Archivo

Posts Tagged ‘seguridad en la red’

De la Nube y sus cuidados


nube
Autor: Darío

Este escrito trata sobre la Nube de información, que se ha vuelto moda, y de los cuidados que los usuarios hemos de tener al usarla.

Como toda tecnología, la Nube (el uso de servidores para alojar la información y los servicios derivados haciendo uso de un servicio que puede estar en nuestro país o en cualquier lado) tiene posibles ventajas y varias desventajas, que son necesarias conocer antes de usarlos para no tener que enfrentar catástrofes inesperadas, o para poder hacer alguna mitigación de daños en caso de ser necesario.

1.- El primer problema es de actitud.- Para la mayoría de las personas que contemplan el uso de la Nube – básicamente dueños de PYMES, gerentes de negocios y administradores de cualquier tamaño-, ésta se presenta como la solución total a muchos de los problemas de carácter informático que tienen. Si la empresa o negocio no tiene, no puede o no desea considerar un departamento de tecnologías informáticas y/o personal especializado, si se depende de servicios de terceros que han dado problemas con frecuencia en vez de soluciones, si se tienen problemas constantes de ataques a infraestructura, robo de información y pérdida de reputación y de dinero, la Nube se presenta como la solución absoluta de los problema listados, y más todavía.

Pero nada más lejos de la realidad. Y lo evidenciaremos en los puntos subsecuentes.
Leer más…

Seguridad informática: un derecho por el que hay que pelear, y aprender (I)

8 febrero, 2013 7 comentarios

dario 0Autor: Darío
La acelerada expansión de dispositivos móviles con los cuales los usuarios se conectan a la Internet, ya sea por iniciativa propia o por necesidades educativas y/o laborales, y las facilidades de comunicación que estos dispositivos representan, ha venido acompañada de otros fenómenos muy interesantes: la también acelerada carrera en la construcción de código malicioso de la más diversa índole que tiene como fin hacerse de la información de los usuarios y/o del control de sus equipos es uno de estos fenómenos, que ciertamente no es nuevo pero que ha tomado su auge en los últimos dos a tres años. Otro es la falta de control por parte de usuarios tanto particulares como corporativos para gestionar los procesos administrativos que mueven su información, así como la incapacidad de acceder a los códigos fuentes de la casi totalidad del software que utilizan. Otro más pero no de menor importancia es la despreocupada utilización de los datos personales como del equipo que está en su entorno inmediato, por parte de los usuarios.

Los usuarios en la gran mayoría de los casos desconocen, y en varios casos, cuando conocen, prefieren hacer como si no supieran, los riesgos enormes que corren cada vez que ellos y sus seres queridos enfrentan cuando se conectan a la red tanto por el desconocimiento de lo que están haciendo como por el hecho de haber dejado en otras manos la gestión de sus intereses: la golosina de la comunicación inmediata y fácil es demasiado tentadora como para dejar de probarla incluso cuando tienen una idea vaga de los problemas que enfrentarán (1 , 2 y 3). Y si en algunos casos los usuarios de las más diversas actividades si tienen una idea aunque sea nebulosa del problema o los problemas que hay en las conexiones a la Internet, por qué cada vez más en los medios de comunicación las palabras virus, código malicioso, malware, troyano, ataque, denegación de servicio, por poner el caso, aparecen frecuentemente junto con las noticias de ataques cibernéticos que tiran servidores de compañías, organizaciones no gubernamentales, gobiernos y algunos suicidios muy sonados de adolescentes y jóvenes por acoso cibernético (Toronto Sun, El País o La Nación) estos usuarios apelan a la ley estadística de los grandes números esperando que los ataque sean “cosas que sufren los demás” (4). Hay inquietud (5), hay cierto malestar por parte de estos usuarios que incluso pueden llegar a comportarse en actitudes que podríamos calificar “de seguridad-vudú”: comprar un antivirus, instalarlo y olvidarse de él completamente “por qué se está protegido” (Malware infecta más de medio millón de ordenadores en México), ignorando que la seguridad informática de nuestros equipos y la seguridad de la información tanto personal como gubernamental como corporativa es una actitud de vida, no un producto de “póngase y olvídese de él” (El adivino de la red).
Leer más…

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.451 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: