Inicio > Actualidad, Ciencia, Escepticismo, Magufadas, Medicina > La ruleta rusa de la Medicina Tradicional China

La ruleta rusa de la Medicina Tradicional China


La Medicina Tradicional China (MTC) es ampliamente utilizada en todo el mundo como una forma de medicina complementaria o incluso alternativa para las más diversas indicaciones o para mejorar la salud en general, especialmente en las comunidades de origen chino, aunque sin embargo está permeando hacia occidentales maravillados del “profundo” conocimiento médico de esa milenaria cultura. Pero, no sólo es que este tipo de “medicina” no haya demostrado ningún valor terapéutico real, es que muchas veces conlleva importantes riesgos para la salud (y a veces la vida) de los incautos pacientes.

Así recientemente unos investigadores del centro de referencia toxicológica de Hong Kong acaban de publicar un estudio retrospectivo en el que analizan los casos acaecidos de intoxicaciones por “medicamentos” de la MTC en la excolonia británica en la última década. Y los resultados son cuando menos inquietantes, pero para nada extraños para un tipo de productos que no tienen regulación alguna, puesto que los investigadores han encontrado múltiples adulteraciones de los mencionados remedios, con todo tipo de sustancias (medicamentos aprobados o prohibidos en la medicina científica, análogos de fármacos y hasta tejido tiroideo animal) tal y como se muestra en la siguiente figura.

 

De tal manera que estas adulteraciones implicaron intoxicaciones de variada gravedad (incluidas dos muertes y 14 casos muy graves) entre los varios cientos de hongkoneses afectados en estos últimos años.

Y estos datos, lejos de ser una excepción, parecen ser la regla general con este tipo de “medicina”, ya que un estudio previo realizado en Taiwán mostró que el 24% de las muestras de “medicamentos” de la MTC analizados estaban adulterados de diversas maneras. Es más, más de la mitad de estos productos contenían al menos dos diferentes adulterantes.

Por ello los investigadores concluyen en su estudio que

La adulteración de productos de la MTC con fármacos no declarados plantea graves riesgos para la salud. La educación pública y unas medidas reglamentarias eficaces son esenciales para abordar el problema.

Entradas relacionadas:

 

 


  1. Eduardo
    10 octubre, 2017 en 12:21

    Es común que en distintas medicinas se hayan usado a lo largo de la historia sustancias no precisamente saludables. La evolución del conocimiento las ha ido descartando a medida que hemos sido conscientes de sus peligros. Es el caso, por ejemplo, del mercurio que aún se utiliza en la medicina tradicional china. Este solo hecho, una “medicina” que no se autorevisa y corrige, no puede ser, en ningún caso, considerada como válida. Al pretender que esa supuesta “sabiduría” es indiscutible, estamos dando por válidos tratamientos que contienen sustancias venenosas, y altamente peligrosas para nuestra salud. Es una demostración clara de la irracionalidad de esa postura.

  2. 10 octubre, 2017 en 16:24

    Hola:

    Según el sinólogo Paul Unschuld:

    “MTC es un sistema artificial de ideas y prácticas de atención de salud generados entre 1950 y 1973 por los comités en la República Popular de China, con el objetivo de reestructurar el vasto y heterogéneo patrimonio de la medicina tradicional china de manera tal que se ajustara al tipo de principios marxistas-maoístas, la democracia y la ciencia y la tecnología modernas sobre las que se iba a construir el futuro de la República Popular China”.

    Ya se sabía a principios del siglo pasado que la medicina occidental, (sólo para señalar su zona de origen), es útil y perfectible. Pero se mantuvo la MTC como un pequeño nucleo porque daba trabajo a muchos ciudadanos. Además dicho núcleo iba con tendencia “científica” de la futura sociedad comunista.

    En las décadas del 50 y 60 se hizo un filtro de todo esto que luego en occidente fue conocido entonces como MTC.

    Incluso en la China antes de la revolución el impacto taoísta en esta tradición fue significativamente menor.

    La MTC y la medicina tradicional hindú, está la Ayurveda, son las tradiciones con mayor impacto en el mundo. Las que más han resistido el paso del tiempo.

    El problema es el abuso de la visión holística, básicamente cuando una persona enfermaba en una de estas zonas, por ejemplo, se le proporcionaba lo que había en la naturaleza, pero en forma indiscriminada, lo que sentían que era bueno para la salud, por asociaciones mentales que hacían, (pensamiento mágico), si en una de esas el enfermo se recuperaba no podían saber si algo que se le daba le había sido útil, pero igual concluían que todo lo que se le dió fue bueno. Así fácil le daban cosas malas también.

    Traté este tema fuera de los círculos racionalistas, pero no me fue muy bien que digamos. Incluso una persona me acusó de ser un médico malvado que envenenaba con químicos a los pacientes.

    Saludos.

  3. TONI
    10 octubre, 2017 en 20:25

    La Primitiva Medicina Tradicional China de hace 5.000 años atrás eran sólo Hierbas, Hierbiñas, Hierbitas y Hierbajos con algunos tipos de semillas y cortezas, sólo hay que verlo en buenas Recensiones del tema.

  4. Juanma
    11 octubre, 2017 en 0:34

    Ciertamente, ha sido un tema controvertido a lo largo de mi vida. Permitidme exponer mi caso ya que es curioso y está relacionado con el tema.

    He sido practicante de artes marciales durante toda mi juventud. Eso acabó después de empezar una carrera de ciencias en la universidad por falta de tiempo y/o comportamiento peligrosamente sectario de la última disciplina que abordé (en este caso Capoeira).

    Cuando era más joven pertenecía a un grupo de Kung-Fu que también se dedicaba a espectáculos en fiestas de moros y cristianos a lo largo del levante español para sacarnos unos ahorrillos. El hombre a cargo del grupo siempre estaba rodeado de, digamos un misticismo oriental. Bien por que empecé muy pequeño en su academia (el costumbrismo es terrible para mantenerse firme ante ideas ilógicas de un conocido), bien porque no quería discutir con el que me pagaba (no soy idiota), dejé pasar comportamientos, cuanto menos cuestionables. Entre las más graves se encuentran:

    -Tratamientos de acupuntura en el gimnasio donde entrenábamos.
    -Establecimiento de dietas en función de criterios subjetivos a quien pidiera consejo cuando no tenía ninguna formación para ello.
    -Estafa piramidal con todas las de la ley, tras la cual aslió escaldado:
    http://www.laopiniondemurcia.es/sucesos/2010/02/19/detenidos-estafa-piramidal-alicante-murcia/230768.html
    -Varias necedades sobre energía y flujos de la misma como justificación a ciertas enfermedades y, como colofón:
    -Autodenominarse experto por asistir a una serie de cursos en el tema de curación mediante el par con imanes (a día de hoy todavía va ‘ayudando’ a la gente con bata en un garito de meditación donde lo tienen en un pedestal.

    He oído todas y cada una de sus ideas. No me atrajo ninguna por sonar todas ellas demasiado peliculeras. Quizás si hubiera dicho algo o hubiera aconsejado a la gente que estaba a su alrededor habría aligerado un poco este cargo de conciencia que me pesa de tanto en tanto.

    A día de hoy acabé a buenas con él pero no sé que hubiera pasado de hacer permanecido más tiempo cerca.

  5. 11 octubre, 2017 en 6:35

    TONI

    En la remota antigüedad todas las “medicinas” tenían un fuerte componente místico, como no podía ser de otra manera proviniendo de unos monos peludos más que supersticiosos que sin comprender nada de cómo funciona la realidad, sin embargo tenían grandes cerebros para buscar patrones. https://lacienciaysusdemonios.com/2014/05/17/conocimiento-o-supersticion/

  6. TONI
    13 octubre, 2017 en 15:20

    ateo66666 Muy Bien, y Claro que tenían un muy Fuerte Componente Místico los conocimientos del Fascinante Hombre Primitivo, que recién abría los ojos a todo lo que le circundaba, y no sólo en la Medicina sino en todo lo que veían, en todo lo que les rodeaba y es que en su situación Inicial, algo Irrepetible Todo era Mágico, y NO podía ser de otro modo.

  7. 13 octubre, 2017 en 17:22

    Ahora puede ser de un modo diferente, pero lamentablemente bastantes personas colocan la “experiencia humana”, valga “medicina consciente”, por encima de la evidencia científica. Usan la objetividad en forma parcial, creen, no saben en términos efectivos.

    Con esa clase de actitud es cuando se alejan de la realidad para vivir de acuerdo a “lo que les hace más sentido”. El conocimiento se encuentra al alcance, pero la gente no filtra, no ejerce el pensamiento crítico y luego van escogiendo arbitrariamente lo que les parece bien para sus vidas.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: