Inicio > Actualidad, Ciencia > 14-J: no nos quieren ver, pero nos verán

14-J: no nos quieren ver, pero nos verán

5 junio, 2013

mani
El próximo día 14 de junio es la fecha programada para que los investigadores tomen las calles y manifiesten su repulsa a los recortes realizados en ciencia. En Madrid se hará un acto público en la sede central del CSIC (calle Serrano 117) donde se leerá la Nueva Carta por la Ciencia que imagino habréis firmado (si no es así ya estáis tardando se firma para pinchar en el enlace anterior-). A las 12:30, una vez acabado el acto se marchará hasta el Ministerio de Economía y Competitividad (Paseo de la Castellana, 162) donde se entregará la carta con las firmas. Varias ciudades españolas se unirán al acto con diversas manifestaciones.

Nuestros responsables políticos saben de sobra que esta manifestación va a celebrarse, y ya empiezan a descolgarse con gestos “decorativos”. Así el ministro de Guindos anuncia 100 millones de euros más para este años en I+D, una cantidad nada despreciable. Nada despreciable en época de bonanza, pero en la coyuntura actual apenas sirve para tapar los agujeros del CSIC. Pretende (o eso dice) solventar las deudas del CSIC, cubrir necesidades en recursos humanos y financiar más proyectos de investigación, pero la situación actual ha provocado recortes mucho mayores (más del 25% en proyectos durante dos años), retraso en la convocatoria de becas y proyectos y déficit de instituciones públicas de investigación por falta de financiación. La ciencia está viviendo una de sus peores situaciones de las últimas décadas y sólo una apuesta decidida y de gran calado puede salvarla.

Pero si la cantidad se antoja escasa, la forma de presentarla denota en qué lugar queda la I+D en el pensamiento político actual. Nos viene a decir que gracias a que la coyuntura económica mejora se puede invertir en I+D. La I+D se sigue viendo como algo en lo que dejar dinero cuando hay algo en qué gastar, no como una apuesta de desarrollo en la que sea necesario invertir para sacarnos de la crisis que sufrimos cada pocos años en España. Con esto no nos van a convencer y por ello seguiremos saliendo a la calle a explicar por qué la apuesta por la ciencia es tan importante. Los países ricos son ricos gracias a la apuesta que se hace en ciencia, allí no se dedican los excedentes, se dedica lo mismo que a cualquier otro motor económico, y cuando vienen mal dadas, la apuesta sigue en marcha. Queda mucho que aprender de ellos a ese nivel, y los que hemos tenido la suerte de salir fuera a aprenderlo nos traemos esa enseñanza para recordársela a los que la quieran oír. Y si no nos escuchan por las buenas se lo tendremos que gritar en las calles. ¡No faltéis!


  1. Víctor
    8 junio, 2013 en 7:57

    Lo he puesto también en Hacia la Edad Media, pero creo que aquí vale http://scientiablog.com/2013/06/07/una-puta-mierda/

  2. 11 junio, 2013 en 19:14
  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: