Inicio > Actualidad, Ciencia, Escepticismo, Magufadas > El “milagro” de Notre Dame desmontando por la siempre atea Ciencia

El “milagro” de Notre Dame desmontando por la siempre atea Ciencia


Aunque vivimos en el hipertecnológico siglo XXI, miles de millones de personas siguen irracionalmente apegadas a oscuros mitos heredados de nuestro pasado más ignorantemente remoto. Y ello conlleva que, aunque las pruebas y las explicaciones científicas son accesibles a todos y gracias a internet en todo momento y lugar (siempre y cuando se tenga el más mínimo interés en buscar información y aprender), en este mundo hiperconectado siempre se puede hacer el más absoluto ridículo intelectual.

Resulta que con motivo del desgraciado incendio que ha destruido parcialmente uno de los monumentos más conocidos de la cultura occidental, la catedral de Notre Dame en París, un tuitero cristiano ha intentado de la manera más burda “demostrar” la existencia de su particular divinidad con este tweet que será recordado por la posteridad por su más que absoluta ignorancia.

Y lo peor de todo este asunto es que, además haber conseguido sus cinco minutos de gloria cibernética por acumular cerca de 8.300 “me gusta” de otros pobres ignorantes como él mismo, el susodicho individuo dice ser “arquitecto en formación”, demostrando más que tristemente el fracaso de un sistema educativo que parece haber sido  incapaz de instruir en los más elementales principios del método científico a una persona que de ser cierta su afirmación sobre su formación hubiera pasado la friolera de catorce años dentro del sistema educativo recibiendo (al menos teóricamente) una completa formación.

Y menos mal que otro tuitero con un poco de simple racionalismo le ha desmontado con unas pocas palabras su más que ignorante superstición:

ya que cómo cualquiera puede encontrar en la Wikipedia el oro tiene un punto de fusión de 1.064 oC, temperatura que es prácticamente inalcanzable cuando se están quemando unas vigas de madera, que por cierto eran todo un tesoro histórico puesto que provenían de unos señoriales robles de unos 300 años de antigüedad talados en el siglo XIII, a menos de 400 oC. Pero eso sí, siempre dará igual el razonamiento y la Ciencia porque desgraciadamente la psique de los supersticiosos es inmune a las pruebas.

 

Entradas relacionadas:

 


  1. Bosquimano
    18 abril, 2019 en 21:39

    Supongo que el hecho de que el incendio fuera tan solo en la cubierta y se mantuviera por encima de las bóvedas, quedando así el interior del templo preservado de las llamas, también habrá tenido algo que ver.

    De hecho, los rescoldos y escombros que hay en el techo son de la caída de la aguja. Solo dos de las bóvedas han sido dañadas por esa caída.

    El resto de la estructura ya se encargaron los bomberos de preservarla con su buen trabajo.

    Yo por si acaso empezaré a desconfiar de la formación de arquitectos que se llamen Óscar.

  2. 18 abril, 2019 en 22:41

    Y mientras tanto en España fabricando ignorantes desde pequeños: https://diario-de-un-ateo.blogspot.com/2019/04/lo-peor-de-lo-peor-de-la-supersticiosa.html

  3. dssd
    18 abril, 2019 en 23:02

    los que les gusta las iglesas ardiendo como la familia de la reina estaran de enhorabuena

  4. Eduardo Baldu Gil
    19 abril, 2019 en 10:38

    Estamos en una época en que las estupideces irracionales son fácilmente propagadas. Y hechos como el incendio de Notre Dame son propensos a despertar la febril actividad de esas mentes irracionales. A las pocas horas de desatarse el incendio, ya hubo comentarios de ese tipo, especialmente de carácter conspiranoico (sobre el origen del incendio), o poniendo en duda la capacidad de los bomberos para atajarlo. El propio Trump, en un alarde de la genialidad a la que nos tiene acostumbrados, se preguntó si no habría sido conveniente la utilización de aeronaves antiincendios, sin darse cuenta que el impacto del agua sobre la estructura podría haber convertido el remedio en algo peor que la enfermedad.
    En cuanto al comentario poco afortunado de “dssd”, no entiendo por qué hace referencia a la familia de la reina. Ni que fueran de la izquierda ultra radical y anticlerical, cosa que no es. Si lo hubiera dicho de alguien como yo, que no dudo en afirmar que “la iglesia que mejor ilumina es la que arde” lo entendería. Lo entendería pero seguiría siendo un error por su parte. Notre Dame, al igual de infinidad de edificios de carácter religioso, es ante todo un monumento arquitectónico, artístico e histórico, un bagaje cultural del que no debemos prescindir. Caben muchas utilidades para tales edificios, desde museos (en cierta forma ya lo son) a bibliotecas, centros culturales,… Y por otra parte, no son las cosas las que tienen responsabilidad, son las personas, personas que desde tales escenarios han manipulado, engañado y reprimido a la gente.

  5. 19 abril, 2019 en 11:39

    Estoy totalmente de acuerdo contigo Eduardo, muchas iglesias son monumentos que deberían ser conservados pero como tú bien dices con usos laicos ya que al final las mantenemos con los impuestos de todos. Eso ya está ocurriendo en Holanda:

    https://diario-de-un-ateo.blogspot.com/2011/05/mientras-en-holanda-se-cierran-iglesias.html

    un país en donde cada confesión tiene que mantener sus edificios y por ello, con la cada vez menor cantidad de cristianos van cerrando iglesias.

    En cambio, en España aunque el proceso es el mismo como el estado paga todo pues no sólo no se cierran sino que en cualquier nuevo barrio de cada ciudad lo primero que se abre es una iglesia.

  6. Rawandi
    19 abril, 2019 en 13:28

    El filósofo católico Julián Marías reconocía los innumerables crímenes cometidos siglo tras siglo en nombre de la deidad cristiana, pero en lugar de dudar de su propia religión, prefería engañarse a sí mismo afirmando patéticamente que estamos ante algo “paradójico” y “asombroso”: “resulta paradójico que la eliminación de la perspectiva cristiana coincida con el avance mayor de toda la historia intelectual en el descubrimiento y comprensión de la persona humana”; “es asombroso cómo en muchas ocasiones han sido cristianos los que han puesto en cuestión la libertad o han desconfiado de ella” (‘La perspectiva cristiana’, 1999, pp. 124 y 125).

  7. 19 abril, 2019 en 21:38

    No, esa no es la razón y me voy a cansar de repetirlo. La razón no tiene nada que ver con puntos de fusión. Es que el interior NUNCA SE INCENDIÓ. Se incendiaron el tejado y la aguja. Cayeron rescoldos del techo pero fueron apagados.

    Es irrelevante si el altar hubiera ardido o no por su punto de fusión… Nunca tuvo oportunidad de hacerlo. También se salvaron los rosetones, casi todas las vidrieras góticas, el púlpito de madera (se ve en la foto a la derecha), el órgano, todas las capillas, el ambulatorio de madera… y los altavoces que se ven en las columnas de la izquierda… ¡y hasta los reclinatorios!

    Esta es la refutación de la ciencia, no el punto de fusión. Y la deshonestidad del OP es hacer cherry picking con el altar.

  8. Alberto
    20 abril, 2019 en 5:44

    Julián Marías no se entera de nada: lo que dice no es paradójico sino totalmente lógico. Si conociera la historia de Occidente lo entendería. La Roma precristiana conoció el mayor grado de civilización de la tierra en la antiguedad, una vez se estableció el cristianismo empezó el declive y sólo se empezó a recuperar cuando muchos siglos después se empezó a pasar a un segundo plano la religión, y con los siglos cuanto más peso perdía la religión más florecía la ciencia, la libertad, los derechos del ciudadano, la economía y la civililzación en general. Y los países cuanto más avanzados son, más ateos son.

  9. 20 abril, 2019 en 9:09

    En este brevísimo video de tan solo 30 segundos el filósofo Javier Sádaba expone en toda su crudeza el trasfondo del cristianismo: https://diario-de-un-ateo.blogspot.com/2017/07/los-cristianos-son-analfabetos-mentales.html

  10. Far Voyager
    20 abril, 2019 en 12:48

    No he visto el vídeo, pero peor es la actitud fundamentalista de tomarse al pie de la letra lo que sale en un libro, construyendo su manera de ver el mundo alrededor de lo que está escrito ahí aunque la Ciencia (y no sólo ella) haya dejado más que claro que lo que ahí aparece nunca pasó, y afirmando que negar lo escrito ahí (estoy pensando en Adán y Eva y el Diluvio universal, que de eso último no tuvo nada) supone negar lo demás. Por supuesto viniendo acompañada de amenazar a los no creyentes con lo que ese mismo libro dice que ocurrirá pero a la vez afirmando que la omnibenevolencia deja abierta una puerta (etc.).

    Aunque está muy claro qué es lo que buscan los que siguen con esas ideas de siglo I (aislarse del mundi viéndose cómo los elegidos, etc. a la vez que controlar a las ovejas), no por ello es menos desagradable.

  11. Rawandi
    20 abril, 2019 en 15:49

    Como bien apunta Sádaba repitiendo ideas de Dawkins, el cristianismo no es más que una sarta de dogmas descabellados. Pero muy pocos cristianos tienen el valor de reconocer la flagrante irracionalidad de su fe. Julián Marías no es una excepción, pues él estaba dispuesto a tragarse cualquier dogma bíblico, incluyendo la existencia de los tormentos eternos del infierno, con tal de creer que una deidad le iba a regalar una “vida perdurable” en el paraíso.

  12. Tengrino
    20 abril, 2019 en 20:33

    Mezquita Al-Aqsa en Jerusalén se incendió a la par de Notre Dame (es el tercer lugar más sagrado del Islám)

    https://segundoenfoque.com/mezquita-al-aqsa-en-jerusalen-se-incendio-a-la-par-de-notre-dame-2019-04-17

  13. Luis Sanchez
    24 abril, 2019 en 22:24

    Cualquier hecho siempre alimenta la necesidad de confirmación de los religiosos, por muy tonto o nimio que sea. Su mente no procesa bien las cosas que tienen interpretación religiosa, es su psique el que les anula dicha racionalidad.

    Sádaba parece convencido, son analfabetos mentales, desde el raciocinio claro, pero es que no razonan, claro que tampoco lo intentan mucho. Su problema parece ser la disonancia cognitiva, que no es que te impida razonar, es que solo deseas reafirmar sus creencias.

    Claro, que el que tienen una mente abierta, quiere conocer la verdad, y eso es lo que nos pasa a muchos de nosotros. Damos prioridad a los hechos y nuestro ego tiene poco que ver con lo que pensamos que es cierto. Si no lo es, nos alegramos de saberlo y cambiamos nuestra certeza, El creyente no quiere hacerlo, ayudado por esa disonancia cognitiva y seguramente porque no tiene mucha base a la que agarrarse. Tampoco su ego le deja mucho margen, no quiere aparecer como alguien a quien es fácil engañar.

    En fin, reconstruirán Notre Dame, la dejarán mejor de lo que estaba, muchos dirán que el que resistiese fue un milagro (sin pensar que el milagro hubiera sido que se apagase sola, sin los bomberos, claro), y seguirán besando la corona esa de espinas que se han inventado fue de Jesucristo (por supuesto sin dejar que le hagan ninguna prueba de Carbono-14 ni análisis de ADN de la supuesta sangre)… en fin, tanto rollo y tengo que sucumbir ante las pruebas: son unos analfabetos mentales.

    Salu2.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: