Inicio > Actualidad, Ciencia, Escepticismo, Física > La Ciencia no puede existir en presencia de entidades supernaturales

La Ciencia no puede existir en presencia de entidades supernaturales


Hace ya tiempo escribí en CyD  

Aunque en principio la existencia de científicos religiosos pueda parecer una completa contradicción puesto que no puede haber nada más incompatible entre sí que Ciencia y Religión, el misterio se desvela y la aparente paradoja desaparece en cuando se analiza con rigor la forma de trabajar y sobre todo de pensar de esos aparentes investigadores creyentes, puesto que en su quehacer diario no tienen cabida alguna esos supuestos dioses omnipresentes. Por ello, para cualquier observador imparcial surge una inevitable conclusión: los científicos religiosos lo son sólo nominalmente y ¡hay de aquellos que intenten trasladar sus creencias al laboratorio! pues están más que abocados al más estrepitoso fracaso.

y ponía un ejemplo muy llamativo: el de un par de piadosos pastores presbiterianos de la única y verdadera religión, la Iglesia Reformada de Escocia que en el ya lejano año de nuestro señor de 1744 tuvieron que abandonar de facto su fe para resolver su problema cometiendo de paso un par de terribles pecados (mortales por cierto): el reducir la voluntad divina al cajón del olvido y el igualar el comportamiento de los humanos (ese supuesto ojito derecho de la divinidad según todos los libros sagrados) al de unas simples moléculas de gas.  

Ahora acabo de traducir un breve fragmento de un video de “Closer to True“, canal de Youtube en el que aunque Robert Lawrence Kuhn, alma mater y presentador, intenta (desesperadamente por cierto) mantener viva la llama de la religión, suele invitar a científicos y racionalistas para que expongan sus certeros y también demoledores argumentos contra el sinsentido de la superstición.

En este caso el invitado era el físico Robert Lee Park, que fuera profesor emérito de Física en la Universidad de Maryland y ex director de información pública de la Sociedad Estadounidense de Física. Park es un racionalista muy combativo frente a la “medicina” alternativa y a la pseudociencia en todas sus variantes, y se hizo famoso hace algunos años por su demoledora crítica (expresada en su recomendable libro “Ciencia o Vudú“) de cómo la Ciencia legítima es distorsionada o ignorada por los medios de comunicación, por algunos científicos con poca ética y por responsables y gobernantes varios.

Pues bien, Park es capaz de condensar en menos de un minuto todo el argumento que desarrollé en la entrada de CyD que he citado anteriormente ¡Que lo disfruten!

Entradas relacionadas:


  1. 2 junio, 2021 a las 7:27

    Ciencia y religión es incompatible, claro que lo es, LA RELIGIÓN ES UN INVENTO HUMANO Y POR TANTO SUS TESIS PUEDE CHOCAR CON LA CIENCIA, la CIENCIA REAL ES DIVINA, ES EL ESTUDIO DE LA CREACIÓN, pero que El Creador Exista no es incompatible con la ciencia, ya que EL CREADOR ES LA RESPUESTA A LA EXISTENCIA FÍSICA DE LA COSAS, DE HECHO LA PALABRA DE DIOS DICE QUE JESUCRISTO –SUJETAS TODAS LAS COSAS PARA QUE SEAN— Y ESE SUJETA LOS CIENTÍFICOS QUE ESTUDIA EL ÁTOMO SABEN QUE ALGO SUJETA LOS ÁTOMOS PARA QUE SEAN.. por tanto EL CIENTÍFICO CREYENTE SU FE EN EL CREADOR NO ES UN PROBLEMA PARA SU FE, SINO LA RESPUESTA DE QUE ALGUIEN MUY INTELIGENTE LO HA PLANIFICADO TODO, PERO PARA EL CIENTÍFICO ATEO TODO TIENE UNA EXPLICACIÓN BASADA EN LAS PROPIAS LEYES QUE OBSERVA PERO NO PIENSA QUIEN DETERMINO QUE TALES LEYES EXISTAN Y SOLO SE ATIENE A LA PROPIA EXISTENCIA DE LO QUE OBSERVA SIN CUESTIONARSE CUAL FUE EL ORIGEN DE TODO.. MIENTRAS QUE EL CIENTÍFICO CREYENTE ASUME CLARAMENTE QUE DIOS ES EL ORIGEN DE TODAS LAS COSAS Y QUE TODAS EXISTEN PORQUE EN UN MOMENTO DADO DEL TIEMPO DIOS LA CREO CON SU PODER.

    Me gusta

  2. Paco
    2 junio, 2021 a las 8:55

    Siempre hecho de menos seguir viendo los vídeos de los trozos que pones.

    Me gusta

  3. 2 junio, 2021 a las 10:31

    Jose

    Lo primero informarte que escribir con mayúsculas es similar a gritar. Y no por chillar más se tiene más razón, en general es al revés. Pero desgraciadamente la falta de educación suele ir asociada negativamente con la piedad religiosa.

    Después confundes (como casi todos los religiosos) los conceptos sobre dios. El dios que crea las leyes de la física y que luego ya no se inmiscuye ya nunca más en el Universo, ese primer motor aristotélico sí que es compatible con la Ciencia. El problema es que nadie cree en ese dios, aunque los religiosos siempre lo tenéis como falso “argumento”. Por tanto, es hora ya de que los creyentes dejéis de usar este espantajo inservible.

    Porque tú mismo nos hablas del nazareno milagrero, ese que trastocaba cada dos por tres las leyes de la naturaleza despeñando gorrinos endemoniados por acantilados, sanando ciegos y tullidos, resucitando cuerpos putrefactos y, lo peor de todo, haciendo competencia desleal a honrados panaderos, pescaderos y bodegueros judíos para solaz de fiestas de unos pocos elegidos. Ese Jesucristo y el resto de su caterva milagrera, que supuestamente llevan milenios “curando” las hemorroides de una beata o haciendo que una monja anciana deje de usar gafas, o que se aparecen en despoblado a semideficentes mentales, o que consiguen que zoquetes aprueben esas matemáticas que tienen atragantadas desde primero de bachillerato y demás ridículos milagros son de los que trata esta entrada.

    Y esa perenne interferencia sobrenatural sería la que (en caso de existir) hubiera impedido el desarrollo de una mínima Ciencia digna de ese nombre (y en el caso particular de Jesucristo trastocando además toda la economía mundial porque ¿a qué narices dedicar millones hectáreas a cultivar trigo o vides cuando con un par de panes y medio litro de un gran reserva homeopáticamente tratados tendríamos comida y bebida para todo el mundo o al menos para todos los cristianos?) y nos hubiera obligado a vivir en un mundo dominado por Harrys Potteres magos o nigromantes.

    Me gusta

  4. 2 junio, 2021 a las 10:33

    Paco

    Suelo poner la parte relacionada con el tema a tratar, porque muchas veces en esos videos se tratan asuntos diversos.

    Me gusta

  5. Sergio
    3 junio, 2021 a las 21:19

    Se que no es el tema, pero por si alguien puede contestar (gracias).

    Una pregunta para esto de CANZUK, ¿por qué lo componen solo estados con población mayoritariamente blanca?

    Si lo que quieren es países que fueron miembros del imperio británico, que hablen inglés y sean potencias económicas y de otros tipos, ¿por qué no entra la India?

    Es como si mañana España hace una “unión ibérica”, pero luego dentro de la misma, crea un grupo especial que sea España, Portugal, Argentina, Chile, Uruguay y Costa Rica.

    También la Comunidad Europea, está compuesta por estados de mayoría étnica “blanca”, pero ahí la unión es geográfica, continental.

    En CANZUK no se entiende bien el criterio, salvo que sea racial, ¿muy normal no es, no?

    Me gusta

  6. Eduardo Baldu
    4 junio, 2021 a las 0:03

    El tal José resulta ser un miembro de “Palabra Viva”, una iglesia evangélica de Miami. Eso aclara muchas cosas, como la palabrería vacía de contenido de su discurso y las contradicciones que contiene. Inicia su perorata aceptando que la religión es un invento humano, para a continuación seguir con el discurso de siempre, el discurso de los más fanáticos creyentes religiosos. Ello lleva implícito que, si la religión es un invento, también lo es la suya, la de su iglesia evangelista, y por consiguiente su dios, algo con lo que estoy plenamente de acuerdo. Por lo demás, las tonterías e irracionalidades habituales. Y es que la religión vuelve imbéciles a las personas.

    Me gusta

  7. 4 junio, 2021 a las 7:41

    Sergio

    Pienso que no has entendido bien el asunto. Tal y como su propio nombre indica CANZUK es segun Wikipedia en inglés:

    “an acronym for a proposed alliance comprising Canada, Australia, New Zealand and the United Kingdom as part of an international organisation or confederation similar in scope to the former European Economic Community.”

    Por tanto, ningún otro país pinta nada en este acuerdo.

    Me gusta

  8. Rawandi
    4 junio, 2021 a las 12:15

    Sergio, los países CANZUK (Canadá, Australia, Nueva Zelanda y el Reino Unido) son todos monarquías y comparten reina: la graciosa Isabel II. La India, en cambio, se convirtió en una república en 1950.

    Me gusta

  9. Eduardo Baldu
    4 junio, 2021 a las 20:11

    CANZUK es la continuación histórica del Imperio Británico, que nunca ha desaparecido por completo, pero sin las colonias que implicaban el sometimiento de otros pueblos.
    En ninguno de los estados afectados (Además del Reino Unido) existe una población autóctona que no sea meramente marginal (Salvando el caso de Canadá en el que existe la influencia de otro imperio, el francés, representado por Quebec, donde el movimiento secesionista podría salir reforzado por la consolidación de esta asociación). Así pues, tal vinculación se fundamenta en el hecho que la mayoría de la población de teles estados tiene origen inglés, a diferencia de los estados que fueron antiguas colonias inglesas y con mayorías de población de origen no inglés.
    Tiene su lógica, si tenemos en cuenta que todas son monarquías parlamentarias que comparten la misma reina. Y es para el Reino Unido una forma de reforzar su presencia a nivel internacional, especialmente ahora que ha salido de la Unión Europea. Otra cuestión es si los elementos que inducen a tal coalición son lo suficientemente potentes para compensar los elementos disgregadores que hayan podido surgir a lo largo de tiempo por distintas circunstancias.

    Me gusta

  10. Alfonso
    5 junio, 2021 a las 14:07

    Os dejo una charla de Dawkins que me ha gustado:
    https://embed.ted.com/talks/lang/es/richard_dawkins_militant_atheism

    Me gusta

  11. 8 junio, 2021 a las 14:01

    Para la ciencia una ‘entidad supernatural’ es un concepto interesante, se trata algo tan desconocido y digno de ser estudiado como la materia oscura, los agujeros negros o el color y el sabor de los quarks. Es una lástima que pocos científicos se dediquen a su estudio para intentar descubrir su naturaleza.
    Efectivamente, la ciencia no son los científicos. La ciencia intenta superar los sesgos de las creencias personales que abarcan desde las religiones hasta el cientificismo.
    El investigador mexicano Jacobo Grinberg decia que: “La ciencia está en su método, no en su objeto”.
    Históricamente, la ciencia nos ha demostrado que muchos de los fenómenos que antaño se creían ‘supernaturales’ son perfectamente naturales, quizás futuras investigaciones al respecto nos conduzca a modificar ciertas creencias aún en vigor.

    Me gusta

  12. 8 junio, 2021 a las 16:51

    La Ciencia a traves de múltiples estudios llevados a cabo por infinidad de investigadores en casi ya un siglo en los más diversos campos: neurociencia, psicología, psiquiatría, historia de las religiones, antropología, biología evolutiva,etc. ha desentrañado las bases neurológico-sociales que llevan a los humanos a imaginar entidades supernaturales.

    Me gusta

  13. 9 junio, 2021 a las 10:50

    A mi modo de ver, creo que sería mejor decir que: según los conocimientos actuales, la ciencia cree haber desentrañado las bases neurológico-sociales que llevan a los humanos a imaginar entidades supernaturales.

    “La gente no acaba de entender que la ciencia es provisional e incierta”
    Priyamvada Natarajan, cosmóloga y cazadora de agujeros negros

    En todo caso, el hecho de que los humanos no toleremos la incertidumbre y busquemos la seguridad imaginando entidades supernaturales no implica necesariamente que las supuestas ‘entidades supernaturales’ no puedan existir. Recordemos que no es lo mismo ausencia de evidencia que evidencia de ausencia.

    La ciencia no es consenso; las ideologías lo son. Poner en tela ‎de juicio el ‘saber’ científico forma parte del proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia, y debería ser la cualidad básica de todo científico.

    “Aquel que sacrifica su libertad en nombre de la seguridad, no merece tener ninguna de las dos”
    Frase que se atribuye a Benjamin Franklin

    Me gusta

  14. 9 junio, 2021 a las 17:32

    “La gente no acaba de entender que la ciencia es provisional e incierta”
    Priyamvada Natarajan, cosmóloga y cazadora de agujeros negros

    Esto es una chorrada o está sacada de contexto. ¿Son provisionales los 3 principios de la termodinámica? ¿o la Ley de la Conservación de la Energía? ¿es provisional el peso atómico del Hierro o la fórmula del agua o del benceno? ¿la Tierra es aproximadamente esférica o debemos esperar por si algún científico viene dentro de dos siglos a demostrar que la Tierra es plana? Y no sigo porque me canso.

    “En todo caso, el hecho de que los humanos no toleremos la incertidumbre y busquemos la seguridad imaginando entidades supernaturales no implica necesariamente que las supuestas ‘entidades supernaturales’ no puedan existir. Recordemos que no es lo mismo ausencia de evidencia que evidencia de ausencia.”

    Recuerda la Navaja de Ockam.

    “La ciencia no es consenso; las ideologías lo son. Poner en tela ‎de juicio el ‘saber’ científico forma parte del proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia, y debería ser la cualidad básica de todo científico.”

    Vuelves a confundir churras con merinas como en el primer párrafo que te he comentado. ¿Alguien en la actualidad pone en tela de juicio la distancia media entre la Tierra y la Luna? ¿algún científico ahora está cuestionando la gravitación universal?

    Y te recuerdo que un sistema científico basado en el “proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia” impediría el avance de la misma, puesto que nunca podríamos seguir adelante si cuestionamos una y mil veces que el ADN codifica la información genética o que los continentes se separan por la tectónica de placas.

    Por encima de la crítica, la cualidad más poderosa de la Ciencia es avanzar apoyándose en el conocimiento previo tal y como muy elegantemente indica la cita de “Sobre hombros de gigantes”. Sin ello, a estas alturas estariamos todavía cuestionandonos si las estrellas son gigantescos hornos de fusión atómica o si son lucecitas puestas en el cielo por Zeus.

    “Aquel que sacrifica su libertad en nombre de la seguridad, no merece tener ninguna de las dos”
    Frase que se atribuye a Benjamin Franklin

    Y ya para terminar esta cita es absurda. ¿Libertad para qué? ¿para cuestionarse las vacunas, la Teoría de la Evolución, los ingentes datos sobre el calentamiento antropogénico del planeta?

    Me gusta

  15. 10 junio, 2021 a las 13:09

    Sin ánimo de polemizar, es posible que yo confunda churras con merinas, pero precisamente el ‘que los continentes se separan por la tectónica de placas’ es un ejemplo perfecto de que “la Ciencia es provisional e incierta”; pues la teoría de Wegener se enfrentó a una resistencia que habría de durar medio siglo debido a que no daba una explicación físicamente aceptable del mecanismo de la deriva continental, pero también a la persistente influencia de la ideología del fijismo y a formas demasiado restrictivas de la filosofía de la ciencia, como la de Karl Popper.

    El “proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia” es un arma de doble filo que ralentiza la ciencia, como también lo hace la revisión por pares, pero ambas son herramientas imprescindibles de la Ciencia.
    Si molesta la palabra cuestionamiento podemos sustituirla por revisión. A título de ejemplo, actualmente están en revisión algunas constantes cosmológicas, pues, al parecer, no son tan constantes como se creía.

    Aceptando que la cualidad más poderosa de la Ciencia es avanzar apoyándose en el conocimiento previo, es evidente que sin revisar este conocimiento previo, nunca podría ser demostrado como obsoleto, como repetidamente ha venido sucediéndose históricamente, para ser sustituido por un conocimiento más actualizado.

    Es verdad que la Ciencia avanza “Sobre hombros de gigantes”, pero también que, históricamente, el conocimiento de los gigantes de una época ha resultado que era de pies de barro para el conocimiento de una época posterior. Atendiendo a la Navaja de Ockam, no tiene lógica suponer que esto vaya a cambiar.

    Todo puede ser cuestionado, discutido y revisado en Ciencia; una libertad que, demasiado a menudo, es cancelada por determinados consensos de científicos como pasó con la esfericidad de la Tierra, la deriva continental y la tectónica de placas, u otros tantos conocimientos finalmente aceptados o aún, de momento, cancelados.

    Respecto al tema de la entidades supernaturales, es interesante podcast del escéptico y ateo Michael Shermer con el autor del libro ‘El Regreso de La Hipótesis de Dios’ del científico estadounidense Stephen C. Meyer.

    Me gusta

  16. Eduardo Baldu
    10 junio, 2021 a las 18:34

    Epicoach, observo varios errores en tus planteamientos. La ciencia no es una duda permanente. La provisionalidad (o mejor, grado de provisionalidad) de los planteamientos científicos es debida a que estamos abiertos a nuevos descubrimientos que pueden cuestionar los hoy establecidos. Un ejemplo para que quede más claro: cuando hace unos años, en un error experimental, se creyó haber detectado neutrinos viajando a velocidades superiores a la luz, no se produjo ninguna desestabilización en la ciencia (Como habría sido de esperar si fueran ciertas las acusaciones de dogmatismo tan frecuentes hoy). Muy al contrario, a muchos les habría alegrado que los resultados fueran ciertos, porque ello habría representado una puerta abierta para nuevos avances.
    Cuando hablo de “grado de provisionalidad” me refiero a que no es lo mismo plantearse que la teoría de relatividad no es correcta (Hay quien se lo plantea, aunque sean voces minoritarias), que plantearse que no lo sean las leyes de termodinámica o la existencia de la gravedad. El grado de probabilidad de que el conocimiento en cuestión sea erróneo (O más probablemente, incompleto) es inversamente proporcional a las confirmaciones de su certeza. Así las leyes de la termodinámica o la existencia de la gravedad no han presentado ninguna inconsistencia en la infinidad de experimentos y observaciones hechos, por lo que su grado de confianza es muy, muy elevado. ¿Quiere esto decir que es imposible que en algún momento no podamos descubrir alguna inconsistencia o contradicción? No, por supuesto, pero la probabilidad es extremadamente baja. Es a eso a lo que los magufos se aferran cuando pretenden cuestionar la ciencia, pero si quieres cuestionar alguno de esos principios científicos que damos por ciertos, es a ti a quien corresponde presentar las pruebas que justifiquen el cuestionamiento. No he visto nunca a ninguno de esos magufos aportar la más mínima prueba, ni siquiera indicio, que justifique sus afirmaciones.
    Pero el grado de certeza sobre los conocimientos adquiridos es muy, muy alto (En algunos más y en otros menos), por eso cuestionarlos simplemente por cuestionarlos es una gilipollez.
    De hecho el avance en el conocimiento no se basa en cuestionar lo aprendido, sino en someterlo a prueba para ver si nos da alguna inconsistencia que nos permita abrir nuevas vías de exploración. Pero lógicamente tiene que darse esa inconsistencia. Si no se da, se confirma lo sabido.
    En cuanto a la frase atribuida a Benjamín Franklin, hoy que todo el mundo reclama “su libertad”, decirte que la libertad no es gratuita, la libertad tiene, como una moneda, un anverso, y este es la responsabilidad. En primer lugar, la libertad está limitada por la libertad de los demás. Si el ejercicio de “mi libertad” daña u oprime a otros, no es libertad, es despotismo. Además la libertad es un concepto humano, basado en los paradigmas sociales que conforman nuestra sociedad. Es, por tanto, una visión subjetiva de lo que pensamos deben ser las normas sociales que nos rijan. Pero en el marco de la naturaleza, el concepto de libertad carece de sentido. La Tierra, como planeta, no es “libre” de atraer o no a otros cuerpos. La gravedad existe, es un hecho que no puedo aceptar o negar.

    Me gusta

  17. 11 junio, 2021 a las 17:39

    “pues la teoría de Wegener se enfrentó a una resistencia que habría de durar medio siglo debido a que no daba una explicación físicamente aceptable del mecanismo de la deriva continental, pero también a la persistente influencia de la ideología del fijismo y a formas demasiado restrictivas de la filosofía de la ciencia, como la de Karl Popper.”

    La primera parte es cierta, al no definir el mecanismo por el cual los continentes se desplazaban la hipótesis de Wegener no fue aceptada porque el postuló que los continentes se desplazaban sobre otra capa más densa de la Tierra, que conformaba los fondos oceánicos y que se prolongaba bajo ellos, de la misma forma en que se desplaza una alfombra. Ello implicaba una enorme fuerza de fricción casi imposible y que es lo que verdaderamente motivó el rechazo de su explicación de Wegener dejando en suspenso, como hipótesis interesante pero no probada, la idea del desplazamiento continental.

    Lo otro que comentas sobre el fijismo era ya algo vetusto en la Ciencia del momento y el que no encajara con los planteamientos de algunos filósofos de la Ciencia era irrelevante, porque en esa época la Ciencia experimental había ya ganado la batalla a filosofía más o menos encubierta. Si Wegener hubiera encontrado pruebas experimentales (y por ello perdió la vida en uno de sus viajes en busca de datos) ni fijismo ni Popper hubieran podido parar su aceptación.

    Me gusta

  18. 11 junio, 2021 a las 17:49

    El “proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia” es un arma de doble filo que ralentiza la ciencia, como también lo hace la revisión por pares, pero ambas son herramientas imprescindibles de la Ciencia.

    Aquí vuelves a confundirte. La revisión por pares no ralentiza la Ciencia ya que es una de las dos propiedades que la hacen imbatible: expertos que analizan si un estudio tiene la calidad experimental suficiente que avale las conclusiones que exponen los autores. El otro es la reproducibilidad de ese estudio, que a diferencia de lo que piensan los profanos no consiste en repetir exactamente 2 o 20 veces el trabajo original que describe un nuevo fenómeno, sino el de hacer nuevos experimentos basados en la premisa de ese estudio para ir más allá, los hombros de gigantes de los que hablé anteriormente. Nuevos estudios que que al pasa a su vez la revisión por pares afianzan el concepto.

    Es por ello que el “proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia” no existe. Existen nuevos experimentos basados en la premisa aceptada y que cuando empiezan a no encajar se busca que factor desconocido puede estar actuando.

    Me gusta

  19. 11 junio, 2021 a las 18:01

    Todo puede ser cuestionado, discutido y revisado en Ciencia; una libertad que, demasiado a menudo, es cancelada por determinados consensos de científicos como pasó con la esfericidad de la Tierra, la deriva continental y la tectónica de placas, u otros tantos conocimientos finalmente aceptados o aún, de momento, cancelados.

    Que no. Que los científicos no vamos por ahí revisando todo en Ciencia, porque como te he dicho entonces nunca avanzaríamos. Y malinterpretas los dos ejemplos que comentas. El de Wegener por las razones que expuse en mi anterior comentario. Y con la esfericidad de la Tierra no entiendo. Desde que Erastótenes lo demostró, y luego Seleuco y Posidonio afinaron los cálculos el tema quedó zanjado para la Ciencia. De hecho los romanos heredaron ese conocimiento. Y sólo cambiaron algo las tornas cuando el cristianismo impuso su celosa ignorancia. Pero eso no fue Ciencia. Es más, muchos de los “reputados” padres de la Iglesia se mantuvieron al lado de la Ciencia, quedando los defensores de la Tierra plana sólo entre los más fanáticos cristianos.

    Me gusta

  20. 11 junio, 2021 a las 18:06

    Directamente extraído de la Wikipedia:

    La aquiescencia sobre la forma esférica de la Tierra fue recibida por los eruditos de la Antigüedad tardía sin cuestionarla, tanto en el neoplatonismo como en el cristianismo primitivo. No obstante, influidos por la interpretación literal de la Biblia, algunos estudiosos cristianos como Lactancio, Juan Crisóstomo y Atanasio de Alejandría, defendieron la idea de una tierra en forma de disco, pero se trató de opiniones marginales, pues otros autores cristianos, considerados los más eruditos, como Basilio el Grande, Ambrosio Aureliano y Agustín de Hipona estaban claramente al tanto de la esfericidad de la Tierra. Desde el final de la Antigüedad, asegura el historiador Klaus Vogel: “ningún cosmógrafo de peso ha llamado a debatir la esfericidad de la Tierra.”

    Pero lo mismo ahora tenemos que volver al “proceso de constante ‎cuestionamiento de la ciencia”

    Me gusta

  21. Hugo Z. Hazckenbush
    14 junio, 2021 a las 8:51

    La Ciencia y la Religión son compatibles puerdes leer los artículos del profesor
    Alfonseca en su blog “divulgación de la Ciencia” o el libro de Anthony Flew “Dios existe” y en cualquier caso es un debate demasiado serio e interesante como para despacharlo con 4 tópicos cientifistas (que no científicos)

    Me gusta

  22. 14 junio, 2021 a las 13:08

    Pero es que lo que diga un blogero o un filósofo sobre la compatibilidad entre Ciencia y Religión da lo mismo, puesto que el “debate” se cerró hace ya muchísimo tiempo.

    Porque este “debate” es similar a decir que como un pensador, un filósofo y tres científicos opinan que la Astrología es compatible con la Astronomía no debemos quedarnos en “tópicos científistas”.

    Me gusta

  23. Eduardo Baldu
    14 junio, 2021 a las 16:17

    Hugo
    No he leído a Antony Flew (Ni tengo intención de leerlo, entre otras cosas porque no creo que pueda aportarme nada mínimamente racional). Pero si he visto algunas de las publicaciones de Manuel Alfonseca. Y lo primero decirte que no soy yo quien tiene que demostrar la inexistencia de dios, sino los creyentes que deben, al margen de toda duda, demostrar su existencia, y eso no lo ha hecho nadie nunca. Es más, primero deberían demostrar que existe un dios, y después demostrar que ese dios se corresponde al que ellos adoran (Imaginemos que efectivamente demuestran que existe dios, pero que este es Anubis. Todos los cristianos con un dedo en el culo y otro en la oreja). Así pues a vosotros a quienes corresponde la doble demostración, y debe ser tan incuestionable que la segunda debe obligar a todos los creyentes en otros dioses a renunciar a sus creencias en favor del demostrado como dios real. Mientras eso no ocurra, vuestras peroratas carecen de valor alguno. ¡Ale, que ya tenéis trabajo!
    No obstante voy a comentarte uno de los argumentos de Alfonseca, relativo al problema del mal. En primer lugar, el problema del mal es muy reducido. No es que estemos en un universo cargado de mal. No deberíamos considerar mal los accidentes, los desastres, etc. Eso, por muy dolorosos que puedan ser, carecen de carga de maldad. En todo caso sí podríamos haber esperado que ese dios que nos quiere tanto, se hubiera esforzado un poco más y creado un universo más amable con la vida (No me digáis que eso no podía hacerlo porque, de acuerdo con vuestras tradiciones religiosas, así era el Edén).
    Por lo que al mal intrínseco se refiere, es una característica propiamente humana, derivada de actitudes fundamentalmente individualistas y enfocadas a satisfacer los propios deseos, con desprecio de las consecuencias para los demás. Sin embargo, no todos los humanos actuamos de tal forma, y no necesariamente porque creamos en la existencia de un ser superior que pueda castigarnos o recompensarnos. En realidad la comprensión de que vivimos, necesariamente, en un entorno social y que debemos fundamentar el funcionamiento de dicho entorno en base a paradigmas que garanticen que la pertenencia al mismo es un hecho positivo para todos, nos llevan a que nuestro comportamiento con los demás esté fundamentado en la empatía. Eso que es más que evidente para muchas personas, podría ser la piedra fundamental de nuestro pensamiento de forma innata. No estoy proponiendo nada que no esté al alcance de ese supuesto dios, y no, no implicaría ninguna pérdida de libre albedrio. Aunque he de reconocer que para mí el problema del mal siempre me ha traído al pairo, por lo que a la supuesta existencia de dios se refiere (Basta leer la biblia para darse cuenta que ese dios cristiano es un gran cabrón).
    ¡Ah! Por cierto, la defensa basada en que la omnipotencia de dios no le permite convertir en realidad imposibilidades lógicas, debería convenceros que son falsas muchas de las afirmaciones bíblicas. Vamos a ver que una virgen sea embarazada por un palomo follador no es de recibo desde la opción de la lógica.

    Me gusta

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: