Inicio > Actualidad, Ciencias Sociales > Los habitantes de la Inglaterra Victoriana fueron más inteligentes que los modernos occidentales

Los habitantes de la Inglaterra Victoriana fueron más inteligentes que los modernos occidentales

28 mayo, 2013

heraldica escudo imperio britanicoEsta es la provocadora conclusión de un muy reciente estudio (tan nuevo como que está recién aceptado y todavía en prensa) en el que diversos psicólogos europeos analizan la variación de la inteligencia a lo largo del último siglo y medio en la población caucasoide de origen europeo. Pero ¿los datos del estudio sustentan tan categórica afirmación?

Lo primero es indicar (como ya comenté en una entrada anterior) que es muy difícil cuando no imposible intentar medir una propiedad sobre la cual no existe una definición clara como es el caso del concepto de inteligencia. Pero bueno, dejemos aparte este problema y concentrémonos en el artículo en cuestión.

Los autores recopilan 16 estudios previos sobre medida de tiempos de reacción frente a un estímulo. Este tiempo en la psicometría se considera que es un índice de la velocidad de procesamiento mental y por extensión de la eficiencia de dicho procesamiento. Y de ahí diversos autores extrapolan (con muy poca base científica) que a mayor velocidad de respuesta, mayor inteligencia. Como ven otra medida más para cuantificar de forma más o menos grosera la complejidad del funcionamiento cerebral. Estos 16 estudios presentados a continuación son posteriormente sujeto de un metaanálisis por parte de los autores.

Were the Victorians cleverer than us The decline in general intelligence Tabla 1

Lo primero que se observa es que la mayoría de los estudios implicaban muy pocos sujetos. Es decir que ya se pueden imaginar los problemas de derivar de ellos alguna característica poblacional y mucho menos una tan compleja como es la inteligencia, pero para eso están los metaanálisis, para sumar estudios diferentes (ver ANEXO). Así que nuestros autores representan el valor medio del tiempo de respuesta medido en milisegundos frente al año de realización del estudio

Were the Victorians cleverer than us The decline in general intelligence Figura 1a

Los autores ajustan los valores a una recta (de la que no muestran los valores de r2 de la regresión lineal, aun cuando dicen que es estadísticamente significativa, cosa difícil de creer a la vista de la gráfica), recta en la que se deduce un acusado aumento del tiempo de respuesta y de ahí concluyen que

“Estos datos indican fuertemente que los ingleses victorianos fueron sustancialmente más inteligentes que las poblaciones occidentales modernas”

e incluso llegan a cuantificar más adelante en 1,23 puntos la pérdida de cociente intelectual (CI) por década, lo que hace 14 puntos menos de CI desde la época victoriana. Así que en conclusión, ahora los europeos somos más tontos que Sherlock Holmes (cosa nada extraña a la vista de sus increíbles dotes) pero también del resto de los habitantes del imperio de su graciosa majestad.

El problema con estos 16 ensayos es que están muy sesgados ya que de los 9466 sujetos analizados, 8214 (el 87%) provienen de tan sólo 4 estudios siendo el resto prácticamente irrelevantes en cuanto a su contribución numérica. ¿Y estos 4 estudios correlacionaban con la tendencia encontrada por nuestros autores? Pues para ello simplemente he marcado estos estudios más numerosos: en rojo aquellos tres que implicaban más de mil sujetos y en azul el que estudió más de 500 individuos.

Were the Victorians cleverer than us The decline in general intelligence Figura 1b.jpg

Como se puede observar comparando el estudio de 1889 (esquina inferior izquierda) con los análisis de 1984 y 1987 (círculos adyacentes rojo y azul de la parte superior) si que se mantiene el marcado aumento del tiempo de respuesta (es decir menor inteligencia según los autores). Pero sorprendentemente el estudio de 2404 individuos del año 2000 muestra un valor solo ligeramente superior al de 1889 y marcadamente inferior a los de los años 80 del siglo XXI. ¿se ha producido una perdida dramática de inteligencia en tan solo 13 años? Los autores no comentan nada en el artículo (y los revisores del manuscrito se ve que tampoco le dieron importancia) pero según su lógica algo de eso debería haber ocurrido, lo cual sería un hecho digno de pasar a los anales de la historia por su rapidez.

Comportamientos más erráticos aún en la medición del tiempo de respuesta ocurre en los únicos tres puntos del intervalo medio de la gráfica medido durante la II Guerra Mundial. Así los dos estudios de 1941 con unos 50 sujetos cada uno no muestran pérdida perceptible de respuesta (y por tanto de inteligencia) mientras que el de 1945 con 80 individuos estudiados indica un valor de tiempo de respuesta mucho más lento (muy similar al máximo observado décadas después) tal como se señala dentro del rectángulo rojo de la siguiente figura

Were the Victorians cleverer than us The decline in general intelligence Figura 1c.jpg

Por todo ello me inclino a pensar que, independientemente de que esta pudiera ser una medida directa de la inteligencia (cosa ya de por sí difícil de creer) los autores han forzado la estadística para intentar encontrar una correlación en donde lo más probable es que únicamente exista variación al azar de estas mediciones que fueron realizadas con equipos de medida muy diferentes y en épocas marcadamente distintas.

¿Y cómo justifican los autores esta sorprendente pérdida de inteligencia? pues mucho me temo que aquí los autores abandonan lo que es la investigación científica, los hechos y los datos, dejando volar libre y sin ataduras su imaginación y se embarcan rumbo al azaroso mundo de la inventiva puesto que afirman siguiendo la estela de algunos trabajos previos

“La era victoriana fue un período de gran cambio industrial, cultural, político, científico y militar en Europa occidental marcado por una explosión de genio creativo que influyó fuertemente en todos los demás países del mundo. En las relaciones internacionales hubo un largo período de paz, conocido como la Pax Britannica.”

Y aunque no se lo crean, esto no está escrito por ningún gentleman británico apologista de glorioso Imperio del León y el Unicornio rampantes sino por tres psicólogos de Holanda, Irlanda y Suecia. Y continuan en la misma argumentación con

“Antes de 1825 los países occidentales contaban con una fertilidad eugenésica, en que los que tenían los niveles más altos de educación y/o condición social tenía el mayor número de hijos supervivientes (¿Cómo?). La mayoría de estos países completaron la transición a una fertilidad disgenésica alrededor de la mitad del siglo XIX.”

Para quien no lo entienda lo traduciré al Román paladino. Antes de 1825 la evolución operaba en Europa seleccionando a los más fuertes e inteligentes (los hijos de las personas acomodadas por lo que se ve) y después (aunque los autores no lo comentan, imagino que piensan que debido a los avances médicos y sociales en el viejo continente) personas que deberían haber muerto, dejaron por otra parte descendencia inferior seleccionándose por tanto variables genéticas negativas que afectaron a la inteligencia media de los europeos. Y terminan concluyendo que

“La época victoriana se caracterizó por grandes logros. Como los grandes logros son generalmente un producto de una alta inteligencia, hemos probado la hipótesis de que los victorianos eran en realidad más inteligentes que las actuales poblaciones modernas.”

Y no se crean, que este trabajo ha sido publicado este mismo mes pasado en la revista “Intelligence” que se encuentra colocada en el ranking de su especialidad, Psicología en el puesto 70 de un total de 684 revistas, por tanto dentro del primer cuartil y casi en el primer decil (a las puertas de la élite de su especialidad).

ANEXO

Los metaanálisis son una herramienta fundamentalmente usada en la investigación clínica de medicamentos porque permiten agrupar diferentes estudios con diferente número de pacientes para obtener un tamaño de muestra mayor. Así si se analizan los resultados de un grupo de estudios similares, se puede alcanzar una valoración más exacta de los efectos del medicamento.

Así en el tema que nos ocupa la verdadera pregunta a responder en este metaanálisis sería ¿cuál es el tiempo de respuesta medio de los europeos? Al sumar todos los valores y alcanzar cerca de diez mil sujetos estudiados, la conclusión sería más robusta que con cualquiera de los análisis individuales y de ahí se podría pasar a correlacionar ese tiempo de respuesta con la inteligencia media de los europeos (si se pudiera). Ahora bien, los autores del estudio por una parte agrupan pero por otra comparan las muestras individuales y según entiendo (y que algún experto del tema me corrija) para ello habría que tener absoluta seguridad que en todos los estudios la selección de individuos se realizó de la misma forma (para que cada uno fuera representativo de la “inteligencia” media de cada época) porque si no se estarían comparando grupos no equivalentes. Así si por ejemplo el estudio de 1889 tiene un sesgo a favor o en contra del de 1987 (mayor o menor porcentaje de graduados, licenciados, analfabetos o cualquier otro factor relevante) toda la comparación se inhabilita. Y si ya es difícil con 2000 individuos, que alguien me informe de como por ejemplo se puede seleccionar una muestra de tan sólo 50 u 80 personas para que sea totalmente representativa de la inteligencia media de los habitantes del Reino Unido en el año 1945.


  1. 28 mayo, 2013 en 0:47

    “Antes de 1825 los países occidentales contaban con una fertilidad eugenésica, en que los que tenían los niveles más altos de educación y/o condición social tenía el mayor número de hijos supervivientes (¿Cómo?). La mayoría de estos países completaron la transición a una fertilidad disgenésica alrededor de la mitad del siglo XIX.”
    No parece tomar en cuenta la alfabetización masiva posterior y la mejora general de las condiciones de vida que permitieron que más personas de diferentes clases sociales accedan a la cultura entendida esta como la ciencia, el arte, la filosofía , y desarrollen su inteligencia de un modo que en otras épocas les hubiera resultado imposible.

  2. 28 mayo, 2013 en 8:58

    ¿Y cuáles son los criterios de selección de los artículos? Porque teniendo en cuenta las teorías eugenésicas en boga durante finales del s. XIX y primera mitad del XX, no me creo que sólo hayan encontrado 5 artículos antes de 1945.

  3. Francesc
    28 mayo, 2013 en 9:11

    “esto no está escrito por ningún gentleman británico […] sino por tres psicólogos de Holanda, Irlanda y Suecia”
    No sé por qué se deja a los psicólogos trabajar con las matemáticas. Ni con la biología visto lo visto.
    Modo sarcástico:
    Si nos fijamos en los puntos que has marcado (ignorando el del siglo XIX), llegamos a las siguientes conclusiones:
    1.- Los australianos son significativamente más inteligentes que los europeos, debido a que el que reacciona lento en australia, muere a causa de algún animal o planta venenosa. La presión selectiva es mucho mayor. O bien…
    2.- Se ha producido un acentuadísimo descenso en el tiempo de reacción entre 1984 y 1999, debido al uso extendido de los videojuegos
    3.- En general, este metaanálisis demuestra que los hombres son más inteligentes que las mujeres (ganan en casi todos los estudios salvo en unos cuantos en los que empatan). Aunque la diferencia se va reduciendo (a casi la mitad en 15 años)

    Me encanta también el detalle de poner 1984,5 porque claro, como tu recta de regresión es tan buena es muy importante usar el decimal XD. ¿Pero a que queda profesional?

    En fin, ahora hablando en serio, intuyo que la medida de tiempo -los tests realizados- son distintos. Los metaanálisis en medicina tienen una variable objetivo clara: se ha curado el paciente o no se ha curado. Las mediciones de esta variable no pueden diferir mucho según el realizador del análisis. La medición de la variable tiempo de respuesta… bueno, si nos preguntan a cada uno de nosotros se nos ocurrirían en menos de 309.6 segundos 5 maneras distintas de diseñar el test.

  4. Francesc
    28 mayo, 2013 en 9:16

    Ah, por cierto, salvo los 40 esquimales que hicieron una pausa entre cazar una foca y abrir otro agujero en el hielo (digo yo, ¿qué otra explicación tiene que sean todos hombres? Hasta los victorianos incluyeron mujeres en el análisis),
    todos los occidentales son anglosajones?

  5. 28 mayo, 2013 en 9:29

    Iris #1

    El párrafo destila tal clasismo biológico que parece escrito en el siglo XIX.

    Javi #2

    Los autores no lo comentan, pero lo mismo tampoco hay tanto estudios que hayan medido ese tiempo de respuesta.

    Francesc #3

    No quise añadir todas esas inconsistencias en el texto de la entrada porque entonces hubiera salido un capítulo de un libro, pero tienes toda la razón.

  6. salador
    28 mayo, 2013 en 19:29

    Del gráfico solo puede deducirse que esa “rapidez de respuesta” es algo muy volátil o poco significativo. Ante esos resultados extraños es cuanto mínimo arriegado hacer una recesión, condicionada totalmente por los dos estudios de finales del XIX. Si no estuvieran no podria deducirse absolutamente nada en una nube de puntos sin ton ni son. Un jefe con experiencia diría “ya me estan haciendo un nuevo estudio, que ese no vale nada”.

    No sabemos tampoco a que clase social pertenecían esos “victorianos”, pero atendiendo a los muros insalvables de la época, la muestra podría estar completamente sesgada. La disparidad de resultados incluso en fechas muy próximas indica que no estamos midiendo bien, o que no estamos midiendo lo mismo o peor aún, que no estamos midiendo el parámetro adecuado.

    Lo que al final me molesta es el mensaje subyacente de una conclusión precipitada. Los tatarabuelos victorianos tenían un imperio no por ser los mas fuertes, sino por ser mas inteligentes. Quizás sea una paranoia mía pero es como retroceder mas de un siglo, cuando supuestos científicos perdían el tiempo con la frenologia y se elaboraban sesudos estudios raciales.

  7. salador
    29 mayo, 2013 en 1:16

    Abundando, si se suprimen los dos primeros estudios de los 16 analizados, la recesión que torpemente se insinúa en el gráfico no tiende a ninguna linealidad. La linealidad no es en absoluto frecuente en la naturaleza, pero es algo que usamos los humanos para simplificar cuentas en un espacio pequeñito donde sea admisible. Para levantar una casa o un puente basta con considerar la tierra plana, lineal hasta el infinito. Para otras cosas no vale la línea recta, probar con otras opciones que ofrece por ejemplo excel, que son muy buenas.

    Las regresiones pueden ser lineales por conveniencia, pero son mas bien exponenciales, etc, o incluso no ser ni regresiones sino tener otras formas, con alegría sinusoidal sin ir mas lejos. Aunque parezca mentira, a veces ni siquiera existe o se ha demostrado correlación entre el tiempo y un fenómeno. En este caso, si nos esforzamos, encontraríamos una ecuación mucho mas aproximada con una hipérbola (hacia 1970 tuvimos un máximo insólito de inteligencia -mínimo en el gráfico – pero 25 años antes y después alcanzamos máximos de burricie), una elipse e incluso sin demasiada imaginación se puede dibujar un círculo perfecto con el centro en 250 unidades de NSQ (nosequé), orbitando cual electrones alrededor del núcleo. No hay por donde agarrar estos resultados, que oscilan arriba y abajo mas de un 50% en muy cortos espacios de tiempo.

    Sigo pensando que el error está en la elección del objeto de estudio, el eje de ordenadas. ¿Se esta midiendo rapidez? Muy bien, ¿pero en que unidades y con que método se mide?, ¿NSQ? En Física se habla de velocidad, y se describe habitualmente en m/s.

  8. 29 mayo, 2013 en 9:07

    Salador

    Elegí este artículo recientísimo porque concentra algunos de los grandes males de las ciencias sociales: hipótesis sesgadas próximas al racismo biológico, extrapolación de propiedades simples (medida de rapidez de respuesta) para explicar fenómenos muy complejos (inteligencia), comparaciones inadecuadas de estudios no equivalentes y muy poco representativos y conclusiones disparatadas más allá del actual conocimiento científico porque ¿qué rapidísimo mecanismo es capaz de afectar de manera tan profunda en tan sólo 4-5 generaciones?

  9. Francesc
    29 mayo, 2013 en 10:30

    “¿qué rapidísimo mecanismo es capaz de afectar de manera tan profunda en tan sólo 4-5 generaciones?”
    Tengo mi hipótesis: la evolución de los estudios sociológicos XD

  10. Bi-lal kaifa
    1 junio, 2013 en 15:33

    He aquí a Michael A Woodley, principal autor del estudio, en su vertiente de “criptozoologyst extraordinaire”: http://www.youtube.com/watch?v=FbPb-etyiG0#t=2m18s

  11. 1 junio, 2013 en 16:04

    Bi-lal kaifa

    ¿que tiene que ver ese video con la temática de esta entrada?

  12. Bi-lal kaifa
    1 junio, 2013 en 16:49

    Simplemente ubicar al autor dentro del contexto… ejem… académico.

  13. 1 junio, 2013 en 23:25

    Bi-lal kaifa

    ¿Académico?

  1. 30 mayo, 2013 en 12:23
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: