Inicio > Actualidad, Astronomía, Ciencia > La astrocronohistoria, un cuento de ciencia ficción

La astrocronohistoria, un cuento de ciencia ficción


Siguiendo la senda de la más que famosa trilogía (bueno penta, deca o infinitología) asimoviana aquí dejo un brevísimo corto de la ciencia ficción cinematográfica para pensar en este fin de año sobre el futuro de la ciencia y de la humanidad.

¡Que lo disfruten!


  1. Luis Sanchez
    30 diciembre, 2018 en 2:03

    ¿Por qué estamos aquí? esta pregunta parece que hace temblar el intelecto de más de uno. A mi me parece que dicha pregunta está muy relacionada con la creencia de que alguien nos ha colocado “aquí” por alguna razón. Y me parece errar el tiro.

    Somos producto de la evolución, si hacemos caso a lo averiguado hasta ahora. Y seguimos inmersos en el mismo camino, que nos lleva hacia la proliferación o la desaparición, dependiendo cada vez más de nuestros actos. Entiendo que de no suceder un cataclismo de inmensas proporciones, la humanidad seguirá sin mayor problema, aunque muy mermada en cuanto a población.

    Y si no conseguimos comunicarnos a mayor velocidad que la luz, estamos condenados a vivir en soledad durante miles de millones de años.

    Pena que no haya un cielo, con tumbonas y bebidas, para ver pasar la eternidad plácidamente y con expectación por los acontecimientos. Al morir nos espera la satisfacción o no de haber hecho algo bueno por los que se quedan, pero ésta desaparecerá al mismo tiempo que avanza el fundido en negro de nuestra consciencia. Y poco más, es lo que tiene ser Ateo.

    Salu2,

  2. Gabriel
    30 diciembre, 2018 en 11:52

    Un principio interesante, pero un final errado. Aparte del hecho de que la pregunta final no tiene respuesta más allá de posiciones filosóficas o religiosas, habría muchísimas cosas que la astronohistoria no podría responder, misterios que están aquí y ahora, que no son cosa del pasado. Si en vez de un corto pseudofilosófico se hubieran currado una novela/película mojándose un poco en las presuntas respuestas a todos esos interrogantes, haciendo investigación documental de verdad, habría resultado mucho más satisfactorio. El final da pena, desde luego.

  3. Alberto
    30 diciembre, 2018 en 13:04

    Los sapiens lo que tienen es que siempre están intentando buscar un sentido a la vida y al mundo. Crean relatos que proporcionen ese sentido. Esos relatos son las distintas religiones y filosofías, las naciones, el consumismo, el liberalismo, el socialismo, el amor, el humanismo… Pero todos estos relatos antes o después producen frustración porque tienen numerosas contradicciones y fallos. La ciencia explica muchas cosas sobre la vida y sobre el mundo con un mucho mayor grado de acierto, pero tampoco puede establecer un relato satisfactorio, y a la gente que pone expectativas demasiado elevadas en la ciencia también se acaba frustrando.
    La respuesta es que no hay un relato que nos pueda satisfacer. No hay sentido alguno en la vida ni en el mundo. Se trata simplemente de aceptar esta realidad, de aceptar el propio ser humano y el mundo con toda su imperfección y su carencia de sentido. Y de la aceptación de las cosas tal y como son, de no buscar más, surge la posibilidad de encontrar muchos momentos de alegría en la vida. Encontrar felicidad es demasiado puesto que eso es otra utopía más.
    Con respecto al futuro de la humanidad, lo más probable es que la civilización occidental global colapse, igual que en el pasado todas las civilizaciones vivieron su momento de colapso, la única diferencia es que ahora toda la humanidad forma una única civilización. Y, igual que en momentos pasados, tarde muchos cientos de años en recuperar el esplendor actual.

  4. Rawandi
    30 diciembre, 2018 en 13:56

    Le veo tres defectos muy graves a ese corto. En primer lugar, sostiene la idea de que un mayor conocimiento perjudica la capacidad para imaginar, lo cual es rotundamente falso, como demuestra, sin ir más lejos, el caso del escritor Isaac Asimov.

    En segundo lugar, los autores del corto ignoran que la pregunta de “por qué estamos aquí” ya fue respondida por Charles Darwin a mediados del siglo XIX. Estamos aquí debido al proceso ateleológico (esto es, no planificado por nadie) de la evolución por selección natural. Nuestra especie es uno más de los resultados accidentales de la ciega evolución biológica.

    Y por último, los autores del corto ignoran las mejores ‘razones para vivir’, que según Steven Pinker (véase su magnífico libro ‘En defensa de la Ilustración’) son las siguientes: primero, gozar de la benevolencia promoviendo el bienestar de todos los seres sintientes, y segundo, gozar de la belleza del mundo natural (explicado por la ciencia) y cultural (artes y humanidades). Ambas razones para vivir seguirían siendo válidas incluso si se diera el caso de que algún día llegáramos a conocerlo todo.

  5. 31 diciembre, 2018 en 16:43

    Reblogueó esto en crist49il.

  6. 2 enero, 2019 en 16:56

    Completamente de acuerdo con el final, todo lo anterior me gustó mucho pero ese final… aunque queda muy poético, no me gusta nada, hago mía las explicaciones de los comentarios anteriores 🙂

  7. Terribilis
    3 enero, 2019 en 15:47

    Y sí, el sentido de la vida, debe ser atribuido al individuo, a su persona a quien le afectará los patrones de la vida social y cultural de su entorno Podemos afirmar que la vida del individuo carece propiamente de sentido espiritual (moral) y que el sentido de la vida sólo puede resultar (en caso de) de la misma trayectoria biográfica que la persona ha de recorrer. La persona es lo que es y, dialécticamente, lo que ha dejado de hacer. Obvio que es una determinación de raíz…
    En fin, me quedo con la definición más sencilla que leí por ahí: “La vida no tiene sentido, lo que hay es la búsqueda de sentido”

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: