciones, es decir, el dinero concedido al proyecto de investigación se vería que muchos grupos de investigación españoles están a la altura de otros extranjeros infinitamente mejor financiados.

  2. 8 mayo, 2013 en 20:51

    Mis felicitaciones: una entrada breve, clara y concisa. No le sobra ni le falta una palabra y, además, bien redactada.

    Gracias.

  3. 3 junio, 2013 en 16:46

    Se ve claramente la mediocridad del gobierno español y que lo único que quiere es dominar a la población con la ignorancia y destruir a la ciencia.

    Y luego se quejan de que la educación está mal.

    Saludos a todos.

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: