Inicio > Actualidad, Aeronáutica y Espacio, Astronomía, Ciencia, Escepticismo > ¿Quieres que crea que has visto un OVNI? pues tráeme una prueba física

¿Quieres que crea que has visto un OVNI? pues tráeme una prueba física


Hay una famosa cita del célebre Carl Sagan: «afirmaciones extraordinarias requieren evidencias extraordinarias». Pero como muy divertidamente argumenta en este breve video Neil Degrasse Tyson esa prueba extraordinaria puede ser tan pequeña como para caber en el bolsillo de una simple chaqueta.

Entradas relacionadas:

  1. Eduardo Baldu
    28 febrero, 2022 a las 1:19

    A veces, por curiosidad, veo algunos de esos seudo documentales sobre extraterrestres. Bueno los veo hasta que se me agota la paciencia de oír tanta tontería, y cambio de canal (Me parece que no he llegado a ver ninguno entero).
    Y sí, estoy plenamente convencido que hay otras civilizaciones tecnológicas en el universo. De hecho, probablemente muchas (Hay, ha habido y habrá, lo que tampoco quiere decir que duren mucho tiempo). Si supusiéramos que hay una civilización tecnológica en una de cada mil galaxias, y teniendo en cuenta que, según los últimos estudios, el número de galaxias en el Universo Observable está entre 100.000 y 200.000 millones de galaxias, eso significa que podríamos esperar que el número de civilizaciones tecnológicas estuviera entre 1.000 y 2.000 millones, un número muy alto. Y sin embargo, haciendo números (no expongo aquí todo el proceso porque es largo, muy largo) podemos llegar a la conclusión que la distancia media entre civilizaciones tecnológicas se situaría en 59 millones de años-luz (Como referencia, Andrómeda está a 2,537 millones de años-luz, algo más de 23 veces más cerca que la distancia media). Lógicamente, a tales distancias localizar alguna señal de una posible civilización es muy poco probable.
    Por otra parte, y aunque la puerta a posibles métodos que permitan viajes que superen los límites de la Relatividad no está totalmente cerrada, tampoco hay ninguna evidencia que tal cosa sea posible (Las distintas posibilidades que se barajan requieren condiciones sobre las cuales no existe la más mínima prueba que sean posibles, aunque no puedan descartarse totalmente).
    Si existieran un montón de civilizaciones tecnológicas, el universo debería estar lleno de señales de tales civilizaciones, y no es válida la afirmación que sostiene que no las detectamos porque son civilizaciones muy avanzadas y utilizan otros canales que desconocemos: Al mirar al espacio (Y escucharlo), vemos el pasado (Cuanto más lejana es la observación, más atrás vamos en el tiempo), por tanto deberíamos captar las emisiones de las civilizaciones cuando estaban en etapas de tecnología equivalente a las nuestras, y por tanto deberíamos encontrar señales semejantes a las que nosotros emitimos (Salvo que tales civilizaciones sean mucho más recientes y sus señales no hayan tenido tiempo para llegar a nuestro Sistema Estelar).
    Según los defensores de las visitas alienígenas, la Tierra más bien parece la calle mayor de un pueblo en plenas fiestas patronales. Según ellos, nos visitan muchos y muy distintos alienígenas. Con tanto trasiego, debería haber un montón de pruebas irrefutables de su presencia (No simples elucubraciones con mucha imaginación y ningún peso demostrativo).

    Me gusta

  2. Lutzy Méndez
    28 febrero, 2022 a las 11:08

    No veo yo tan claro eso que podamos detectar señales lejanas. ¿Acaso podríamos sintonizar alguna emisora de radio desde Plutón? (aparte de «Radio María», claro.)

    Luego habla de distancias. Para el hombre, poblar hasta el último rincón de la Tierra le costó algo más de 54 años. Y sin embargo lo hizo. Porque no tenían que volver cada noche al Serengueti a la hora de cenar. Simplemente colonizaban nuevos parajes y algunos partían de nuevo desde ahí. Ocupar toda la Tierra solo era cuestión de tiempo, por muy grande que fuera. Así cabe pensar que las civilizaciones se expanden por el espacio colonizándolo en forma de esfera. Y para que una civilización ocupe unos 59 años luz de circunferencia podrían no pasar más que una decena de miles de años, si no menos.

    Respecto al tráfico… no es tan fácil presentar pruebas. Y si no lo tiene claro, preséntenos prueba de que cruzan nuestros cielos cazas furtivos. Dado que si aceptan fotografías tendrían que hacer lo propio con aquellas que en vez de cazas presenten OVNIs, y lo mismo cabría decir de los testimonios. Así que me temo que no va a tener más remedio que ir a la base Edwards, al Área 51 o algún otro sitio de la USAF a pedirles que si son tan amables le dejen coger una prueba. Y si puede ser un trocito de fuselaje con el compuesto que absorbe la señar de radar, mucho mejor.

    Si no puede, igual habrá que concluir que los cazas furtivos no existen, que son «tonterías» sin sentido de gente con demasiada imaginación.

    Me gusta

  3. Aletiers
    28 febrero, 2022 a las 15:51

    Osea…, que teniendo un cambio climático y una sexta extinción a las puertas…, en vez de unirnos para contrarrestarlas, nos dedicamos a pegarnos entre nosotros para ver quien «manda» en el mundo, quien domina sobre esta u otra tierra, etc., ¡cómo si tuviésemos tiempo para estas cosas!, no hay tiempo para una nueva guerra mundial convencional de larga duración, tampoco hay tiempo para una nueva guerra mundial fría de larga duración (y si se trata ya de una guerra atómica, ni podemos calcular la peligrosidad de la misma…), por todo ello o esto acaba pronto o vamos a perder décadas en afrontar los problemas reales que tenemos por peleas internas y aunque salgamos bien de las peleas internas, ya será tarde para afrontar los auténticos problemas, la naturaleza podrá sobrevivir sin nosotros, nosotros no podemos sobrevivir sin la misma.

    Me gusta

  4. Luis SANCHEZ
    28 febrero, 2022 a las 15:54

    Hace años que a todo el mundo que me habla de este tema le digo lo mismo: ¿te has dado cuenta de que desde que todo el mundo tiene un móvil en el bolsillo, que hace vídeo y fotos, nadie ha sacado fotos a naves extraterrestres? ¿por qué será?.

    Y, sí, soy consciente de que se pueden falsear la fotos, pero es muy difícil falsear algo y que los expertos forenses informáticos no te pillen, y además ahora las fotos y los vídeos son en alta resolución, más difícil de falsear (el modelo tiene que ser muy bueno, pues se ven muchos detalles) y es raro que solo lo vea una persona… resumiendo, nadie fotografía extraterrestres hoy en día. ¿Casualidad? jeje

    Respecto al tema de cuantas civilizaciones extraterrestres tecnológicamente avanzadas puede haber, tengo claro que en la inmensidad del Universo ha habido, hay y habrá un número muy grande de civilizaciones, de vida. Muchas menos tecnológicamente avanzadas, pero también tengo claro que sería una casualidad enorme conocer a una, porque se tendrían que haber creado cerca de tu hábitat, cosa muy improbable. La paradoja de Fermi, sobre la misma pienso que el número es demasiado grande, pues (por ejemplo) no se tiene en cuenta la Luna tan particular que tenemos y que ha podido ser la causa de un tiempo tan largo de buen clima, que nos ha permitido prosperar y alcanzar la inteligencia y la tecnología que tenemos.

    Moriremos sin ver nunca dichas civilizaciones, porque las distancias son tan enormes, que se pueden considerar infinitas en la práctica. Además las señales de radio y TV que estamos emitiendo se vuelven muy débiles con el cuadrado de la distancia, y a varios años luz ya son más ruido que señal.

    Solamente pienso que puede ser posible el contacto (pero por ahora es ciencia ficción con nuestra tecnología) si se pudiera viajar mucho más deprisa que la velocidad de la luz, Si es así seguramente habrá un grupo de sociedad super-tecnológicas que han alcanzado dicho nivel, y se podrían comunicar y visitar entre ellas, si no han perecido todavía. El resto de civilizaciones estamos totalmente aisladas en nuestras zonas de nacimiento y solo vemos la información que tenemos justo al lado, o la que había hace miles y millones de años en la lejanía. Estamos solos en la práctica, si Einstein tenía razón. Sueño con que no, pero es solo un sueño.

    Salu2

    Me gusta

  5. Luciano
    28 febrero, 2022 a las 17:39

    Tyson está siendo ridículo. Supongamos que alguien es realmente abducido por aliens. ¿Cómo se supone que demuestre que eso le ocurrió? Porque obviamente es una tontería sugerir que se podría robar el cenicero. Incluso si lo robara, o cualquier otra cosa, no sabemos si podríamos reconocerlo como creado por aliens.
    De hecho tenemos muestras de materiales supuestamente provenientes de OVNIS, algunos con proporciones de isótopos extrañas, pero sigue sin ser concluyente (ver Garry Nolan).
    Por otro lado, no solo hay una multitud de testimonios, de todas partes del mundo, de todas las décadas desde 1940, sino que también hay fotos y videos. ¿Vamos a afirmar que literalmente todos mienten y usan photoshop? Sonaríamos como terraplanistas acusando a la NASA sobre las fotos de la Tierra.
    Para terminar, en 2019 empecé a cambiar mi opinión sobre el tema cuando ví la entrevista que hizo Joe Rogan al comandante David Fravor, en la que describe su encuentro con un OVNI en pleno entrenamiento de aviación en el Pacífico cerca de San Diego en 2004. Hay múltiples testimonios corroborándolo, junto con el famoso video del tic-tac, reconocido por el Pentágono como legítimo.
    Además, el gobierno de EE.UU publicó un informe preliminar mencionando más de 140 incidentes reportados, algunos con datos de múltiples instrumentos de medición, aún sin identificar. Lo cual indica que efectivamente, los OVNIS son reales. ¿Qué son exactamente? Está por determinarse.
    Qué poca curiosidad de Tyson. Prefiero a Avi Loeb, que en lugar de ridiculizar y menospreciar, propone recolectar evidencia de calidad.
    Sugiero ver el documental The Phenomenon, de James Fox, y entrevistas de Lue Elizondo.

    Me gusta

  6. Eduardo Baldu
    28 febrero, 2022 a las 17:50

    El problema de la detección de señales es saber dónde apuntar la antena, lo que es extremadamente complicado al no tener ni idea de donde están las hipotéticas civilizaciones. Pero si hubiera tantos como presumen los creyentes en los alienígenas, aunque fuera por casualidad, deberíamos tropezarnos con alguna.
    Me parece que, con tu comentario inicial (Lutzy Méndez) infravaloras las actuales capacidades técnicas. La nave Voyager 1 (situado actualmente a 20.100.000.000 km, más de tres veces la distancia hasta Plutón) se sigue comunicando con nosotros con una radio que tiene una potencia de emisión de 13 vatios, la sonda New Horizons (Que visitó Plutón) disponía de una potencia de emisión de 12 vatios. En 2006 operadores de radio amateur del AMSAT (AMateur SATélite) en Alemania rastrearon y recibieron ondas de radio provenientes del Voyager 1 usando una antena parabólica de 20 m. Así pues, no, no están difícil “sintonizar alguna emisora de radio desde Plutón”.
    Ocupar la Tierra fue una cuestión de tiempo, pero comparar eso con la “colonización del espacio” es una tontería. El Universo es generalmente hostil a la vida compleja. Por supuesto que seguro que hay otros enclaves semejantes a la Tierra, pero el problema son las distancias y la dificultad de mantener las condiciones apropiadas para la vida en el espacio (No solo disponer de todo lo necesario para mantenernos con vida sino también evitar que la radiación cósmica acabe friéndonos). Incluso en la expansión sobre la superficie de la tierra, ciertas zonas especialmente desérticas y sin apenas recursos, fueron esquivadas. Y si las comparamos con las condiciones del espacio profundo y las distancias a las que deberíamos enfrentarnos, lo de la Tierra es como dar un paseo por el jardín de casa. En realidad está por ver que podamos algún día salir de nuestro Sistema Solar.
    Y por cierto, me has leído mal. No he dicho que la distancia media entre civilizaciones pueda estar sobre los 59 años-luz; he escrito 59 millones de años-luz, que es un poco diferente. Y para alcanzar tales distancias, no existe medio alguno. Supongamos que el imaginario “motor de curvatura” (Sobre el que existen muchas elucubraciones, e incluso un desarrollo de teoría física para avalarlo – Métrica de Alcubierre-) pudiera convertirse en realidad, y que fuera factible la máxima velocidad calculada para tal motor por los físicos Richard K. Obousy y Gerald Cleaver (1032 veces la velocidad de la luz). Pues bien, a tal velocidad atravesar toda la Via Lactea (Nuestra galaxia) requeriría 102 años, llegar hasta Andrómeda más de 2459 años, y alcanzar una distancia de 59 millones de años luz más de 57.000 años. Así que no, no me creo que haya visitantes de otras civilizaciones extraterrestres.
    De los desarrollos tecnológicos (Incluyendo los aviones furtivos) puedes encontrar información técnica a poco que te esfuerces, y no contradicen en nada los conocimientos científicos que hoy tenemos. En cambio las afirmaciones y supuestas pruebas sobre extraterrestres, carecen de total validez y son contradictorias con los conocimientos del Universo que tenemos. La comparación es una gilipollez, y a hechos extraordinarios, se requieren pruebas extraordinarias.

    Me gusta

  7. 28 febrero, 2022 a las 19:23

    Luciano

    «no sabemos si podríamos reconocerlo como creado por aliens.»

    Como bien indica Tyson un objeto fabricado por el hombre el año 2020 sería impactante para los humanos de 1980. Recuerda que las Voyager, la tecnología más avanzada en su momento, llevaba una ordenador con una memoria menor que la de cualquier calculadora científica de ahora, si es que se siguen fabricando todavía.

    Imagina que nos encontráramos ahora un objeto fabricado por una civilización alienígena con nivel por encima del humano en 10.000 años. Para nosotros sería simplemente magia potagia.

    «De hecho tenemos muestras de materiales supuestamente provenientes de OVNIS, algunos con proporciones de isótopos extrañas, pero sigue sin ser concluyente (ver Garry Nolan).»

    Es por ello que evidentemente no provienen de OVNIs.

    » Por otro lado, no solo hay una multitud de testimonios, de todas partes del mundo, de todas las décadas desde 1940, sino que también hay fotos y videos.»

    Si en los años 60 y 70 del siglo pasado aparecieron una fotos cutres totalmente inconcluyentes ¿cómo es que ahora con cámaras de megapixeles manejadas por miles de millones de fanáticos del selfie en todo momento y lugar, no tenemos todos un par de docenas de fotos de OVNIs hechas por nosotros mismos colgadas en nuestro muro de Facebook? Porque yo tengo un par de amigos que si no han hecho cada uno un par de millones de fotos en medio mundo pierdo dinero.

    » Prefiero a Avi Loeb»

    ¡Fantástico! la persona que a bote pronto, vió un pedrusco espacial, el famoso Oumuamua, y sin confirmar nada se vino arriba y afirmó que era una nave alienígena. Y hasta publicó media docenas de «artículos» de opinión que ahora son una losa para su prestigio y que le han hecho incorporarse por pleno derecho en ese «selecto» grupo de científicos a los que les falta un tornillo o son demasiado prepotentes.

    Me gusta

  8. 28 febrero, 2022 a las 19:28

    De hecho, el fenómeno OVNI estuvo totalmente ligado a la Guerra Fría y el miedo y la paranoia al comunismo. Y curiosamente desde que cayó la URSS parece ser que los aliens ya no se divierten visitando este planeta.

    Algo parecido a las brujas de la Edad Media, que ahora tampoco pillamos a ninguna volando en una escoba y mucho menos fornicando con el macho cabrío alfa.

    En resumen, la Navaja de Occam nos da la explicación: simple y pura psicología.

    Me gusta

  9. 28 febrero, 2022 a las 19:52

    Sobre la detección de civilizaciones extraterrestres hay que tener en cuenta que lo mismo que ahora nos llega la luz de estrellas que quizás lleven frías miles de millones de años, pasa lo mismo con las señales. En nuestra galaxia puede haber ahora mismo cientos de ellas, pero a no ser que emitieran ondas de radio hace muchos miles de años todavía no ha habido tiempo para que nos lleguen a no ser que curiosamente estén por Alfa Centauri o un poco más allá. Aliens de otras galaxias ya ni hablar.

    Me gusta

  10. 28 febrero, 2022 a las 20:49

    Y otro punto importante es que hay que tener en cuenta que nuestro Universo tiene una edad de unos 14,5 mil millones de años y sin embargo tiene un tamaño de unos 46,5 mil millones de años luz de radio. Es decir, que nos pongamos como nos pongamos la mayoría del Universo está fuera de nuestra observación. Y ese porcentaje aumenta día a día.

    Me gusta

  11. Luciano
    28 febrero, 2022 a las 20:49

    ateo666666

    «Como bien indica Tyson un objeto fabricado por el hombre el año 2020 sería impactante para los humanos de 1980.»

    No. Estás equivocado. Contraejemplos: una cuchara, un vaso, un pañuelo, etc. Además de eso, dos cosas: estás, junto con Tyson, suponiendo un avance tecnológico de los aliens que no necesariamente sería el caso; y, en caso de ser tanto más avanzados, tal vez sus dispositivos los veríamos como una pieza metálica sin ninguna función. O sea, no necesariamente lo reconoceríamos como alien.

    «Es por ello que evidentemente no provienen de OVNIs.»

    Eso no se sigue lógicamente pero para nada. ¿Podés explicar tu razonamiento por favor?

    «(…)no tenemos todos un par de docenas de fotos de OVNIs hechas por nosotros mismos(…)»

    Hay infinidad de fotos modernas. Claro que las cámaras de los smartphones, como bien señalás, están hechas para selfies, no para objetos lejanos, en el cielo, a veces con poca luz.
    Por eso hay iniciativas como la de Avi Loeb, que buscan obtener fotos de calidad.

    «(…)y sin confirmar nada se vino arriba y afirmó que era una nave alienígena(…)»

    ¿Podés dar referencia de dónde afirmó tal cosa? Por lo que ví, lo que dice es que no hay que descartar de antemano la posibilidad de que sea tecnología alienígena, dadas las inusuales características, lo cual es muy distinto.

    «Y curiosamente desde que cayó la URSS parece ser que los aliens ya no se divierten visitando este planeta.»

    No estoy seguro de a qué te referís con ese comentario, pero sigue habiendo multitud de avistamientos y reportes de abducciones desde los 90′.
    Me parece que estás tratando el tema con mayor menosprecio del que merece.

    Me gusta

  12. Far Voyager
    28 febrero, 2022 a las 23:23

    Francamente, no es solamente que no se haya encontrado ni un sólo tornillo que parezca de origen alienígena sino que lleven décadas sin más que practicar el ovni y sin atreverse a aparecer sobre por ejemplo la sede de la ONU, o sobre Moscú para bajarle los humos a Putin. Además, los astrónomos aficionados que son (somos) los que más conocemos el cielo nocturno deberían ver muchos más OVNIs si fueran reales, aunque haya visto alguna cosa que podría confundirse con eso.

    En la emisora fundamentalista de rigor, por cierto, han estado lloriqueando porque creer en la teoría de la evolución (y me imagino que en el Big Bang) lleva a que se vea al hombre cómo resultado de una casualidad, no cómo un producto independiente del origen de los animales, a una vida sin sentido, y por supuesto que sin Dios no hay moral, justificando así por ejemplo botellones masivos y cosas así y mezclando versos bíblicos por supuesto.

    Con el debido respeto, cuando estoy de malas cada vez más pienso que esa gente tan fundamentalista tiene problemas mentales y que eso no está ahí solamente para controlar a las ovejitas.

    Me gusta

  13. Far Voyager
    28 febrero, 2022 a las 23:47

    Se me olvidó un par de cosas: que esos 46,5 mil millones de años luz son el radio del Universo observable, y que es bastante probable que haya mucho más Universo, quizás hasta infinito, más allá, y que la emisora es Dynamis.

    La misma dónde últimamente un tipo se queja de persecución a los cristianos en Europa porque no puedan quejarse de las leyes que matan a los débiles y van contra natura (ideología de género) que se están aprobando, y que se burlen de que crean que al morir van a irse al Cielo (si acabaran en vez de ahí en Irkalla, el inframundo sumerio, y vieran lo que piensa la diosa Ereshkigal de sus quejas sería divertido) mientras que no de la reencarnación o de dejar de existir al morir, y cómo el anterior otro afirmando que la actual guerra en Ucrania y la pandemia son el principio de dolores, que lo que vendrá después justo antes de que regrese Jesús será mucho peor, pero que Dios les protegerá a ellos y si no es así da igual porque estarán en el Cielo.

    Me gusta

  14. Eduardo Baldu
    1 marzo, 2022 a las 0:55

    Dado que las primeras emisiones de radio (radiofónicas) de realizaron hace poco menos de 110 años y las primeras de televisión, hace poco menos de 90 años, si existiera alguna civilización tecnológica en un radio de 110 años-luz, para las emisiones de radiofrecuencia, o 90 años-luz, para las de televisión, tales civilizaciones podrían estar captando esas señales. No quiere decir que fueran capaces de entenderlas, o transformarlas en programas de radio o televisión, pero si se darían cuenta que son emisiones no naturales.
    Evidentemente, a nosotros nos pasaría lo mismo si captáramos emisiones de otras civilizaciones, pero no hemos captado ninguna. ¿Quiere eso decir que no existen tales civilizaciones? No necesariamente. Podemos suponer que condiciones similares a las de la Tierra se han dado en otros lugares del Universo, y que en algunos casos eso habrá dado lugar al desarrollo de civilizaciones tecnológicas. Lo que no sabemos es la proporción de planetas (o estrellas con planetas) en los que eso ha sucedido. Si tal proporción fuera muy elevada, necesariamente habríamos detectado señales de tales civilizaciones. Si por el contrario es moderada o baja, probablemente nunca las detectemos.
    Por otra parte, podría muy bien suceder que cuando las civilizaciones alcanzan un grado alto de tecnología, estén, por lo general, abocadas a la autodestrucción (El camino que nosotros llevamos así lo apunta), por lo que, incluso con una alta tasa de civilizaciones tecnológicas, existiría un cuello de botella que provocaría que el número de civilizaciones dotadas de alta tecnología sea extremadamente escaso, pero como solo estas estarían en disposición de escuchar y ser escuchadas, las probabilidades de detectarse serían mínimas. Eso explicaría la paradoja de Fermi.
    Sobre las posibilidades de alcanzar estrellas lejanas, ya hable de ello en mi anterior entrada, pero redundando en ello cabe decir que las distancias a las que nos enfrentamos son inimaginables. Incluso a velocidades que hoy son simple fantasía extrema, la posibilidad de alcanzar la Inmensa mayoría de posibles objetivos es simplemente nula. Nuestros conocimientos sobre física, sobre la estructura del espacio-tiempo, sobre la física de partículas ha avanzado mucho, muchísimo sobre los inicios de los primeros conocimientos. Aun y así los conocimientos pendientes de adquirir son inmensos. No podemos saber lo que nos depara el futuro, pero una cosa es clara: no pueden ser contradictorios con aquellos conocimientos que tenemos comprobados. Así pues, a medida que aprendemos más, el abanico de posibilidades se reduce. Nuestra fantasía puede imaginar posibles alternativas que nos permitan viajar más rápido, peor que lo podamos imaginar no significa que sea posible y que los conocimientos ya adquiridos avalen tal posibilidad. Hoy las puertas a superar las actuales velocidades pasan por A) Motores más eficientes que nos den un margen mayor con el límite de la velocidad de la luz totalmente inalcanzable, B) Vías en el espacio-tiempo que nos permitan el trasporte a través de agujeros de gusano, C) Deformaciones del espacio-tiempo estilo “motor de curvatura” (Métrica de Alcubierre). Pero todas tiene sus limitaciones y pegas, hoy por hoy irresolubles (Y lo más probable es que no sean nunca resolubles)
    Por supuesto, podemos optar por la fantasía, y suponer que dentro de unos años encontraremos una varita mágica que nos permitirá superar todas las actuales limitaciones, pero eso no deja de ser pura imaginación.
    Entre 1692 y 1693, en Salem, Massachusetts, se dio la persecución, posiblemente, más famosas de brujas y brujos. Hoy sabemos, sin lugar a dudas, que no existen brujas y brujos, que todo es pura fantasía popular. Pero en aquel momento, y para la población del lugar, las brujas y brujos eran seres reales, totalmente reales, que merecieron la condena de los correspondientes tribunales. Y es que en este mundo la posibilidad de que seamos engañados (o nos auto-engañemos) con fantasías irreales es muy alta. Como prueba, la enorme cantidad de gente que se ha tragado que las vacunas contra el Covid contiene material magnético capar de mantener pegado a la piel un trozo de metal. Eso es materialmente imposible (Solo hay que hacer unos pequeños supuestos y cálculos para darse cuenta de ello), pero sigue habiendo gente convencida de tal tontería. Pues lo mismo pasa con las supuestas pruebas de visitas extraterrestres.

    Me gusta

  15. Lutzy Méndez
    1 marzo, 2022 a las 1:14

    Eduardo; no se da cuenta que no importa tanto la potencia y alcance de la emisión. Y por una simple razón. Del mismo modo que para ir con un vehículo del punto A al B usted carga el combustible suficiente a las necesidades que espera tener, para hacer una emisión supongo que hará lo mismo. Si la necesidad es comunicarse a 50 años luz, no tiene sentido emplear más potencia de la necesaria para tal objetivo. Y luego está el problema de saber dónde hay que apuntar, que tampoco es nada sencillo.

    No me venga con que el espacio es «hostil». El mar también lo es. El problema para los humanos no es la hostilidad del mar, sino desarrollar una técnica eficiente para navegar por él. Una vez tenemos el barco con la tecnología adecuada, ese factor cada vez tiene menos importancia. En el espacio sucede parecido. Si una nave puede llegar a Plutón, también puede hacerlo por tiempo y espacio indefinido en un espacio cuyas leyes son iguales en toda su extensión. No sucede lo mismo si la nave necesita un soporte de vida biológico. Pero no sé por qué siempre piensan en naves extraterrestres tripuladas. Cuando hacerlo mediante sondas o «drones» espaciales en infinitamente más barato y presenta menos dificultades.

    59 millones de años no deja de ser una cifra tan caprichosa como pueda ser 59 años. No podemos probar ni una ni otra, así que tanto da. Sigue siendo una cuestión de tiempo. Aceptando sus cifras, a un décimo de la velocidad de la luz, se necesitarían 590 millones de años para chocarse con la esfera de expansión de otra civilización. Pero el límite de la velocidad de la luz es para una misma nave. Si lanza dos en direcciones opuestas, cada una avanzará 1/10º de año luz al año, con lo que la civilización se expandirá a 2/10º de un año luz, con lo que «solo» necesitaría 295 millones de años. Si los dinosaurios hubieran sabido construir naves podrían haberlo conseguido.

    No sé en qué ve lo de los aviones furtivos ridículo. Todo lo que sabe de ellos lo hace o bien por información de quienes los construyen o pilotan y de los testigos. Es decir, que solo puede obtener pruebas «válidas» si sus propietarios quieren. Yo si fuera ellos tampoco tendría mucho interés en que supiesen mucho de mi tecnología y pudieran llegar a igualarla. En especial si hablamos de armas…
    Por otra parte me hace gracia que digan que: «hechos extraordinarios requieren pruebas extraordinarias» como si fuera una ley o magnitud física. Cuando es un simple convencionalismo. que da mucho qué pensar. Porque si yo determino lo que es un «hecho extraordinario», así como una «prueba extraordinaria», más que un científico, lo que parecería es un ventajista, que necesita esa colosal ventaja para salirse con la suya. Pero en realidad tendría que ser al revés. Si el científico tiene razón y yo me equivoco, él podrá o no demostrarlo, pero para mí será completamente imposible. Es decir, tiene ya ventaja de por sí. Si de verdad está en lo cierto, no necesita ventajismos adicionales ni trampas de tahúr. Es precisamente el hecho de necesitar ese ventajismo lo que hace pensar que son ellos los equivocados y los tramposos.

    Me gusta

  16. Oscar Becerra
    1 marzo, 2022 a las 15:35

    Una vez que iba a camino a la Universidad vi en ek cielo una pequeña luz que brillaba tanto como el sol y se estaba moviendo, en ese momento me lamenté no tener uno de esos celulares con camara. En un momento el objeto empezó a cambiar de direccion dando una curva y se reveló como una avioneta. Yo estaba en el lugar exacto para que me reflejara la luz del sol (o el fuselaje o sus ventanas). También pensé que si hubiese tenido cómo filmar el objeto hubiese podido editar el video hasta el momento que dejo de reflejar al sol, enviarlo a los medios y decir que era un Ovni.

    Me gusta

  17. Luis SANCHEZ
    1 marzo, 2022 a las 21:29

    Vamos a ver, que se nos escapa lo fundamental:
    el problema no es ver un OVNI (Ovjeto Volante No Identificado), lo verdaderamente importante es que deje de ser un OVNI porque lo hemos identificado.

    Cualquier cosa que uno no sepa qué es, es un OVNI. No sé de donde se saca la gente la idea de que si no sabe qué es entonces es una nave espacial, que en lugar de plantarse en algún lugar céntrico, se da un garbeo por ahí, bien escondidito, para que siempre lo vean unos pocos «elegidos».

    Si alguien quiere saber lo que es desmontar un caso clarísimo de naves interplanetarias moviéndose a velocidades inalcanzables para nosotros (New York Times en 2019), aquí, un Científico se molestó es recabar el vídeo, hacer mediciones, calcular velocidades, grados y enterarse de cómo funcionan las cámaras que habían filmado a dichas «naves» para descifrar lo dicho por los «expertos» sobre estos temas:

    https://tinieblasyestrellas.blogspot.com/2019/06/los-ovnis-del-new-york-times.html

    Venga a leer y aprender Método Científico.

    Salu2

    Me gusta

  18. Luciano
    1 marzo, 2022 a las 22:14

    Eduardo Baldu

    Respecto del tiempo de viaje a otras estrellas/galaxias: me parece que estás ignorando la dilatación temporal. O sea, el reloj de la nave pasa más lento que, digamos, el de la Tierra. Lo que hace que recorrer 1 año luz pueda tomar cualquier cantidad de tiempo para la tripulación. Es más, recorrer cualquier distancia puede tomar tan poco tiempo como se quiera; mientras se pueda acercarse a la velocidad de la luz tanto como se quiera. Todo en el pizarrón, claro.

    Pero de todas formas, me parece que esa discusión es fútil.
    No sabemos cómo podría una civilización no-humana realísticamente llegar desde tan lejos. Punto.
    Los OVNIS siguen siendo reales, y seguimos sin saber qué son.

    Los argumentos del tipo «las leyes físicas impiden XYZ», o «por qué los alien vendrían aca», o «por qué no aterrizan en el patio de la Casa Blanca», también son fútiles.
    Nuestras leyes físicas son nuestras descripciones incompletas de lo que observamos. El universo no está limitado por nuestras descripciones.
    No sabemos si son naves alienígenas. Y si son aliens, no sabemos cómo piensan, así que antropomorfizarlos es inútil.

    Me parece que la postura escéptica es aceptar que hay algo, que el fenómeno es real, y que por ahora es un misterio.
    Esto a diferencia de suponer que todos tienen problemas psicológicos, o que son estafadores, etc.

    Me gusta

  19. 1 marzo, 2022 a las 22:54

    Aunque es cierto eso de que

    » el reloj de la nave pasa más lento que, digamos, el de la Tierra. Lo que hace que recorrer 1 año luz pueda tomar cualquier cantidad de tiempo para la tripulación. Es más, recorrer cualquier distancia puede tomar tan poco tiempo como se quiera»

    el problema es que para el resto de Universo el tiempo sigue pasando igual de «rápido».
    Así entonces según explica la Wikipedia

    «Con una constante de 1 g viajando hasta 0.99999999 de la velocidad de la luz se tardaría [tan solo] 30 años en llegar al borde del Universo a 13,5 mil millones de años luz de distancia»

    Pero hay un pequeño problemilla. A la vuelta, los aliens podrían comprender que aunque ellos han envejecido un poco, resulta que han regresado a su planeta de origen miles de millones de años en el futuro, de tal manera que lo mismo no tengan ya civilización que les de la bienvenida e incluso puede que su estrella se haya convertido hace millones de años en una supernova y se haya tragado todo su sistema solar.

    Porque, o existe algún atajo tipo agujero de gusano, o cualquier viaje medianamente interesante por la galaxia implicaría que los cosmonautas volverían cientos o miles de años en el futuro, por mucho que se acerquen en su viaje a la velocidad de la luz. Y menudo shock, porque sería similar a que ahora apareciera por Cádiz una carabela con navegantes que vuelven de las Indias para descubrir atónitos que sus descendientes viven en una sociedad que les considera casi neandertales.

    Me gusta

  20. 1 marzo, 2022 a las 22:58

    Y ya eso de que

    » Me parece que la postura escéptica es aceptar que hay algo, que el fenómeno es real, y que por ahora es un misterio.»

    demuestra un grave desconocimiento de cómo funciona la Ciencia. Porque decidir que

    » el fenómeno es real»

    cuando existe toda una bibliografía científica en Psicología que explica bastante bien el fenómeno OVNI (y ya de paso los fantasmas, las brujas y demás) es algo así como matar moscas a cañonazos.

    Me gusta

  21. Far Voyager
    2 marzo, 2022 a las 0:57

    Sí, puede tomar el tiempo que quiera desde la perspectiva de la tripulación pero para el Universo exterior el tiempo pasa de modo normal. Puedes ir y volver de por ejemplo la Gran Nube de Magallanes en por ejemplo un año desde tu perspectiva, pero para el Universo habrán pasado 320.000 años en total, y cabe preguntarse si la civilización que lanzó la nave seguiría existiendo.

    Además, en ciencia lo peor que se puede realizar en una observación es interferir en ella y los OVNIs, si son naves alienígenas estudiándonos, dejándose ver están demostrando ser pésimos observadores. A menos que se dediquen a trollearnos, mostrándonos que hasta nuestra tecnología más avanzada es un chiste al lado de la suya.

    Me gusta

  22. Eduardo Baldu
    2 marzo, 2022 a las 0:57

    Lutzy Méndez, ¿De verdad carece de importancia la potencia de emisión para valorar las posibilidades de detección de posibles señales de civilizaciones extraterrestres?
    Te recuerdo que fuiste tú quien afirmó que no era posible escuchar una emisión de una posible emisora de radio situada en Plutón. El ejemplo que pongo desmiente tu afirmación, porque estamos hablando de emisiones tan bajas como las equivalentes a las antiguas bombillas de filamento utilizadas en el interior de los frigoríficos antes del boom de los leds. Si tenemos en cuenta que, por ejemplo, una emisora típica de FM emite con una potencia de 10 kW, la diferencia es abismal (Casi 770 veces mayor que la potencia del Voyager). Así pues, todo nos indica que, de haberse producido en el momento adecuado, sería factible detectar señales de las posibles civilizaciones extraterrestres. El hecho de no detectarlas es indicio que estas no son lo abundantes que se ha afirmado, y que la distancia que nos separa es muy probablemente enorme.
    En el segundo párrafo se mezclan churras con merinas. He dicho, y mantengo, que el Universo es hostil a la vida compleja. En los viajes lejos del entrono terrestre, perdemos la protección de nuestro campo magnético, y la radiación con la que nos tenemos que enfrentar en el espacio profundo es altamente peligrosa. Por supuesto, cuanto más largo se el viaje, más peligroso se vuelve. Pero no es el único problema, pues también hay que contar con la falta de gravedad y los efectos que eso tiene sobre el cuerpo. Y todo ello sin contar con la necesidad de oxígeno, eliminación del dióxido de carbono, alimentos, agua, etc. Y en un viaje a largas distancias espaciales, con viajes de años, o incluso siglos por delante, no habrá (A diferencia de la expansión humana en la Tierra) lugares donde reaprovisionarse. Pero eso nos lleva a otro problema: el tamaño y la masa de la nave. A mayor masa, más energía necesaria para darle una aceleración suficiente para que el viaje no dure una eternidad. Y cuanto más grande sea la nave, mayor probabilidad de colisión con micro-meteoritos, que a muy altas velocidades implicarán una energía de colisión enorme.
    Sales con la posibilidad de naves autónomas (robotizadas, sin tripulación). Y es una posibilidad, pero lo que los creyentes en extraterrestres defienden es que somos visitados por extraterrestres, no por sus naves automáticas, así que lo que planteas es otra discusión. Y en relación a tal planteamiento, decir que tampoco está exento de problemas (Aunque menores que el de garantizar las condiciones para la vida). Las distancias siguen siendo enormes. Próxima Centaruri es la estrella más cercana al Sol, y está a unos escasos 4,246 años-luz. Si fuéramos capaces de acelerar una nave a una velocidad del 10% de la velocidad de la luz, tardaría algo más de 42 años en llegar, lo que plantea como primeros retos dotar a tal nave de la energía suficiente para tal aceleración, y energía también suficiente para el funcionamiento de la nave durante esos más de 42 años (En realidad, bastante más. Se supone que no se trata solo de llegar, sino de explorar, y eso requiere tiempo. También deberá llevar combustible suficiente para frenar la nave. En caso contrario pasará de largo, convirtiendo en inútil la misión)
    Además, si nos planteamos misiones que requieran cientos o miles de años de viaje, ¿Realmente tendrían sentido para la sociedad que los promueve? La historia nos demuestra que las distintas culturas que se han sucedido han representado sucesivos avances y retrocesos, cambios de criterios y prioridades, incluso derrumbes de culturas que, pese a ser de gran importancia en su momento, fueron casi olvidadas. Si nosotros mandáramos una misión autónoma a un viaje que durara 500 años, es muy posible que cuando esta se completara no quedara en la Tierra nadie que pudiera recibir la información y entenderla. (Uno de los problemas que se plantea con los residuos nucleares de lata duración es ¿Cómo asegurarnos que los almacenes que los contengan posean una información entendible por quienes vivan en la Tierra, por ejemplo, dentro de 10.000 años. Si un castellano de hace 400 años presenta dificultades de comprensión para mucha gente, ¿Qué pasará dentro de 10.000 años?).
    Sinceramente, a veces alucino con algunos razonamientos (“Pero el límite de la velocidad de la luz es para una misma nave. Si lanza dos en direcciones opuestas, cada una avanzará 1/10º de año luz al año, con lo que la civilización se expandirá a 2/10º de un año luz, con lo que «solo» necesitaría 295 millones de años”). Y siguiendo tal razonamiento, si mandamos pares de naves en múltiples direcciones opuestas, la velocidad de expansión de la civilización superará la velocidad de la luz ¿No?
    Aviones furtivos. Vamos a ver: que existan secretos en su desarrollo, materiales y construcción es normal y lógico. Pero resulta que los vimos entrar en acción en la guerra del golfo, y también demostraron no ser tan furtivos cuando, en 1999 y sobre Serbia, un F117 fue derribado por un viejo misil soviético (Un misil antiaéreo de los años 60). Así que sí, algo sabemos de ellos.
    Así pues, si todo me dice que la probabilidad de encontrarme con un extraterrestre (incluso de ver una nave automática no tripulada) es simplemente marginal, y existen muchas causas que pueden dar lugar a una interpretación sesgada de lo que puedan observar algunas personas, para tomarme en serio tales afirmaciones, exigiré pruebas irrefutables, no deducciones calenturientas.

    Me gusta

  23. Eduardo Baldu
    2 marzo, 2022 a las 10:51

    Luciano
    No estoy ignorando la dilatación temporal. El problema es que, para ver los efectos, hay que hacer algunos números. Si lanzáramos una nave al 10% de la velocidad de la luz (Puede parecer pequeña la velocidad, pero es la que, con una gran mejora en los medios de propulsión, hoy de momento solo en los tableros de dibujo, podríamos alcanzar en un futuro no inmediato) la dilatación temporal subsiguiente sería tal que la diferencia temporal entre los tripulantes de la nave y los habitantes de la Tierra, tras un año de viaje, sería del orden de un día y 20 horas. Para que la diferencia fuera ya notable, por ejemplo que por un año de viaje en la Tierra hubieran transcurrido dos años, la velocidad a alcanzar es de algo más del 86% de la velocidad de la luz. Solo a velocidades muy próximas a la de la luz, las discrepancias en el tiempo se disparan. Pero alcanzar tales velocidades está fuera de nuestro alcance. No, no es una cuestión de tecnología, son las leyes de la física las que lo impiden. La equivalencia entre masa y energía provoca que cuando aceleramos un objeto a velocidades próximas a la de la luz, cada vez más parte de la energía suministrada para acelerarlo se transforme en masa, con lo que la aceleración del objeto requiere más energía aún, hasta llegar a la situación en la que por más energía que le suministremos, no se produce aceleración alguna. Podría pensarse que eso sería salvable si encontramos una nueva teoría que sustituya a la Relatividad. Error: Este hecho está plenamente comprobado experimentalmente en los aceleradores de partículas. Por eso para acercarnos un poco más al límite impuesto por la luz, los nuevos aceleradores requieren ser cada vez más grandes y capaces de transferir a las partículas más energía. Es un hecho constatado, no únicamente una consecuencia de una teoría.
    Así que el resto de tu disertación se cae por sí misma. Tanto da que nuestra física sea incompleta, tanto da que no sepamos hasta donde podremos llegar (Si no nos autodestruimos antes, claro). Sabemos que hay límites que no podemos traspasar porque los hemos determinado experimentalmente. No existen porque nos lo digan nuestras teorías (que también, lo que nos indica que, aunque incompletas, estas teorías van por buen camino), es porque nos lo manifiesta la propia naturaleza en los procesos experimentales que realizamos.

    Me gusta

  24. Lutzy Méndez
    2 marzo, 2022 a las 13:24

    Eduardo; el primer libro que compré con «mí» dinero fue «Civilizaciones extraterrestres» de Isaac Asimov. En él también se hablaba de la dificultad para detectar señales y comunicarse a grandes distancias. Y él no lo veía tan sencillo como usted. Y estamos hablando de señales deliberadas y con los medios más adecuados a ese fin. ¿Se ha parado a pensar por qué una emisora en la tierra necesita 700 veces más energía que el Voyager para ser escuchadas a… yo que sé, ¿700.000 veces menos distancia? Pues esas emisiones son precisamente lo que debería delatar a una presunta civilización extraterrestre, aquello que no puede evitar u ocultar.
    ¿Y a qué distancia se podrían detectar civilizaciones tan primitivas como la Tierra por estas emisiones? En «El universo» de Carl Sagan se plantean algo parecido y concluyen que si hubiera una civilización como la nuestra a menos de 23 años luz, sería detectada por nosotros. Es posible que también puedan detectarse a más distancia, pero no hay garantía. Y 23 años luz están muy lejos que los 590 millones de años que usted mismo planteaba como distancia entre civilizaciones.

    Usted tiene una mentalidad extraordinariamente rígida. La distancia entre civilizaciones la salvan las civilizaciones, no las naves. Y me explico. Si hay una civilización a 590 millones de años luz de distancia, no la vamos a encontrar con una nave que salga directamente desde aquí. Primero iremos al planeta más cercano que mejores condiciones para la colonización prometa. Posteriormente otras naves saldrán de esa colonia para establecer otras. Y así continuamente. Por tanto la cuestión es simplemente si las condiciones del espacio son tan terribles que ni siquiera podemos salvar las distancias entre una estrella y otra. Porque si es posible, darán igual las distancias. Las antiguas civilizaciones del Mediterráneo lo cruzaban bordeando la costa y fondeando en ella al término de cada día.

    Respecto a no poder entender los mensajes, no se si se da cuenta de lo ridículo que es. Podemos leer jeroglíficos egipcios de 4000 años de antigüedad, pese a que ya nadie habla ni escribe en ese lenguaje. Y dentro de diez mil años seguirá habiendo jeroglíficos tallados, y mientras éstos existan, habrá alguien interesado en saber qué pone. Nadie dejará morir semejante patrimonio.
    Tampoco ha entendido muy bien lo de las naves. La clave no es el número de éstas, sino su dirección. Si usted y yo estuviéramos a 1 año luz de distancia… ¿Sería posible que usted recibiera un mensaje mío en 6 meses? Usted seguro que dirá intuitivamente ¡imposible! Pero no solo no lo es, sino que sería muy sencillo. Bueno, sería sencillo si ambos tuviéramos naves capaces de ir a la velocidad de la luz y fuéramos uno al encuentro del otro.

    Se han dado casos de gente que muere o padece graves e inexplicables afecciones físicas tras tener presuntamente encuentros OVNIs. Eso podría equivaler a «entrar en acción». Y derribar naves de civilizaciones capaces de atravesar el espacio me parece algo más complicado que derribar un F-117. Aparte de que no tiene sentido ocultar que has derribado este aparato, cuando su propietario ya lo sabe, así como el dónde y el cuándo. Pero si derribas un OVNI… ¿qué sentido tendría anunciar al resto del mundo que a partir de ese momento puedes tener acceso a tecnología hiper-avanzada antes de tenerla realmente a tu disposición y poniéndote en la prioritarísima diana de todos los servicios secretos del mundo?

    Me parece muy bien que usted exija pruebas y garantías antes de aceptar la existencia de los OVNI como naves extraterrestres. Es más, lo apruebo y aplaudo. Pero por eso mismo deberían comprender a quienes también exigimos algún tipo de garantía o certidumbre antes de aceptar más allá de toda duda que tales fenómenos son inexistentes. Por no hablar ya de reírse o tratar de ridiculizar a quienes ofrecen testimonios de ese tipo. Porque eso no es ciencia. La ciencia se supone que trabaja sobre seguro, no hace aventuradísimas apuestas que un día puedan perder estrepitosamente, cayéndose con todo el equipo y el prestigio.

    Por ponerle las cosas en perspectiva… yo tuve un compañero de piso que afirmaba un encuentro OVNI no ya cercano, sino cercanísimo. Lo cual no basta para cegar mi espíritu crítico o científico. Pero otra cosa es que alguien trate de reírse o burlarse de él por este motivo y hacerlo en nombre de la «ciencia». Porque si la ciencia fuera eso, me harían muy fácil elegir el «bando» en que preferiría estar.

    Me gusta

  25. Luciano
    2 marzo, 2022 a las 15:22

    Eduardo Baldu

    El punto de mi comentario, como le aclaré a ateo666666, pero el mensaje todavía no aparece, es que el tiempo no sería un problema para la tripulación, que parecía que era tu objeción.
    Claro que hay, dado nuestro conocimiento actual, dificultades infranqueables para realizar ese tipo de viajes. Eso no lo discute nadie.

    «No, no es una cuestión de tecnología, son las leyes de la física las que lo impiden.»

    De nuevo, las «leyes de la física» son un invento nuestro que pretenden expresar el funcionamiento del universo.
    Mi punto es simplemente que no tenemos que tener la arrogancia de suponer que no nos estamos perdiendo de algo importante.

    «Sabemos que hay límites que no podemos traspasar porque los hemos determinado experimentalmente.»

    Sabemos que hay límites que no sabemos si, y cómo, se podrían traspasar.
    Decir que otra civilización no podría hacer X cosa porque nosotros no sabemos cómo hacerlo o si es posible, es un argumento falaz.
    También sería falaz afirmar que podría hacerlo a pesar de que nosotros no sepamos cómo.

    Me gusta

  26. Eduardo Baldu
    2 marzo, 2022 a las 17:09

    Lutzy Méndez, no sé si hablamos de cosas distintas, o simplemente que no nos entendemos. El ejemplo expuesto de la hipotética distancia de 59 millones de años-luz, pretendía (Aunque puede que el intento haya fracasado) poner en evidencia que, incluso mediando una distancia que inhabilitaría la posibilidad de detección (Y mucho menos contacto), el número de civilizaciones podría ser muy alto. Por el contrario, si la abundancia de civilizaciones fuera tan alta que estuvieran a distancias considerablemente cortas, las posibilidades de detección aumentarían mucho, incluso hasta hacerse prácticamente inevitables (Cuando se inició el programa SETI las expectativas eran de detectar una media de 10 civilizaciones por año, expectativas que evidentemente no se han cumplido). Eso nos dice que las civilizaciones que puedan existir (En ningún momento he puesto en duda que existan) no están precisamente cerca. Si a este hecho sumamos las dificultades para desplazarse por el Universo, la conclusión más lógica es que recibir visitas de otras civilizaciones es altamente improbable, y que las afirmaciones en sentido contrario me generen un alto escepticismo.
    Su planteamiento de un proceso expansivo de las civilizaciones que vayan, paulatinamente, acercando una civilización a otra, me provoca incredulidad por los siguientes motivos:
    A) Aunque a Vd. le parece muy fácil ir saltando de estrella en estrella, a mí no me lo parece tanto. Las dificultades de conseguir una velocidad apreciable, y sortear los peligros que tal velocidad suponen, la necesidad de garantizar condiciones internas de la nave para el mantenimiento de la vida durante periodos muy, muy largos de tiempo. Las protecciones necesarias frente a la radiación cósmica, micro-meteoritos y otros cuerpos que se puedan encontrar durante el trayecto. A la distancia entre sistemas estelares hay que unir la distancia entre sistemas estelares que cuenten con planetas habitables, lo que aumenta el trayecto a realizar entre paradas y constitución de nuevas bases desde donde operar.
    B) Si, a pesar de todo, este proceso se estuviera dando, hay que revisar el primer párrafo expuesto. La diseminación de una civilización en un volumen más o menos amplio de la galaxia, daría lugar a que la distancia media entre civilizaciones se redujera, por lo que deberíamos recibir señales detectables desde los nuevos emplazamientos más cercanos. Es decir, en la mediad que esas civilizaciones se expanden, deberíamos detectarlas mucho antes de poder tener un contacto directo. La nueva situación equivaldría a tener una civilización a una distancia detectable.

    Me gusta

  27. Eduardo Baldu
    2 marzo, 2022 a las 21:51

    Luciano, me temo que tu entendimiento de la física es bastante pobre. La Teoría de la Relatividad es, efectivamente, un modelo matemático que nos dice, hasta cierto punto, cómo funciona el mundo. Por supuesto que este modelo puede que un día sea sustituido por otro modelo más completo que sea capaz de explicar lo que la relatividad no puede, de la misma forma que la Relatividad General (modelo gravitatorio) es un modelo más detallado y preciso que el de la gravitación de Newton (Con lo que el modelo newtoniano se convierte en un caso particular del modelo de gravedad de Einstein. Pero eso no significa que no siga siendo válido dentro de ciertos parámetros).
    Pero los efectos predichos por la teoría (dilatación del tiempo, aumento de masa) han sido confirmados por la experimentación, y no una vez sino miles, en realidad en todos los experimentos que realizamos en los aceleradores de partículas. Es más, los satélites geosincrónicos encargados de dar el servicio GPS, deben tener en cuenta, en sus cálculos, los efectos relativistas, porque si no la localización que nos facilitarían sería errónea. Así pues, podemos descubrir nuevos modelos teóricos de la realidad que sean más precisos, más exactos, pero los datos experimentales no van a cambiar, y las limitaciones que estos suponen, no van a desaparecer. Y si existen otras civilizaciones, más adelantadas que nosotros, aunque sus modelos teóricos nos den cien mil vueltas, estarán sometidos a las limitaciones que ya hemos descubierto.
    La verdad es que tu planteamiento suena muy propio del pensamiento posmoderno, según el cual todo es discurso y todo discurso es igualmente válido. Una línea filosófica que no puede estar más equivocada.

    Me gusta

  28. Tasmaker
    3 marzo, 2022 a las 11:32

    Hay una campana eléctrica en Oxford que lleva sonando 181 años gracias a una batería que nadie sabe de qué está hecha

    https://www.xataka.com/energia/hay-campana-electrica-oxford-que-lleva-sonando-181-anos-gracias-a-bateria-que-nadie-sabe-que-esta-hecha-1

    Me gusta

  29. Far Voyager
    3 marzo, 2022 a las 22:42

    Léete completo el artículo, en el que explican porqué sigue funcionando hoy y que piensan puede ser realmente dicha batería. Lo último que me imagino que sea el día que se agote es que sea un artefacto extraterrestre.

    Me gusta

  30. Centruroides sculpturatus
    4 marzo, 2022 a las 13:22

    «No me venga con que el espacio es «hostil». El mar también lo es.»
    Creo que es lo más estúpido que he leído en este blog últimamente. Denota una absoluta ignorancia acerca de las condiciones reales en el espacio. A su lado el mar es una auténtico paraíso. Y no tengo yo tan claro que para surcar el mar lo más limitante sea la tecnologia. Muchos animales terrestres colonizan islas surcando el mar para llegar a ellas. Fe hecho, hace poco leí que los grandes simios llegaron a África desde Asia por mar (tendría que recomprobarlo, lo leí en un medio de divulgación). Y los primeros humanos que se aventuraron a surcar el pacífico colonizando sus islas y archipiélagos, llegando incluso a lugares remotos como Hawai o la isla de Pascua, hacían buenos barcos, pero no creo que fueran mejores que los barcos fenicios, griegos y romanos, que se limitaron bàsicamente al Mediterráneo. Al final surcar el mar era más una cuestión de voluntad para hacerlo que de tecnologia. Los vikingos, por ejemplo, exploraron más allá de lo que hicieros griegos y romanos con barcos tecnológicamente muy similares. Por ejemplo, en la misma época en la que Colón navegó hasta lo que ahora conocemos como el caribe, China quiso enviar barcos mucho más grandes y mejor preparados para navegar hasta África, pero una decisión política de última hora dejó la misión en nada. Quien sabe como hubiera cambiado la historia si se hubiera llevado a cabo, o si los romanos se hubieran aventurado por el Atlántico, pero no hubo voluntad. En cambio el espacio exterior es otra cosa. Radiación constante que te puede freir en minutos (y fuera de la heliosfera es aún peor), meteoritos de todos los tamaños, distancias colosales si surge algun imprevisto, y objetos difíciles de ver o identificar viajando a la deriva a grandes velocidades (hace poco de descubrió un agujero negro errante por la galaxia). Ya solo el hecho de ir a la ISS, que está ‘aquí al lado’, supone una serie de retos para el organismo de los astronautas. En el mar la principal limitación és la deshidratación. Comida, aunque sea muy dificil de conseguir , es hasta cierto punto trivial conseguirla pescando, y si surge algún imprevisto la tierra más cercana queda a una distancia razonable. Nada que ver con el espacio.

    Por otro lado, para saber si un OVNI es de origen alien, se aplicaría el mismo razonamiento que para saber si una señal de radio es de origen alienígena: se descartan todas las fuentes de radio naturales y terrestres, y lo que te quedade origen desconocido se coteja para ver si efectivamente es artificial. Con la naves igual. Lo curioso es que la mayoria de OVNIs tienen un diseño muy humano. Me explico: todas son naves aerodinámicas (será que en el espacio el ‘aire’ opone mucha resistencia y no lo sabiamos), y todas ellas pueden ser imaginadas realmente por cualquiera. Si hay alienígenas surcando la galaxia seguramente lo hagan con medios que no se parezcan a nada que la mayoría de persona puedan imaginar. Una manera podria ser con una esfera de Dyson modificada que extrae material de la estrella para propulsarla, por el espacio, y con ella a todo el sistema solar que esté ligado por gravedad (creo recordar que así se podía llegar al 20% de la velocidad). O con un motor de curvatura que hayan descubierto o invetado ellos, porque los motores de curvatura teóricos que se han propuesto basados en la nétrica de Alcubierre NO SIRVEN para el viaje interestelar. Yo pensaba que sí, pero se ve que las velocidades superlumínicas solo se pueden alcanzar dentro de la propia burbuja, así que tendrias que hacer una burbuja warp tan grande como la distancia de la estrella a la que queras ir. Eso técnicamente en imposible debido a la cantidad de energia que tendrías que poner.

    Me gusta

  31. Anónimo
    5 marzo, 2022 a las 14:57

    Yo no creo en la existencia de vida extraterrestre.

    Porque ello es calificar de verdadero algo que no me consta.

    Más bien creo en la posibilidad de la existencia de vida extraterrestre.

    Asunto muy diferente.

    Me gusta

  32. Jess
    7 marzo, 2022 a las 10:43

    Qué tiempos aquellos en los que los aliens se les aparecían a los tontos del pueblo que casualmente pasaban por ahí, cual pastorcitos de Fátima. Y cuando, mira tú por dónde, tenían una cámara a mano, la foto, con los nervios, les salía movida. Estas atracciones de feria alimentan muchas bocas desde hace años y por lo tanto no se va a soltar la presa.

    Me gusta

  1. No trackbacks yet.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: