Inicio > Actualidad, Medicina, Microbiología > La (más o menos) revolucionaria tecnología médica del ejército egipcio

La (más o menos) revolucionaria tecnología médica del ejército egipcio

14 julio, 2014

zahori militar egipcioHace unos meses la Comandancia de Ingeniería del Ejército Egipcio anunció la invención de dos instrumentos médicos revolucionarios, el primero de ellos capaz de detectar una gran variedad de infecciones virales y que funcionaría sin necesidad alguna de tocar al paciente, mientras que el otro dispositivo consiguiría eliminar diversos tipos de virus de la sangre de los enfermos. Y estas increíbles invenciones se encuentran ahora disponibles para su uso médico, eso sí solo en Egipto.

El primer invento denominado C-FAST tal y como se muestra en la siguiente fotografía

C_FAST ejercito egipto deteccion virus

es básicamente una antena al estilo de las varas usadas por los zahoríes desde tiempos inmemoriales y que curiosamente es muy similar al ya tristemente famoso detector de bombas ADE 651 con el que se estafó más de 50 millones de euros al Ejército Iraquí hace ya algún tiempo.

ADE 651 detector bomba Iraq

Pero por supuesto este nuevo modelo sanitario es mucho más avanzado que su antecesor militar, puesto que no necesita fuente de alimentación alguna ya que supuestamente utiliza la energía eléctrica estática del individuo que lo maneja. Como ven, todo un gran avance que contribuirá a disminuir las emisiones de CO2 y el efecto invernadero en estos tiempos afectados por el calentamiento global.

Pues bien, este maravilloso adelanto de la tecnología médica es capaz de detectar a un paciente infectado hasta una distancia de 500 metros. La antena supuestamente identifica las ondas electromagnéticas emitidas por las vibraciones del genoma por ejemplo del virus de la hepatitis C de una manera específica de secuencia, algo que recuerda a la teoría que el famoso Premio Nobel Luc Montagnier defiende desde su exilio chino. Pero no se vayan que todavía hay más. C-FAST puede detectar no sólo hepatitis C sino también las más variadas infecciones virales: VIH, gripe, coronavirus MERS y hasta el “virus de la malaria” mediante un cambio de programación del propio aparato de manera rápida y eficiente, ya que parece ser que las vibraciones del genoma de diferentes virus son también distintas. Con respecto al “virus de la malaria” no es un error tipográfico ya que los generales egipcios tienen información (clasificada por supuesto) que muestra que la malaria no está causada por un protista sino por un virus y asunto zanjado.

El segundo aparato denominado “Dispositivo de Cura Completa” es más sofisticado y se parece mucho a una máquina de diálisis.

complete cure device ccd egipto pseudomedicina

Primero se extrae la sangre infectada del paciente usando una bomba. Después esta sangre pasa a través de un costoso tubo en espiral, fabricado de un material muy complejo que según su fabricante ha necesitado 7 años de I+D para poder ser desarrollado. Este tubo emite una misteriosa radiación que elimina a los virus y ya después de ser desinfectada la sangre se devuelve al cuerpo. Por supuesto tanto la composición del tubo como el tipo de radiación curativa se mantienen en el más estricto secreto militar. El gobierno egipcio ha indicado que se han realizado exitosas pruebas tanto en chimpancés como en miles de pacientes, pero por ahora no hay información alguna sobre estos ensayos clínicos en los que parece ser que no han participado hepatólogos egipcios. Además, estos estudios no están accesibles a la comunidad científica ni han sido publicados en ninguna revista médica, de tal manera que diversos científicos egipcios que trabajan en prestigiosos centros de investigación del extranjero (puesto que los residentes en Egipto guardan un delicado silencio, ya que no hay que olvidar la actual situación del país) han mostrado su sorpresa cuando no su enfado por lo que parece una gran estafa médica (y que ha llegado hasta las páginas de la prestigiosa revista Science), engaño que estaría jugando con las esperanzas de la población, ya que no hay que olvidar que varios millones de egipcios son enfermos de hepatitis.

Además según ha informado recientemente el ejército egipcio en un video, estas tecnologías permiten también diagnosticar y tratar enfermedades de la piel e incluso el cáncer. Y ya finalmente sus aplicaciones parecen no estar restringidas al campo sanitario ya que también podrían detectar las temibles termitas que atacan a las palmeras. Total, la panacea completa, si nos creemos el siguiente video:

http://tu.tv/videos/ejercito-egipcio-curando-hepatitis-c-y-sida-con-pseudomedicinas

P.D.

Despues de la campaña publicitaria realizada en Egipto estas últimas semanas, parece ser que estos revolucionarios equipos médicos tienen todavía que ser puestos a punto, y por tanto se ha retrasado su comercialización hasta dentro de 6 meses. Seguiremos informando.

Entradas relacionadas:

* ¿Acaso tú has probado el par biomagnético?

* Basta ya de malgastar el dinero en vitaminas y suplementos minerales

* Bioenergética y fraudes energéticos

* Biomagnetismo: ¿Los charlatanes no son peligrosos?

* Casualidad frente a causalidad o el porqué las supercherías pseudomédicas parecen funcionar

* El biomagnetismo analizado con cámara oculta

* Elige tu terapia alternativa

* Las sorprendentes propiedades curativas de la Sal del Himalaya ¿o no?

* Las terapias sin intereses lucrativos

* Los charlatanes atacan de nuevo: el “plasma marino” y la cura universal

* Los estudiantes de medicina de España en contra de las pseudomedicinas

* Los estudiantes de medicina de España en contra de las pseudomedicinas

* Más charlatanes: silicona magnética adelgazante

* Michael Specter hablando sobre el peligro del pensamiento anticientífico

* Sencillo manual práctico para saber cuando existe un verdadero debate científico

* Un poco de humor pseudomédico

 

Videos relacionados:

 


  1. Ever Flores
    14 julio, 2014 en 19:56

    Suena a estafa. Y de las lindas.

  2. 14 julio, 2014 en 22:22

    Ever

    ¡Qué incrédulo eres! Si el pobre militar nos asegura en el video que lo hace para demostrar la calidad de la nueva ciencia egipcia. Lo mismo hasta gana el próximo Nobel.

  3. Ever Flores
    14 julio, 2014 en 23:45

    Jaaaaaaaa ustedes tienen la culpa, desde que visito este blog no creo en nada que no tenga referencias, ¡malvados esxeptikos!

  4. 15 julio, 2014 en 19:29

    Un caso más de “el rey va desnudo” que nadie se atreve a decir (aunque no sé si yo me atrevería viviendo en Egipto).

  5. 15 julio, 2014 en 19:35

    Javi

    Por eso las críticas han venido de cientificos egipcios que trabajan en el extranjero, aunque no hay que quitarles mérito puesto que seguro que siguen teniendo algún familiar en Egipto.

  6. Cronopio
    16 julio, 2014 en 1:28

    Me parece que no queréis entender que esto funciona perfectamente: Yo, generalaco plenipotenciario de una partida de pasta inmensa de un ministerio, le digo a mi primo “el chispas” que me venda unos cacharricos milagrosos a precio de platino…mitá y mitá pa dos cuentas de Suiza. un poco de parafernalia propagandística pa justificar y punto. Y si alguien se queja se le condena a muerte por enemigo de la patria y punto.
    No se donde veis la magufada ni el esoterismo.
    A ellos les funciona. Está científicamente comprobado. Y no se le puede llamar estafa ( Mas que nada porque te pegan un tiro en la nuca)

  7. 18 julio, 2014 en 21:41

    El delirio al poder 0_o
    Lo que no termino de dilucidar es si es un caso de ignorancia y credulidad peligrosas, o si es estulticia lisa y llana, pero lo evidente es que los enfermos egipcios van a salir bien jodidos de esta movida 😦

  8. 19 julio, 2014 en 10:06

    Iris

    Un poco de las dos cosas que comentas.

  9. Txema M.
    20 julio, 2014 en 2:28

    Cronopio, buenísimo tu comentario.

  10. Blueoriol
    25 julio, 2014 en 15:00

    Ya de salida resulta que todas las evidencias son secretas.
    Esto es: A mi me funciona e incluso tengo pruebas reales pero no te las contaré.
    ¿Por que este tipo de pruebas siempre son inacesibles? (pregunta retórica).

  11. 21 agosto, 2014 en 18:15

    ¿Y al del detector molecular no lo persiguen por estafa?

    Eso debería ser un antecedente, pero claro lo más probable es que el negocio es más oscuro de lo que parece. (como lo dice cronopio)

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: