Inicio > Actualidad, Ciencia, Escepticismo, Magufadas, Medicina, Microbiología > Vuelven los confinamientos por la COVID-19, pero sólo para aquellos países que no han hecho sus deberes

Vuelven los confinamientos por la COVID-19, pero sólo para aquellos países que no han hecho sus deberes


Que a estas alturas de 2021, cuando se dispone de diversas vacunas efectivas contra el SARS-CoV-2 algunos países hayan tenido que volver a aprobar fuertes restricciones y hasta volver al confinamiento de la población como en aquella aciaga primavera del 2020 es algo que quedará en los anales de la Historia.

Diversos países europeos como son Letonia, Rumanía y Rusia se encuentran desbordados por altas tasas de transmisión del coronavirus, los hospitales vuelven a estar colapsados y el número de muertos crece casi exponencialmente:

Por ello en Rusia y en Letonia han vuelto al confinamiento y en Rumania se han aprobado nuevas restricciones. ¿Y qué tienen en común todos estos países? Pues unas bajas tasas de vacunación, que están permitiendo que las nuevas variantes del coronavirus (mucho más infecciosas gracias a esa siempre tan eficiente selección natural) se diseminen con rapidez entre la población y estas naciones vuelvan a la casilla de partida.

Porque tal y como muestra la siguiente figura, las vacunas funcionan.

Y finalmente las estadísticas actualizadas de otros países europeos con también bajas tasas de vacunación y alto crecimiento de la tasa de mortalidad, que tarde o mejor temprano tendrán que volver a los confinamientos.

P.D:

Entradas relacionadas:

* El contraproducente comportamiento de los antivacunas

* “Espero que mueras”: los ataques de los antivacunas a los científicos

* Doble trasplante de pulmón por no vacunarse

* Las vacunas no producen magnetismo, simplemente hay que ducharse más

* Madre antimascarillas y antivacunas muere por su ignorante analfabetismo

* Un recordatorio sobre la necesidad de las vacunas

* Antivacunas y conspiranoicos nos pueden llevar al desastre más absoluto

* “Amazon books”: la deriva antivacunas

* La doble y más que peligrosa ignorancia de un médico antivacunas

* Por fin los antivacunas empiezan a sufrir (un poco) las consecuencias de sus actos

* El verdadero coste de no vacunar: un experimento natural

* Médicos que llaman a los antivacunas por su verdadero nombre: ¡imbéciles!

* Las tasas de vacunación en Hollywood son similares a las de Sudán del Sur 

* El movimiento antivacunas amenaza la salud mundial

* Cuando los antivacunas matan a los hijos de otros por su ignorante negligencia

* Vacunas y multinacionales farmaceúticas ¿dónde está el verdadero negocio?

* Diez mitos sobre las vacunas y diez hechos verdaderos sobre la vacunación

* La vacuna contra el sarampión previene millones de muertes provocadas por otros muchos patógenos 

* ¿Servirá para algo la terrible muerte por difteria del inocente niño de Olot?

* Nuevos hallazgos sobre memoria inmunológica, hipótesis de la higiene y vacunación

* La irresponsabilidad de los sanitarios no vacunados

* ¿Por qué seguir vacunando contra el sarampión? o como morir de éxito

* Los buenas noticias sobre ciencia, medicina y sanidad y otra para indignarse

* Política y religión aliadas para impedir la vacunación contra el virus de la polio y su erradicación

* La importancia de las vacunas

* Después del caso de difteria de Olot, la Liga por la Libertad de la Vacunación erre que erre en su criminal postura de apoyo a la más irresponsable pseudomedicina


  1. LUIS SANCHEZ
    25 octubre, 2021 a las 10:37

    Lamentablemente parece que una parte importante de la población, de demasiados países, van a tener que sufrir la infección por COVID-19 y sus secuelas y muerte, a pesar de poder haberse vacunado, cosa que muchos países pobres no han podido hacer.

    Colapsarán los servicios sanitarios? puede. Pondrán remedio dichos países con alguna «invitación» más potente a la vacunación, que la mera invitación? puede.

    Lo que es seguro es que el virus seguirá mutando, al haber tanta gente sin protección donde proliferar, y puede, que al final, todos estemos de nuevo en peligro.

    Es un debate interesante e importante, la libertad a vacunarse por un lado y el derecho de los demás a un entorno seguro que los no vacunados no propician. Me temo que si todo se desmadra, tendremos que imponer restricciones serias a los no vacunados. A ver quién le pone el cascabel al gato.

    Y mientras millones de niños y gente sin recursos se mueren de enfermedades sencillísimas de erradicar, de hambre y el calentamiento global antropogénico sigue deteriorando las condiciones de vida de todo el mundo aceleradamente (mucho más de los que no tienen recursos).

    Deberíamos unirnos en contra de tanto desmán, solo saldrán vivos los ricos y poderosos.

    Salu2

    Me gusta

  2. Eduardo Baldu
    25 octubre, 2021 a las 20:52

    Lo de la vacuna obligatoria o la libertad de ser o no vacunado es, en realidad, un falso dilema. Hay cientos de circunstancias en las que las personas están obligadas por ley a realizar cosas que pueden o no gustarles, que pueden o no considerar racionales o una simple imposición, u entre ellas las vacunas obligatorias para poder ir a ciertos países.
    A nadie se le ocurre cuestionar, en nombre de la libertad personal que debas tener un documento legal que justifica tu capacidad para conducir un coche, pilotar un avión o un barco, para poder guiar tales artilugios, nadie, en su sano juicio, cuestiona la necesidad de demostrar tus conocimientos para actuar como médico, cirujano o cualquier profesión equivalente, porque lo contrario representa un claro riesgo para el resto de las personas.
    Pues bien, la necesidad de la vacunación es un acto encaminado a la protección de toda la sociedad, no solo del vacunado. Y las libertades personales están supeditadas a las necesidades del conjunto de la ciudadanía, y no puede ser de otra forma porque no puede existir libertad sin responsabilidad, y tu libertad personal termina donde empiezan las libertades de los demás. Plantear otra cosa no es defender la libertad personal es defender la destrucción de la sociedad. Si cada cual hace “uso” de su libertad sin ninguna limitación (Y puestos a defender tal “libertad” individual, no existe ninguna justificación para establecer límite alguno), entonces debemos derogar toda la legislación, toda. Y que cada cual se arregle como pueda. Nadie tendría derecho a imponer la más mínima limitación, pasara lo que pasara. Deberían desaparecer n o solo las leyes, sino también los jueces, la policía o cualquier otra estructura que sirva para imponer normas o comportamientos, puesto que nadie tendría el derecho de limitar “mi libertad”.
    Los mismos que hoy claman reivindicando esa supuesta “libertad” (antivacunas), serían los primeros en poner el grito en el cielo si extendemos ese concepto a toda la actividad social, ya que protestarían por la falta de protección de sus vidas y propiedades. Después de todo yo, en defensa de mi integridad y sospechando que mi vecino no está vacunado, puedo pegarle cuatro tiros y así evitar que me contagie. Después de todo es el derecho a mi libertad que incluye el derecho a defensa propia. Lógicamente toda nuestra sociedad se derrumbaría irremisiblemente.

    Me gusta

  3. Centruroides sculpturatus
    25 octubre, 2021 a las 23:02

    Donde se pueden ver esos gráficos que muestras en el artículo para otros paises? Son de una página web o pertenecen a un artículo científico? Gracias de antemano.

    Me gusta

  4. 26 octubre, 2021 a las 6:32

    Si preguntas directamente a Google por las estadísticas de la COVID es lo primero que sale.

    Me gusta

  5. 27 octubre, 2021 a las 9:17

    Buenas

    Vivo en Rusia y la situación es así tal cual. Afortunamente no resido ni en Moscú ni en San Petersburgo donde el problema es mayor. Pero la resistencia a la vacunación es impresionante.

    Si bien ha subido la tasa de vacunación, aún está por debajo de lo necesario. Y no, no está relacionado «con la vacuna rusa» como muchos apuntan. Porque esta gente no quiere ninguna de las vacunas (ni extranjeras ni locales). Entre el triunfo del discurso antivax y la falsa sensación de seguridad que la gente se procuró al ver que «ciertas personas se enfermaron y se recuperaron en pocos días sin mayor problema» (similar a la «gripezhina» del loquito de Bolsonaro) hacen que la vacunación no avance a pesar de existir vacunas.

    Y hablando del presidente de Brasil, no sé si vieron, pero aquel energúmeno ahora afirma que los inmunizados están desarrollando SIDA. Así de salvaje es.

    Me gusta

  6. 29 octubre, 2021 a las 23:26

    Los dos países con las tasas más bajas de vacunación de la UE, Rumanía y Bulgaria, están experimentando un aumento de casos que se está traduciendo en cifras altas de muertes y presión hospitalaria. Los fallecimientos están repuntando también en Serbia, Rusia o Ucrania . https://www.eldiario.es/internacional/pandemia-resurge-fuerza-europa_1_8440673.html

    Me gusta

  7. 30 octubre, 2021 a las 17:58
  1. No trackbacks yet.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: