La terrible Peste Negra


Interesante video sobre las causas y efectos de la Peste Negra, epidemia que asoló el Medievo y que alteró la geopolítica europea durante siglos.

 

 


  1. 14 octubre, 2018 en 21:35

    Hombre!, un video que se puede ver con normalidad. Te voy a comer a besos

  2. Rawandi
    15 octubre, 2018 en 12:15

    O sea, que la subida de las temperaturas durante la Edad Media (el óptimo climático medieval) propició mejores cosechas y en consecuencia una vida más fácil, mientras que la gente empezó a pasar hambre cuando el clima se enfrió dando paso a la pequeña edad de hielo. Interesante. Eso significa que el calentamiento de la superficie terrestre no tiene por qué ser algo malo sino más bien todo lo contrario.

    Por cierto, desde el muy cacareado récord de calor producido por el último gran El Niño (2015-2016) la temperatura ha descendido bastante. Por el bien de la humanidad, esperemos que ese descenso no desemboque pronto en un nuevo periodo glacial.

  3. francisco grisales
    15 octubre, 2018 en 13:18

    Una gran leccion para la humanidad. Francisco G

  4. Alfonso
    15 octubre, 2018 en 13:52

    En efecto Europa vivió una mini-edad de hielo entre 1350-1750 que no por casualidad coincide con la llegada del “yersinia pestis” al continente europeo. Pero no deja de ser curioso que un brillante médico renacentista, que se acabaría convirtiendo en ídolo de magufos fuese el único que logrará acercarse a la curación del terrible morbo : http://www.gbasesores.com/reflexiones/religion/nostradamus3.htm

  5. Terribilis
    15 octubre, 2018 en 15:15

    Excelente y didáctica referencia, apreciable ateo666666. Gracias.

    Terrible lo de la peste negra. Pero también hay otra historia que contar respecto a otra enfermedad epidémica, en la cual hay implicaciones de todo tipo que pueden inferirse.
    Todavía más a lo que se nos ha enseñado en la escuela a los mexicanos, no fue solamente las guerras y explotación.- ni la viruela, ni el sarampión ni el tifus las enfermedades que diezmaron a los nativos mesoamericanos:

    “Cuando Hernán Cortés pisó suelo mexicano en 1519 había en la región mesoamericana entre 15 y 30 millones de indios. Al acabar el siglo XVI, apenas quedaban dos millones. Aunque las guerras y la explotación acabaron con muchos indígenas, fueron las epidemias las que diezmaron a la población. En particular, la serie de brotes de una enfermedad desconocida que no tenía nombre ni en español ni en náhuatl y a la que los mexicas llamaron cocoliztli (el mal o pestilencia, en español) mató a entre la mitad y el 90% de los indios. Ahora, un estudio con ADN antiguo cree haber identificado el patógeno: la salmonela. Tomado de:
    https://elpais.com/elpais/2018/01/15/ciencia/1515997924_751783.html

    Para información complementaria: https://www.mexicodesconocido.com.mx/esta-puede-ser-la-causa-del-cocoliztli-que-mato-a-cientos-de-indigenas.html

    En otro orden, hay que recordar lo que decía Stephen Hawking en 2010, el científico ya planteaba que, de existir, los extraterrestres inteligentes podrían ser simples saqueadores dispuestos a conquistar, colonizar y explotar y planetas. Repitió la misma idea años más tarde en diferentes entrevistas y documentales, como en «Stephen Hawking’s Favourite Places», en el servicio de vídeo CuriosityStream. «Un día, podríamos recibir una señal de un planeta en esas circunstancias -afirmaba en referencia al mundo potencialmente habitable conocido como Gliese 832c-, pero deberíamos ser cautelosos en responder. Encontrar una civilización avanzada podría ser como cuando los nativos americanos se encontraron con Colón. Aquello no les salió nada bien. Y añadía: Si lo hacemos (responder), podrían ser mucho más poderosos que nosotros y nos darán el valor que nosotros damos a las bacterias.

    Yo espero que los plausibles extraterrestres, sean lo suficiente inteligentes para saber que existen bacterias, virus y etc., y que sepan ver la diferencia entre un bicho microscópico, un gusano y un ser humano. Je, je, je.

    Saludos con fluoroquinolonas

  6. Anónimo
    15 octubre, 2018 en 15:54

    definitivamente, la peor epoca historica para estar vivo

    no vivo en una edad de oro, ni nunca la hubo, pero por comparacion, lejos el periodo mas malo

  7. 15 octubre, 2018 en 17:57

    Rawandi

    Claro que con el cambio climático hay también algunos POCOS ganadores, pero los estudios indican que salvo para los países nórdicos el resto de la Humanidad lo va a pasar mal y peor.

    https://lacienciaysusdemonios.com/2017/01/24/cambio-climatico-pocos-ganadores-y-muchos-muchos-perdedores/

    Pero claro, siempre habrá “optimistas” que como dentro de unas décadas verán viñedos en flor en Escandinavia pues “argumentarán” que

    “el calentamiento de la superficie terrestre no tiene por qué ser algo malo sino más bien todo lo contrario.”

  8. 15 octubre, 2018 en 18:16

    Rawandi

    Por cierto quizás deberías utilizar gráficas más actuales (y creíbles) porque lo de acudir a las medidas tan particulares del sistema UAH recogidas nada más y nada menos que por Roy Spencer es más que sospechoso.

    Te informo (porque quizás no lo sabes) que toda la parte de la gráfica comprendida entre 1979 y finales de siglo es totalmente errónea y eso es tan conocido que hasta tiene entrada en la Wikipedia (en inglés y hasta en castellano):

    “Durante muchos años, Spencer, junto con John R. Christy, ha mantenido un registro de las temperaturas atmosféricas, derivado de mediciones por unidades de sonar en satélites, comúnmente llamado el Registro “UAH”. Esto fue controversial, ya que hasta finales de 1990 los registros por satélite erróneamente mostraban una tendencia neta de enfriamiento global, en desacuerdo con las radiosondas y los registros de temperaturas superficiales. Una serie de correcciones se han hecho desde entonces, trayendo datos de temperatura UAH en estrecha concordancia con otros registros de temperatura. El más importante, demostrado en un artículo de 1998 por Frank Wentz y Matthias Schabel del RSS, fue corregir el decaimiento orbital de los satélites MSU.”

    Así que yo cogería con pinzas los datos que comentas porque es más que posible que en unos pocos años volvamos a encontrar problemas con este señor. Esto no sería nada raro partiendo del hecho que el famoso Spencer ya ha sido acusado de manipulación de datos ya que se descubrió que en uno de sus artículos contrarios al cambio climático

    ” analizó 14 modelos [climáticos], pero solo representó seis modelos y el conjunto de datos de observaciones particulares que daban el máximo apoyo para su hipótesis. Tener en cuenta todos los modelos y todos los datos proporcionó una conclusión muy diferente.”

  9. 15 octubre, 2018 en 18:24

    Para comprender la calidad intelectual de Spencer solo hay que recordar que es asesor de la “Cornwall Alliance for the Stewardship of Creation” (https://es.wikipedia.org/wiki/Declaraci%C3%B3n_de_Cornwall) y firmante de la “Evangelical Declaration on Global Warming” en la que no queda lugar a dudas de su talante:

    “Creemos que la Tierra y sus ecosistemas – creado por el diseño inteligente de Dios y el poder infinito y sostenida por sus fieles providencia – son robustos, resistentes, de auto-regulación y auto-correctiva, se prestan admirablemente para el florecimiento humano, y mostrar su gloria. El sistema climático terrestre no es una excepción.”

    Y por si fuera poco Spencer también es “experto” en evolución ya que:

    “Hace veinte años, como un científico doctorado, intensamente estudié la evolución en comparación con la controversia del diseño inteligente, por cerca de dos años. Y, por último, a pesar de mi previa aceptación de la teoría evolutiva como “un hecho”, llegué a la conclusión de que el diseño inteligente como una teoría de los orígenes, no es más religioso, y no menos científico, que el evolucionismo”

    ya que según él

    “Finalmente me convencí que la teoría de la creación en realidad tiene una base científica mucho mejor que la teoría de la evolución, pues el modelo de la creación, en realidad, es más capaz de explicar la complejidad física y biológica en el mundo… La ciencia nos ha sorprendido con sus muchos descubrimientos y avances, pero se ha topado con un muro de ladrillos en su intento de librarse de la necesidad de un creador y diseñador.”

    En resumen, como ya he indicado muchas veces una vez que se abre la caja de Pandora en una cabeza todo cabe en el mismo saco. Cualquier día de estos Spencer “demuestra” que tampoco existe el VIH.

  10. 15 octubre, 2018 en 19:31

    Hasta Donald Trump admite el cambio climático. Eso sí, la culpa fue del cha, cha, chá que cantaba Gabinete Caligari. https://www.infolibre.es/noticias/mundo/2018/10/15/trump_admite_que_hay_cambio_climatico_pero_duda_que_haya_sido_provocado_por_accion_humana_87773_1022.html

  11. Rawandi
    15 octubre, 2018 en 20:22

    Según esta gráfica, los datos UAH son muy similares a los datos RSS:

  12. Far Voyager
    15 octubre, 2018 en 21:31

    @ateo666666: da igual que “el pato” lo reconozca, porque ya ha dicho que no piensa mover un dedo. En cuánto a ese Spencer, podía ser peor -algunos negacionistas dicen que da igual actuar porque Jesús volverá y el cielo y tierra viejos serán destruidos, etc.-

  13. Alfonso
    15 octubre, 2018 en 21:40

    Terribilis, lo que cuentas sobre las epidemias de la Conquista es cierto pero hay que contar también la otra cara : Me limitare a poner unos pocos ejemplos: la famosa expedición del doctor Balmis en 1803 fue posible gracias al patrocinio del monarca católico Carlos IV. Pero sobre todo el éxito de la expedición se debió a la colaboración desinteresada de obispos y párrocos para convencer a sus feligreses de los beneficios de la vacunación. Hasta el extremo que los obispos portugueses de Goa y Macao se vacunaron para dar ejemplo. De hecho cuando la real expedición filantrópica de la vacuna llegaba a cualquier región el clero católico se ponía a colaborar inmediatamente con el doctor Balmis. El arzobispo de Santiago de Cuba, Joaquín Oses, publicó un edicto exhortando a “los curas y ministros del Señor a que contribuyesen a propagar este feliz hallazgo”. Por la misma época el obispo de La Habana, Juan José Díaz de Espada y Fernández de Landa seguía la misma línea. Aparte de reformar el clero de su diócesis, también respaldó el sabio prelado la labor del ejemplar médico Tomás Romay en la introducción (en 1804) de la vacuna contra la viruela en Cuba, y en las campañas de vacunación que Romay dirigió durante décadas. Debe señalarse que ya antes del descubrimiento de la vacunación la Iglesia Católica había fomentado el empleo de la variolación en Nueva España. Así, el arzobispo Núñez de Haro envió el 6 de octubre de 1797 una circular mediante la cual ordenaba a los presbíteros “exhortar y persuadir” con el mayor empeño a sus parroquianos para que aceptaran inocularse. A algunas de estas circulares se anexó el folleto Método claro, sencillo y fácil para practicar la inoculación de viruelas preparado por el Protomedicato. La primera institución que ofreció dicha medida preventiva de forma gratuita para todas las personas con independencia de su clase social o casta racial fue el Hospital de San Andrés de la ciudad de México, propiedad de la Iglesia.

  14. 15 octubre, 2018 en 22:38

    Alfonso

    Entonces según tu criterio la culpa del genocidio físico y cultural de los siglos XV y XVI se borra por los éxitos médicos del XIX. Ahora solo falta decírselo a esos millones de muertos por viruela, sarampión, etc. y a las también decenas de millones de esclavos de las minas de oro, de plata y de las haciendas de los conquistadores. Es más que seguro que saltarán de gozo ante tan buenas noticias.

    Sólo espero que nadie te atraque, te robe, te agreda o te hiera puesto que si luego su tataranieto se porta bien con el tuyo asunto arreglado y tú por supuesto nada de ir a la policía a denunciar el delito, espera sentadito (y con paciencia) 3 o 4 siglos a ver cómo se desarrollan los acontecimientos para así “contar también la otra cara”.

  15. 15 octubre, 2018 en 23:24

    Por cierto para seguir contando la “otra cara” simplemente recuerdo que en fecha tan temprana como 1504 el muy católico rey Fernando firmó un memorando permitiendo el traslado de negros (que imagino irían felices y gozosos sabiendo que tres siglos después sus descendientes tendrían acceso a la vacuna contra la viruela) desde África a Cuba, porque las epidemias junto con la brutalidad de los conquistadores habían conseguido el record de que en pocos años escaseara la mano de obra esclava nativa.

    En 1513 se estableció por la muy católica corona del rey homónimo que las arcas reales recaudaran dos ducados por cada esclavo que se llevaba al nuevo mundo. Como la situación de la población nativa iba de mal en peor (es lo que tiene tener que esperar 3 siglos para recibir la “recompensa” médica) los hacendados exigieron en 1516 al nuevo y también católico Carlos I que facilitara la llegada de esclavos felices. Y aquí el también más que católico Cardenal Cisneros se opuso rotundamente, pero no por motivos humanitarios ni cristianos sino porque los negros

    “eran hombres sin honor ni fe, y por lo tanto capaces de traiciones y confusiones, capaces de imponer a los españoles las mismas [heréticas] cadenas que ellos han llevado”

    Si hasta el defensor de los indígenas americanos, el famoso Bartolomé de las Casas pide en 1517 al nuevo rey católico que permitiera la entrada en América de esclavos negros para impedir el exterminio de los indios.

    Y ya en 1518 el rey reabre la importación de esclavos negros en América con una más que cristiana condición, que los negros fueran bautizados nada más tocar tierra en el Nuevo Continente. ¡Ahora sí que podemos estar tranquilos, su alma inmortal se había salvado y no como hubiera ocurrido de haberse quedado en su África natal, que hubieran terminado en las calderas de Pepe Botero por no haber conocido al Salvador!

  16. Abraham
    16 octubre, 2018 en 10:30

    Al final somos personas. Generosos o egoístas, es la cultura y la condición de cada uno, no las creencias.

  17. Eduardo Baldu Gil
    16 octubre, 2018 en 13:28

    Abraham, tu frase es contradictoria. Las mitologías, y la creencia religiosa no deja de ser una mitología, forman parte de la cultura. Y la cultura de una sociedad es fundamental en nuestro comportamiento.
    Por lo que al trato recibido por las sociedades consideradas inferiores por los europeos (en este caso los españoles), efectivamente fue una actuación criminal. Y Ateo tiene razón cuando dice que una cosa no compensa a la otra. Por otra parte promover la vacuna contra la viruela, también tiene otra lectura: evitar que la enfermedad causara estragos en la mano de obra y pudiera ser foco de contagio, por lo que podría haber razones claramente interesadas en su aplicación.

  18. Abraham
    17 octubre, 2018 en 13:24

    Sí, lo sé, la contradicción también forma parte del ser humano 😉

  19. Alberto
    20 octubre, 2018 en 5:12

    Al video le falta un aspecto importante. Es cierto que la peste negra contribuyó a reducir la población y así mejorar la calidad de vida de la población resultante, pero esto se produjo con mucha mayor intensidad en la parte occidental de Europa que en la Oriental. Ya anteriormente había una ligera diferencia de nivel de vida y desarrollo entre Europa Occidental y Oriental, que venía derivada de que la parte Oriental había permanecido siglos estancada en el Imperio Romano de Oriente o Bizancio, mientras que la parte Occidental, pese a experimentar una gran caída con la pérdida del Imperio Romano de Occidente, fue recuperando poco a poco el nivel durante la Alta Edad Media hasta superar a la parte Oriental. Cuando aparece un factor que fomenta el desarrollo, lo suele hacer más sobre las regiones más desarrolladas, aumentando la diferencia entre regiones. Esto sucedió tras la peste negra, con lo cual se empezó a marcar mucho más la diferencia entre las regiones occidentales y orientales de Europa.

    Este gradiente se ha mantenido, incrementándose tras la revolución industrial, hasta la actualidad, aunque otro factor que ha contribuido a mantenerlo es que los países del Este tuvieran la mala suerte de caer bajo el dominio soviético tras la Segunda Guerra Mundial, lo cual en un principio contribuyó a su desarrollo pero luego a su prolongado estancamiento.

    Posteriormente, tras la revolución inglesa del XVII y la francesa del XVIII, aparece otro gradiente norte-sur que también se mantiene en la actualidad. Los países conquistados por las tropas napoleónicas durante más tiempo, implantaron los sistemas legales y sociales de los conquistadores, lo cual redundó en mayor desarrollo económico en los siglos siguientes.

  20. Luis Sanchez
    22 octubre, 2018 en 19:05

    Ya que el tema del calentamiento está, más que bien, respondido me centraré en la respuesta de las religiones durante la epidemia.

    Los que morían eran “malos” cristianos (hasta que empezaban a morir todo el mundo, jerarcas eclesiásticos incluidos). Y encuentro un triste paralelismo al inicio de la epidemia de VIH, cuando los que morían era por castigo divino, ya que en USA los que más morían pertenecían a la comunidad “gay”.

    Los tiempos cambian, pero las religiones no.

    Salu2

  21. Eduardo Baldu Gil
    29 octubre, 2018 en 16:46

    Otra práctica típica de la religión (y no solo de la religión) es buscar un chivo expiatorio. Eso también ocurrió con la peste: Como no podría ser de otra forma, la culpa fue adjudicada a los judíos, a quienes se acusó de envenenar pozos. Las minorías que, por un motivo u otro, no encajan en el orden establecido, siempre tienen todos los números para ser considerados los culpables de todo lo que aflige a la sociedad. Y actualmente sigue pasando.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: